eldiariodelarepublica.com
Agustín, jugador de vóley del club Lafinur... murió jugando

X

Agustín, jugador de vóley del club Lafinur... murió jugando

Por Alejandro Magdaleno


Agustín Irustia estaba jugando en la playa, de vacaciones en Villa Gesell, junto a su familia y amigos. A los 17 años, ya sin armar castillos ni túneles en la arena, la pelota ganaba la escena e iba de un lado a otro.
A las 16:45 cayó un rayo fulminante y Agustín fue uno de los tres jóvenes que perdió la vida.
Recién egresado del colegio Cristo Rey, tenía sus sueños deportivos en el vóley, el deporte que acunó de nacimiento.
Jugaba en el club Lafinur y en la Selección de San Luis, que terminó cuarta en los Binacionales. Fue premiado en la Fiesta del Deporte 2013 como el mejor jugador de vóley de la provincia.
Con poco más de 1,80 de estatura, era punta y estuvo haciendo trabajos previos en el equipo de Tortuguitas, con posibilidades de integrar un plantel de la Liga Nacional. Incluso hay quienes afirman que tenía grandes chances de mostrarse en Brasil.
Con amigos
Los Irustia (Agustín, papá Fabio, mamá Mariana y Santiago, de 9 años) estaban junto a los Ochoa.
Fabián Ochoa es presidente del Colegio de Árbitros del Vóley local e íntimo amigo de Fabio, desde que Irustia llegó a San Luis en 1987, de San Juan y tras jugar en Obras. Hoy es el presidente de la Federación de Vóley de San Luis.
Priscila Ochoa (16), con una relación casi de hermanos con Agus, anoche peleaba por su vida, siendo la más afectada de las veintidós personas heridas por la descarga eléctrica.
¿Por qué?
La pregunta recorre cada centímetro de existencia. Siempre es ¿por qué? Y nunca, cuando existen pérdidas irreparables, hay una explicación que pueda con semejante dolor. El 9 de agosto de 2013, luego de un reconocimiento que recibió Agustín como mejor jugador en un torneo en Río Cuarto, Fabio opinó de su hijo y le dijo a El Diario de la República: "El técnico de la selección me dice que técnicamente es bueno, inteligente, que es completo. Pero a nivel selección la altura es predominante".
Jorge Elgueta, ex Selección Argentina, aportó en esa entrevista: "Tal vez no llegue a la Selección, pero podrá ser un jugador de Liga Nacional, vivir del deporte y cursar una carrera universitaria".
Anoche, desde San Juan, Elgueta le dijo a El Diario: "Mi hijo Gerónimo está destrozado, Agustín es su mejor amigo. No hay palabras". Y tiene razón. No hay palabras.
Agustin-Irustia
  Agustín hace diez días, el 31 de diciembre, en el mar de Villa Gesell.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS

Agustín, jugador de vóley del club Lafinur... murió jugando


Agustín Irustia estaba jugando en la playa, de vacaciones en Villa Gesell, junto a su familia y amigos. A los 17 años, ya sin armar castillos ni túneles en la arena, la pelota ganaba la escena e iba de un lado a otro.
A las 16:45 cayó un rayo fulminante y Agustín fue uno de los tres jóvenes que perdió la vida.
Recién egresado del colegio Cristo Rey, tenía sus sueños deportivos en el vóley, el deporte que acunó de nacimiento.
Jugaba en el club Lafinur y en la Selección de San Luis, que terminó cuarta en los Binacionales. Fue premiado en la Fiesta del Deporte 2013 como el mejor jugador de vóley de la provincia.
Con poco más de 1,80 de estatura, era punta y estuvo haciendo trabajos previos en el equipo de Tortuguitas, con posibilidades de integrar un plantel de la Liga Nacional. Incluso hay quienes afirman que tenía grandes chances de mostrarse en Brasil.
Con amigos
Los Irustia (Agustín, papá Fabio, mamá Mariana y Santiago, de 9 años) estaban junto a los Ochoa.
Fabián Ochoa es presidente del Colegio de Árbitros del Vóley local e íntimo amigo de Fabio, desde que Irustia llegó a San Luis en 1987, de San Juan y tras jugar en Obras. Hoy es el presidente de la Federación de Vóley de San Luis.
Priscila Ochoa (16), con una relación casi de hermanos con Agus, anoche peleaba por su vida, siendo la más afectada de las veintidós personas heridas por la descarga eléctrica.
¿Por qué?
La pregunta recorre cada centímetro de existencia. Siempre es ¿por qué? Y nunca, cuando existen pérdidas irreparables, hay una explicación que pueda con semejante dolor. El 9 de agosto de 2013, luego de un reconocimiento que recibió Agustín como mejor jugador en un torneo en Río Cuarto, Fabio opinó de su hijo y le dijo a El Diario de la República: "El técnico de la selección me dice que técnicamente es bueno, inteligente, que es completo. Pero a nivel selección la altura es predominante".
Jorge Elgueta, ex Selección Argentina, aportó en esa entrevista: "Tal vez no llegue a la Selección, pero podrá ser un jugador de Liga Nacional, vivir del deporte y cursar una carrera universitaria".
Anoche, desde San Juan, Elgueta le dijo a El Diario: "Mi hijo Gerónimo está destrozado, Agustín es su mejor amigo. No hay palabras". Y tiene razón. No hay palabras.
Agustin-Irustia
  Agustín hace diez días, el 31 de diciembre, en el mar de Villa Gesell.

Logín