eldiariodelarepublica.com
El 95% de las multas fueron aplicadas a conductores locales

X

El 95% de las multas fueron aplicadas a conductores locales


En la época de vacaciones los automovilistas puntanos son los más reacios a cumplir con las normas de tránsito y seguridad en las rutas, y las estadísticas así lo confirman. El jefe del Cuerpo de Tránsito de la Policía, Claudio Latini, señaló que el 95 por ciento de las multas fueron realizadas a conductores de San Luis. “En general, el turista viene con todos los elementos reglamentarios de seguridad y la documentación. Con ellos no tenemos inconvenientes porque se cuidan muchísimo. Como están en un lugar de visita, son más precavidos”, expresó.
En lo que va de enero la Policía Caminera ya labró 410 actas de infracción, de las cuales 70 fueron por exceso de velocidad. En las rutas las faltas más comunes son por no llevar las luces bajas encendidas, no usar el cinturón y conducir más rápido de lo permitido.

Dicen que los turistas llevan todos los elementos de seguridad y la documentación.



El límite de velocidad en autopistas es de 120 kilómetros por hora, en las rutas 110, y en las avenidas 60. Una infracción por traspasar estos límites puede costar entre $1.800 y $6.000.
“El uso del cinturón ya está bastante incorporado, aunque muchas veces los que van en la parte trasera no lo usan, y en realidad es obligatorio para todos los ocupantes del vehículo”, dijo Latini. Otra de las infracciones más frecuentes, sobre todo en los operativos de la zona serrana, es que viajen más personas de lo permitido en los automóviles.
“Hemos detectado vehículos que llevaban más personas de las que deberían; mujeres que van con sus niños en la parte delantera, incluso sin el cinturón. A los chicos no los deben llevar adelante, tienen que ir atrás en el sillín correspondiente, y si son mayores sentados con el cinturón”, agregó.
“Hace muchísimos años que venimos diciendo que en la parte de carga de las camionetas no pueden llevar gente, y lo siguen haciendo. Eso lleva una multa de $1.830. Tenga o no tenga cúpula la multa se les hace igual, porque las cajas son de material plástico o de fibra de vidrio, que al momento de darse vuelta no tienen ninguna protección, además que al no tener asiento ni cinturón de seguridad van sueltos”, explicó.
Controles-viales
Otro de los errores es no poseer la documentación en regla. “Los papeles que solicitamos son el carnet de conducir, el último recibo de pago de seguro, y la tarjeta de identificación del vehículo, más conocida como tarjeta verde. En las motos son marrones y también las pedimos”, dijo y agregó: "Buscamos controlar que vayan con las patentes colocadas. Hay vehículos que circulan con la patente vieja, algo que está prohibido desde el 2003”.
Los puestos fijos de control están ubicados en la rotonda de Cruz de Piedra y en la de ingreso a El Trapiche. Además, hay puestos móviles de control de exceso de velocidad en la Autopista de las Serranías Puntanas (desde Justo Daract hasta Desaguadero); ruta provincial N° 9; ruta nacional N° 146; ruta nacional N° 147; Autopista 25 de Mayo, avenida Santos Ortiz, autopista los Puquios y autopista Nº 55.
“Estos puestos se van moviendo todos los días. Tenemos cuatro cinemómetros que se adquirieron para este trabajo específico, por lo tanto hay equipos permanentes en la calle. Este año logramos tener mucha más precisión para tomar las multas de exceso de velocidad”, explicó Ramiro González Belzunce, jefe del Programa Prevención y Educación Vial.
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS

El 95% de las multas fueron aplicadas a conductores locales


En la época de vacaciones los automovilistas puntanos son los más reacios a cumplir con las normas de tránsito y seguridad en las rutas, y las estadísticas así lo confirman. El jefe del Cuerpo de Tránsito de la Policía, Claudio Latini, señaló que el 95 por ciento de las multas fueron realizadas a conductores de San Luis. “En general, el turista viene con todos los elementos reglamentarios de seguridad y la documentación. Con ellos no tenemos inconvenientes porque se cuidan muchísimo. Como están en un lugar de visita, son más precavidos”, expresó.
En lo que va de enero la Policía Caminera ya labró 410 actas de infracción, de las cuales 70 fueron por exceso de velocidad. En las rutas las faltas más comunes son por no llevar las luces bajas encendidas, no usar el cinturón y conducir más rápido de lo permitido.

Dicen que los turistas llevan todos los elementos de seguridad y la documentación.



El límite de velocidad en autopistas es de 120 kilómetros por hora, en las rutas 110, y en las avenidas 60. Una infracción por traspasar estos límites puede costar entre $1.800 y $6.000.
“El uso del cinturón ya está bastante incorporado, aunque muchas veces los que van en la parte trasera no lo usan, y en realidad es obligatorio para todos los ocupantes del vehículo”, dijo Latini. Otra de las infracciones más frecuentes, sobre todo en los operativos de la zona serrana, es que viajen más personas de lo permitido en los automóviles.
“Hemos detectado vehículos que llevaban más personas de las que deberían; mujeres que van con sus niños en la parte delantera, incluso sin el cinturón. A los chicos no los deben llevar adelante, tienen que ir atrás en el sillín correspondiente, y si son mayores sentados con el cinturón”, agregó.
“Hace muchísimos años que venimos diciendo que en la parte de carga de las camionetas no pueden llevar gente, y lo siguen haciendo. Eso lleva una multa de $1.830. Tenga o no tenga cúpula la multa se les hace igual, porque las cajas son de material plástico o de fibra de vidrio, que al momento de darse vuelta no tienen ninguna protección, además que al no tener asiento ni cinturón de seguridad van sueltos”, explicó.
Controles-viales
Otro de los errores es no poseer la documentación en regla. “Los papeles que solicitamos son el carnet de conducir, el último recibo de pago de seguro, y la tarjeta de identificación del vehículo, más conocida como tarjeta verde. En las motos son marrones y también las pedimos”, dijo y agregó: "Buscamos controlar que vayan con las patentes colocadas. Hay vehículos que circulan con la patente vieja, algo que está prohibido desde el 2003”.
Los puestos fijos de control están ubicados en la rotonda de Cruz de Piedra y en la de ingreso a El Trapiche. Además, hay puestos móviles de control de exceso de velocidad en la Autopista de las Serranías Puntanas (desde Justo Daract hasta Desaguadero); ruta provincial N° 9; ruta nacional N° 146; ruta nacional N° 147; Autopista 25 de Mayo, avenida Santos Ortiz, autopista los Puquios y autopista Nº 55.
“Estos puestos se van moviendo todos los días. Tenemos cuatro cinemómetros que se adquirieron para este trabajo específico, por lo tanto hay equipos permanentes en la calle. Este año logramos tener mucha más precisión para tomar las multas de exceso de velocidad”, explicó Ramiro González Belzunce, jefe del Programa Prevención y Educación Vial.
 

Logín