eldiariodelarepublica.com
Taxistas piden a sus compañeros que no usen ojotas ni musculosas

Escuchanos EN VIVO!

Escuchanos EN VIVO!
X

Taxistas piden a sus compañeros que no usen ojotas ni musculosas


Una de las tantas obligaciones que por ordenanza tienen los conductores de taxi de San Luis es "exhibir pulcritud en su aspecto personal durante la prestación del servicio". Sin embargo, como la norma original no ahonda en qué deben usar y qué no, varios taxistas le pidieron a sus compañeros que no anden de ojotas, pantalones cortos y musculosas, como suele suceder cada vez que las temperaturas empiezan a elevarse.

El taxi es uno de los servicios que obtuvo los mayores aumentos en lo que va del año. Sólo en el precio de la bajada de bandera logró una mejora del 60 por ciento en la tarifa.


 Hace unos meses el concejal de Compromiso Federal, Jorge Pereira, había presentado un proyecto para que los taxistas comiencen a usar uniforme similar a la de un oficinista, pero no hubo acuerdo. “Querían uniformarnos, nos opusimos pero sí llegamos a un acuerdo de la reglamentación sobre la vestimenta. Tiene que ser chomba o camisa, pantalón de vestir o jean largo y calzado cerrado. Tenemos que dar el ejemplo porque ofrecemos un servicio”, contó Jorge Fernández, presidente de la Asociación Titulares de Taxistas.


Aseguró que “hay algunos pícaros que andan de cortos y ojotas y normalmente son los chicos más jóvenes pero no es mi labor andar controlando cómo están vestidos sólo los puedo aconsejar. El ente de control debería ser la Municipalidad. Si no cumple tienen que sancionarlo con una multa”, afirmó.


El proyecto lo presentó en mayo el concejal Jorge Pereira, de Compromiso Federal. Proponía como prendas obligatorias camisa blanca de manga corta o larga, pantalón de vestir negro o azul oscuro y calzado cerrado de color negro. De manera opcional establecía un suéter negro o azul oscuro, chaleco del mismo color y hasta la prohibición de gorra o accesorios similares.


“No se trata de estar vestidos de la misma forma porque es incómodo. Por ahí se te rompe el auto y lo tenés que arreglar y te ensuciás”, expresó Fernández.


El  secretario general del Sindicato de Peones de Taxis, Gastón Escudero manifestó que le pareció exagerada la medida de Pereira. “No decimos que hay que andar con un pantalón de fútbol y musculosa pero sí tener cierta libertad para vestirnos. Con días de 35 grados de calor no vas a andar con corbata como propuso en un momento”, comentó.


Si bien Escudero dijo que el referente de los propietarios asistió a las reuniones, negó que alguno de los suyos haya participado de los encuentros. “No estamos en desacuerdo con el planteo, tenemos que estar presentables pero no uniformados”, finalizó.


“Me enteré que querían hacernos usar uniforme pero me parece que para manejar un taxi no es la mejor opción porque deberíamos tener más de uno porque trabajamos de lunes a lunes. Estoy de acuerdo en que tenemos que estar presentables pero sería molesto, sobre todo cuando hace calor. Yo siempre me pongo remera o camisa, pantalón largo y zapatillas o zapatos”, mencionó Fabio, dueño de su taxi. Afirmó que hay algunos compañeros que no se visten como deberían y que tendrían que hacerlo porque es un trabajo.


“Nos opusimos al proyecto por el tema del costo y el momento no era el apropiado porque se estaba hablando de la cuestión de la pulcritud y es un concepto bastante amplio”, explicó Horacio Catalá, presidente de la Asociación de Conductores de Taxi (Acotax).


El representante aseguró que está establecido en la ordenanza  pero hay que hacer controles porque hay gente manejando taxis con musculosas y ojotas.


“Es sentido común que tienen que estar presentables pero no somos un agente de contralor, somos una asociación de taxistas. El Municipio tiene que hacerse cargo y sancionar al que no cumpla”, remarcó.


La idea surgió después de que un afiliado de la Juventud Desarrollista elevó su queja cuando unos visitantes recién llegados a San Luis quedaron fascinados con la nueva terminal pero un taxista de ojotas y bermudas generaba un aspecto poco cuidado.


Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Taxistas piden a sus compañeros que no usen ojotas ni musculosas

Sin uniforme. Un concejal quiso que usaran camisa, pantalón y zapatos. El proyecto no prosperó.

Una de las tantas obligaciones que por ordenanza tienen los conductores de taxi de San Luis es "exhibir pulcritud en su aspecto personal durante la prestación del servicio". Sin embargo, como la norma original no ahonda en qué deben usar y qué no, varios taxistas le pidieron a sus compañeros que no anden de ojotas, pantalones cortos y musculosas, como suele suceder cada vez que las temperaturas empiezan a elevarse.

El taxi es uno de los servicios que obtuvo los mayores aumentos en lo que va del año. Sólo en el precio de la bajada de bandera logró una mejora del 60 por ciento en la tarifa.


 Hace unos meses el concejal de Compromiso Federal, Jorge Pereira, había presentado un proyecto para que los taxistas comiencen a usar uniforme similar a la de un oficinista, pero no hubo acuerdo. “Querían uniformarnos, nos opusimos pero sí llegamos a un acuerdo de la reglamentación sobre la vestimenta. Tiene que ser chomba o camisa, pantalón de vestir o jean largo y calzado cerrado. Tenemos que dar el ejemplo porque ofrecemos un servicio”, contó Jorge Fernández, presidente de la Asociación Titulares de Taxistas.


Aseguró que “hay algunos pícaros que andan de cortos y ojotas y normalmente son los chicos más jóvenes pero no es mi labor andar controlando cómo están vestidos sólo los puedo aconsejar. El ente de control debería ser la Municipalidad. Si no cumple tienen que sancionarlo con una multa”, afirmó.


El proyecto lo presentó en mayo el concejal Jorge Pereira, de Compromiso Federal. Proponía como prendas obligatorias camisa blanca de manga corta o larga, pantalón de vestir negro o azul oscuro y calzado cerrado de color negro. De manera opcional establecía un suéter negro o azul oscuro, chaleco del mismo color y hasta la prohibición de gorra o accesorios similares.


“No se trata de estar vestidos de la misma forma porque es incómodo. Por ahí se te rompe el auto y lo tenés que arreglar y te ensuciás”, expresó Fernández.


El  secretario general del Sindicato de Peones de Taxis, Gastón Escudero manifestó que le pareció exagerada la medida de Pereira. “No decimos que hay que andar con un pantalón de fútbol y musculosa pero sí tener cierta libertad para vestirnos. Con días de 35 grados de calor no vas a andar con corbata como propuso en un momento”, comentó.


Si bien Escudero dijo que el referente de los propietarios asistió a las reuniones, negó que alguno de los suyos haya participado de los encuentros. “No estamos en desacuerdo con el planteo, tenemos que estar presentables pero no uniformados”, finalizó.


“Me enteré que querían hacernos usar uniforme pero me parece que para manejar un taxi no es la mejor opción porque deberíamos tener más de uno porque trabajamos de lunes a lunes. Estoy de acuerdo en que tenemos que estar presentables pero sería molesto, sobre todo cuando hace calor. Yo siempre me pongo remera o camisa, pantalón largo y zapatillas o zapatos”, mencionó Fabio, dueño de su taxi. Afirmó que hay algunos compañeros que no se visten como deberían y que tendrían que hacerlo porque es un trabajo.


“Nos opusimos al proyecto por el tema del costo y el momento no era el apropiado porque se estaba hablando de la cuestión de la pulcritud y es un concepto bastante amplio”, explicó Horacio Catalá, presidente de la Asociación de Conductores de Taxi (Acotax).


El representante aseguró que está establecido en la ordenanza  pero hay que hacer controles porque hay gente manejando taxis con musculosas y ojotas.


“Es sentido común que tienen que estar presentables pero no somos un agente de contralor, somos una asociación de taxistas. El Municipio tiene que hacerse cargo y sancionar al que no cumpla”, remarcó.


La idea surgió después de que un afiliado de la Juventud Desarrollista elevó su queja cuando unos visitantes recién llegados a San Luis quedaron fascinados con la nueva terminal pero un taxista de ojotas y bermudas generaba un aspecto poco cuidado.


Logín