Dos especialistas del mundo equino disertaron en la Expo | El campo | El Diario de la República El Diario de la República
El campo - | 03-11-2013 | 08:10 | 0

Dos especialistas del mundo equino disertaron en la Expo

Clínica y conferencia en la Feria Rural de San Luis. Daniel Anz explicó el concepto de balance corporal, y Mario Salvi, cómo tratar un animal con cólicos.

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar
  • +-Texto
  • Compartir
  • Facebook
  • 1/1 El herrero Daniel Anz mostró a los asistentes la forma correcta de recortar los cascos.

Cómo lograr un equilibrio corporal perfecto en el caballo? ¿Qué hacer si el animal presenta síntomas de cólicos? El podólogo equino Daniel Anz y el médico veterinario Mario Salvi buscaron responder a estas y otras preguntas durante la Expo Rural 2013.
Ante un público de cincuenta personas, el maestro herrador explicó el balance F, una novedosa técnica de recorte de casco que consiste en trasladar el peso del animal al centro del pie para alcanzar un equilibrio corporal absoluto.
"Hasta ahora, al momento de aplomar un caballo, se han tenido en cuenta sólo tres balances: X, Y y Z. Pero nos hemos olvidado que el casco tiene un movimiento de flexibilidad longitudinal, que es el encargado de repartir las presiones", señaló Anz, autor del revolucionario concepto, quien opinó que introducir esta idea aún es difícil "porque hay que romper un paradigma de siglos establecido en la herrería y podología equina".
Con diapositivas, el especialista mostró los resultados de un experimento que demoró un año, y que consistía en la evolución del equilibrio corporal de un animal medido a través de sensores. Los gráficos mostraban cómo el peso se acercaba cada vez más hacia el centro del casco.
"Los músculos del caballo deben estar ocupados en hacer avanzar al animal y no en buscar el equilibrio. El equilibrio debe lograrse mediante el recorte del casco. Para el caballo es un alivio, como si le sacaran una piedra del zapato", graficó el podólogo.
Y aclaró: "Mientras más adulto es el caballo, mayor es el período de rehabilitación muscular. Si se trata de un animal joven, de dos o tres años, el cambio se nota enseguida, pero si tiene doce años, por ejemplo, puede tardar entre diez o quince días en adaptarse. Esto se debe a que hay una descoordinación todavía entre el cerebro y la información que le envía el nuevo equilibrio corporal".
Anz señaló que mediante la implementación del balance F, el caballo obtiene un mayor aprovechamiento de los músculos, tendones y ligamentos, y se evita la alteración de los tejidos blandos.
Para diseminar estos conocimientos por todo el mundo, el herrador fundó cinco academias apuntadas a enseñar esta técnica. Tres están ubicadas en Alemania, en las ciudades de Hamburgo, Fráncfort y Schwarzmühle, otra en Asturias, España y una más en la localidad de Junín de los Andes, provincia de Neuquén. "Creo que ésta ha sido la mejor manera de concientizar", consideró.
Otra de las charlas que también atrajo a un grupo de herradores, veterinarios, recortadores y jinetes fue la del médico veterinario Mario Salvi, quien explicó cómo detectar los síntomas de cólicos en caballos y qué acciones de urgencia se deben tomar para resolver la situación.
El veterinario comenzó por indicar que "el cólico es uno de los más importantes de los problemas médicos que sufren los caballos, con una tasa de fatalidad del 11%".
Esto se debe, en primer lugar, a que el animal tiene un estómago muy chico y un intestino delgado muy largo. Otros factores que influyen son las estructuras anatómicas, la edad y el sexo del animal, entre otros.
"En su ambiente natural, el caballo pasa entre 15 y 16 horas comiendo pero en pequeñas cantidades, el problema es cuando se los lleva a otro tipo de explotación, donde se los alimenta dos o tres veces por día con concentrados o pellets de alfalfa", señaló.
Como primeras medidas preventivas, Salvi recomendó controlar la frecuencia cardíaca y respiratoria, revisar el color de las mucosas (que siempre debe ser color rosa pálido), y auscultar el abdomen para ver si existen movimientos extraños.
"Otra maniobra sencilla es controlar el tiempo de llenado capilar. Hay que apretar las encías del animal hasta que queden blancas y luego contar cuánto tarda en volver a su color. Si tarda más de dos segundos quiere decir que existe algún tipo de deshidratación", señaló el médico veterinario.
Luego mencionó algunas recetas para eliminar el dolor abdominal y describió en detalle los efectos de distintos tipos de narcóticos, tranquilizantes y analgésicos. "Es importante que el animal esté relajado, porque esto lo puede ayudar a regularizar el funcionamiento de su aparato digestivo y evitar que se ponga nervioso y se agrave el cuadro", explicó.
Como otro punto importante para el tratamiento de urgencia de cólicos, el especialista señaló que hay tener en cuenta la desparasitación. "En caso de no tener la libreta sanitaria, o en caso de duda, siempre conviene aplicar un desparasitador, ya que la obstrucción puede estar dada por la aglomeración de gusanos", explicó.


Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento



Mirá los comentarios
0

Se el primero en comentar