eldiariodelarepublica.com
Mendoza espera una fuerte caída en la cosecha aceitunas

Escuchanos EN VIVO!
X

Mendoza espera una fuerte caída en la cosecha aceitunas

Por


La Asociación Olivícola de Mendoza (Asolmen) se convocó en asamblea permanente ya que prevé una caída récord en la producción de aceitunas del 30 por ciento para la campaña 2014 y aseguró que en 2013 recogieron sólo 35 mil toneladas, 45 mil menos que las cifras oficiales.
Por las heladas, desde el sector conservero de Asolmen advierten que habrá una campaña con menos personal y área productiva inferior y por lo tanto solicitan que se eliminen los derechos de exportación y se mantengan los reintegros.
Según el pronóstico del IDR, el ciclo olivícola 2013 permitió cosechar 80.524 toneladas de aceitunas en Mendoza, con una relación entre conserva y aceite de 75%-25% respectivamente.
No obstante, los productores de olivares para consumo de la provincia aseguran que sólo se pudo recoger unas 35 mil toneladas, y que el panorama 2014 está lejos de repuntar. El Instituto de Desarrollo Rural (IDR) es una fundación mixta integrada por 35 entidades, 7 públicas y 28 privadas mientras que entre las que corresponden al sector público, 5 son de la provincia de Mendoza y 2 son nacionales, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la Universidad Nacional de Cuyo.
Pero los pronósticos privados no son alentadores y por ello la Asociación Olivícola de Mendoza se mantiene en asamblea permanente "debido a los graves problemas que la olivicultura afronta actualmente, y ante las sombrías perspectivas para la próxima campaña", que no superaría el 30 por ciento del último ciclo.
Olivares
Entre las causas, numerosos sectores mencionan la pérdida de competitividad, otros también lo atribuyen a las heladas y el viento Zonda que derribó las aceitunas de los olivos. También los productores mencionan la "consecuente disparada de costos operativos para lo que quede por levantar", según expresó un matutino mendocino.
"Todo contribuye a completar un marco desfavorable dado que la caída de la producción será récord y la poca aceituna que quede en los olivos, es de muy difícil recolección".
El productor Guillermo Zaina opinó que "este año (2013) trabajamos con las condiciones y costos que teníamos, pero el que viene (2014) ni siquiera, porque no vamos a tener cosecha".
En La Rioja la situación no es mejor y ya se anticipan los malos resultados porque la campaña olivícola arranca en enero, casi un mes y medio antes que en Mendoza.
Muchas hectáreas de olivos riojanos se encuentran en estado de abandono, algunas empresas que fraccionan aceitunas en conserva ya apelaron al retiro voluntario como medio de reducir su planta de personal ya que se considera que la campaña es la peor en décadas.
Mendoza todavía no apelará a la reducción de empleados como explicó Horacio Ferro, de la firma del departamento mendocino de Maipú "Caminos del Inca", quien aseguró que "vamos a hacer un esfuerzo, porque la gente nos acompañó cuando a mitad de año casi no había ventas y tuvimos que reducir la jornada laboral".
Para Ferro, la actividad perdió rentabilidad y una prueba es que en dos años cerraron cuatro fábricas, mientras que el panorama se complica por el alza sostenida de los insumos y mano de obra.
La superficie productiva olivícola mendocina en 2013 rozó las 14.200 hectáreas, muy parecida a la del NOA.
"Se están erradicando muchos olivares de muchos años, sobre todo en Maipú y en la zona este, porque en muchos casos al productor, que viene quebrado, le resulta más negocio vender las fincas para inversiones inmobiliarias", sostuvo Ferro. Al igual que el reclamo vitivinícola, el sector de la aceituna en fresco pide una eliminación de los derechos de exportación, hoy del 5%, y mantener los reintegros (4,05%).
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS

Mendoza espera una fuerte caída en la cosecha aceitunas


La Asociación Olivícola de Mendoza (Asolmen) se convocó en asamblea permanente ya que prevé una caída récord en la producción de aceitunas del 30 por ciento para la campaña 2014 y aseguró que en 2013 recogieron sólo 35 mil toneladas, 45 mil menos que las cifras oficiales.
Por las heladas, desde el sector conservero de Asolmen advierten que habrá una campaña con menos personal y área productiva inferior y por lo tanto solicitan que se eliminen los derechos de exportación y se mantengan los reintegros.
Según el pronóstico del IDR, el ciclo olivícola 2013 permitió cosechar 80.524 toneladas de aceitunas en Mendoza, con una relación entre conserva y aceite de 75%-25% respectivamente.
No obstante, los productores de olivares para consumo de la provincia aseguran que sólo se pudo recoger unas 35 mil toneladas, y que el panorama 2014 está lejos de repuntar. El Instituto de Desarrollo Rural (IDR) es una fundación mixta integrada por 35 entidades, 7 públicas y 28 privadas mientras que entre las que corresponden al sector público, 5 son de la provincia de Mendoza y 2 son nacionales, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la Universidad Nacional de Cuyo.
Pero los pronósticos privados no son alentadores y por ello la Asociación Olivícola de Mendoza se mantiene en asamblea permanente "debido a los graves problemas que la olivicultura afronta actualmente, y ante las sombrías perspectivas para la próxima campaña", que no superaría el 30 por ciento del último ciclo.
Olivares
Entre las causas, numerosos sectores mencionan la pérdida de competitividad, otros también lo atribuyen a las heladas y el viento Zonda que derribó las aceitunas de los olivos. También los productores mencionan la "consecuente disparada de costos operativos para lo que quede por levantar", según expresó un matutino mendocino.
"Todo contribuye a completar un marco desfavorable dado que la caída de la producción será récord y la poca aceituna que quede en los olivos, es de muy difícil recolección".
El productor Guillermo Zaina opinó que "este año (2013) trabajamos con las condiciones y costos que teníamos, pero el que viene (2014) ni siquiera, porque no vamos a tener cosecha".
En La Rioja la situación no es mejor y ya se anticipan los malos resultados porque la campaña olivícola arranca en enero, casi un mes y medio antes que en Mendoza.
Muchas hectáreas de olivos riojanos se encuentran en estado de abandono, algunas empresas que fraccionan aceitunas en conserva ya apelaron al retiro voluntario como medio de reducir su planta de personal ya que se considera que la campaña es la peor en décadas.
Mendoza todavía no apelará a la reducción de empleados como explicó Horacio Ferro, de la firma del departamento mendocino de Maipú "Caminos del Inca", quien aseguró que "vamos a hacer un esfuerzo, porque la gente nos acompañó cuando a mitad de año casi no había ventas y tuvimos que reducir la jornada laboral".
Para Ferro, la actividad perdió rentabilidad y una prueba es que en dos años cerraron cuatro fábricas, mientras que el panorama se complica por el alza sostenida de los insumos y mano de obra.
La superficie productiva olivícola mendocina en 2013 rozó las 14.200 hectáreas, muy parecida a la del NOA.
"Se están erradicando muchos olivares de muchos años, sobre todo en Maipú y en la zona este, porque en muchos casos al productor, que viene quebrado, le resulta más negocio vender las fincas para inversiones inmobiliarias", sostuvo Ferro. Al igual que el reclamo vitivinícola, el sector de la aceituna en fresco pide una eliminación de los derechos de exportación, hoy del 5%, y mantener los reintegros (4,05%).
 

Logín