eldiariodelarepublica.com
Caso Albornoz: le dictaron la falta de mérito a Franco Pizarro

X

Caso Albornoz: le dictaron la falta de mérito a Franco Pizarro


Después de los ocho días de prórroga solicitados por la defensa, para recabar elementos probatorios que favorezcan al imputado, Franco Gonzalo Pizarro, de 20 años, quedó en libertad. La jueza Penal Nº 3, Virginia Palacios, no encontró pruebas suficientes para atribuirle al imputado la responsabilidad del accidente en el que murió Matías Albornoz, acompañante de Franco Lucero, conductor de una Motomel negra, de 150 centímetros cúbicos.
Pizarro estuvo detenido por el hecho fatal ocurrido el 29 de diciembre, cerca de las 7, en la avenida Eva Perón.
La magistrado dispuso la libertad después de analizar el sumario realizado por personal de Accidentología Vial, declaraciones judiciales y la captura de imágenes de cámaras de seguridad.
“Mi cliente se puso a disposición de la Policía, al igual que su auto, porque él esa noche no había salido de la casa y lo justificó con personas que lo pudieron acreditar”, expresó Adriana Algarbe, abogada de Pizarro. “Al dictarle la falta de mérito no es que el sumario se clausure, sino que está abierto para recibir el resto de las pruebas que solicite, como el análisis de las cámaras de seguridad de la zona y las pericias mecánicas del vehículo”, agregó.
Según una fuente judicial, la declaración del taxista Ramón Camargo fue fundamental en la causa, ya que se trataba del único testigo objetivo y neutral.
“A pesar de que no vio el accidente, observó que los jóvenes a bordo de la moto, no estaban bien e iban sin casco, no respetaron la rotonda de las avenidas España y Lafinur y se fueron a gran velocidad hacia el oeste”, dijo la fuente.
Accidente-Albornoz
“Además aseguró que no vio ningún auto con las características similares a un Peugeot 504, como lo habían apuntado otros testigos”, agregó.
Esa versión desestima lo declarado por Martín Lucero, Víctor Pedernera y Damián Giménez, quien acusaron a Franco “Caquita” Pizarro iniciar una persecución en la rotonda y en la avenida Eva Perón, a metros de España.
Ahí los habría encerrado con el vehículo que conducía, lo que hizo que la Motomel colisionara el cordón del cantero central de la autovía y que Albornoz saliera despedido, golpeara la cabeza con el asfalto y perdiera la vida.
Además, Palacios tuvo en cuenta lo relatado por la inspectora Cintia Escudero, quien iba a cubrir servicio en la Comisaría 4ª y fue la primera persona en encontrar a los jóvenes tendidos en el pavimento.
“La agente dijo que entrevistó a Martín Lucero, quien le dijo que salió ebrio de una casa en jurisdicción de Comisaría Cuarta, para llevar a su casa a Matías (Albornoz). Y en el corredor vial (avenida Eva Perón) había mordido la carpeta asfáltica con la cubierta delantera del rodado, perdió el equilibrio y cayeron”, confió el informante judicial.
También se revisaron las imágenes de una cámara de seguridad ubicada en la esquina de Lafinur y España, la que no se percata la presencia de un Peugeot 504, ni menos aún de la persecución que narraron los testigos aportados por la defensa de la víctima.
La jueza no dejó de lado los problemas de vieja data entre Pizarro y Lucero, que hasta llegaron a causar lesiones con armas de fuego y el incendio de una casa. Además puso en tela de juicio las declaraciones de estos testigos, porque, al parecer, tenían un interés negativo respecto de la situación procesal de Franco Pizarro.
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
¿TE GUSTÓ LA NOTA?
TAGS
COMENTARIOS

Caso Albornoz: le dictaron la falta de mérito a Franco Pizarro


Después de los ocho días de prórroga solicitados por la defensa, para recabar elementos probatorios que favorezcan al imputado, Franco Gonzalo Pizarro, de 20 años, quedó en libertad. La jueza Penal Nº 3, Virginia Palacios, no encontró pruebas suficientes para atribuirle al imputado la responsabilidad del accidente en el que murió Matías Albornoz, acompañante de Franco Lucero, conductor de una Motomel negra, de 150 centímetros cúbicos.
Pizarro estuvo detenido por el hecho fatal ocurrido el 29 de diciembre, cerca de las 7, en la avenida Eva Perón.
La magistrado dispuso la libertad después de analizar el sumario realizado por personal de Accidentología Vial, declaraciones judiciales y la captura de imágenes de cámaras de seguridad.
“Mi cliente se puso a disposición de la Policía, al igual que su auto, porque él esa noche no había salido de la casa y lo justificó con personas que lo pudieron acreditar”, expresó Adriana Algarbe, abogada de Pizarro. “Al dictarle la falta de mérito no es que el sumario se clausure, sino que está abierto para recibir el resto de las pruebas que solicite, como el análisis de las cámaras de seguridad de la zona y las pericias mecánicas del vehículo”, agregó.
Según una fuente judicial, la declaración del taxista Ramón Camargo fue fundamental en la causa, ya que se trataba del único testigo objetivo y neutral.
“A pesar de que no vio el accidente, observó que los jóvenes a bordo de la moto, no estaban bien e iban sin casco, no respetaron la rotonda de las avenidas España y Lafinur y se fueron a gran velocidad hacia el oeste”, dijo la fuente.
Accidente-Albornoz
“Además aseguró que no vio ningún auto con las características similares a un Peugeot 504, como lo habían apuntado otros testigos”, agregó.
Esa versión desestima lo declarado por Martín Lucero, Víctor Pedernera y Damián Giménez, quien acusaron a Franco “Caquita” Pizarro iniciar una persecución en la rotonda y en la avenida Eva Perón, a metros de España.
Ahí los habría encerrado con el vehículo que conducía, lo que hizo que la Motomel colisionara el cordón del cantero central de la autovía y que Albornoz saliera despedido, golpeara la cabeza con el asfalto y perdiera la vida.
Además, Palacios tuvo en cuenta lo relatado por la inspectora Cintia Escudero, quien iba a cubrir servicio en la Comisaría 4ª y fue la primera persona en encontrar a los jóvenes tendidos en el pavimento.
“La agente dijo que entrevistó a Martín Lucero, quien le dijo que salió ebrio de una casa en jurisdicción de Comisaría Cuarta, para llevar a su casa a Matías (Albornoz). Y en el corredor vial (avenida Eva Perón) había mordido la carpeta asfáltica con la cubierta delantera del rodado, perdió el equilibrio y cayeron”, confió el informante judicial.
También se revisaron las imágenes de una cámara de seguridad ubicada en la esquina de Lafinur y España, la que no se percata la presencia de un Peugeot 504, ni menos aún de la persecución que narraron los testigos aportados por la defensa de la víctima.
La jueza no dejó de lado los problemas de vieja data entre Pizarro y Lucero, que hasta llegaron a causar lesiones con armas de fuego y el incendio de una casa. Además puso en tela de juicio las declaraciones de estos testigos, porque, al parecer, tenían un interés negativo respecto de la situación procesal de Franco Pizarro.
 

Logín