eldiariodelarepublica.com
Presentaron un proyecto para controlar las plantas cloacales

Escuchanos EN VIVO!

Escuchanos EN VIVO!
X

Presentaron un proyecto para controlar las plantas cloacales


El Gobierno de la Provincia presentó en la Legislatura un nuevo proyecto de ley para regular el funcionamiento las plantas de efluentes cloacales. Esto le permitirá sancionar a los municipios que no cumplan con los protocolos, antes de que se contaminen los cursos de agua. Mediante este nuevo instrumento legal, el Ejecutivo  busca evitar casos como el del colapso del sistema de cloacas del Municipio de El Trapiche que desde hace cinco meses no está funcionando, según las inspecciones que el Ministerio de Medio Ambiente  realizó el 13 de diciembre del año pasado.

Este proyecto dota de una herramienta fundamental al Estado provincial para realizar los debidos controles en el tratamiento de los Municipios.


La semana anterior el gobernador Claudio Poggi le había solicitado a la ministra de Medio Ambiente, Daiana Hissa, que diera los detalles de esta nueva ley, que implicará la obligación por parte de las intendencias y los comisionados municipales de trabajar bajo un nuevo concepto de administración de estas plantas. “Contemplará contar con un plan de gestión anual con nuevos estándares de calidad, toma de muestras periódicas y el nombramiento de un responsable técnico. Además, el Estado provincial tendrá la potestad de descontarle en forma directa, de la coparticipación, las sanciones derivadas por incumplimientos de parte de los municipios”, anticipó la ministra.


A partir de la aprobación de la nueva ley se le pedirá a los municipios muestras una vez por mes o una vez por semana que tendrán carácter de declaración jurada.


“Si los controles no coinciden con estas medidas, las sanciones serán tan graves como las que se aplican hoy a las industrias. Con esta disposición se va a poder sancionar no cuando se contamine el dique, sino cuando no funcione la planta. Y con esto evitaremos situaciones caóticas porque nos permitirá tomar medidas a tiempo”, señaló Hissa, quien fue la encargada de hacer la exposición ante sus pares del Gabinete en la habitual reunión de los lunes en Terrazas del Portezuelo. 


A la tarde, fue hasta la Cámara de Senadores para presentar el proyecto de ley ante los legisladores. La funcionaria solicitó en el Congreso provincial que el tratamiento de este tema sea una prioridad. Además, aclaró que “a todos los intendentes les pareció bien esta la ley” y confirmó que “el proceso de confección del proyecto comenzó a mediados del año pasado”.


Otro punto que contempla el borrador es que “no podrán construirse plantas de tratamiento de efluentes cloacales en las márgenes de cauces o espejos de agua, salvo causal excepcional, la cual deberá establecerse en el correspondiente estudio de impacto ambiental, adoptándose todas las medidas de seguridad tendientes a prevenir eventuales contaminaciones”.


Hissa destacó que “el proyecto busca modernizar la gestión municipal en este tema y entablar un trabajo más cercano entre el Gobierno y las intendencias en cuanto al asesoramiento de los procesos de tratamiento que se realizan hoy en las plantas de efluentes”. Y garantizó que se resguardarán las competencias y autonomías municipales originarias en materia de administración, gestión, provisión y mantenimiento de este servicio.


Según el nuevo proyecto, Medio Ambiente será la autoridad de aplicación lo que le permitirá efectuar las tareas de fiscalización y control sobre todas las plantas de tratamiento que se encuentren emplazadas en el territorio provincial. Podrá solicitar los estudios que estime necesarios y requerir el auxilio de la fuerza pública para efectuar los controles en cada una de las plantas.


Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Presentaron un proyecto para controlar las plantas cloacales

Hissa: "Con la nueva ley se va a poder sancionar no cuando se contamine el dique, sino cuando no funcione la planta"

El Gobierno de la Provincia presentó en la Legislatura un nuevo proyecto de ley para regular el funcionamiento las plantas de efluentes cloacales. Esto le permitirá sancionar a los municipios que no cumplan con los protocolos, antes de que se contaminen los cursos de agua. Mediante este nuevo instrumento legal, el Ejecutivo  busca evitar casos como el del colapso del sistema de cloacas del Municipio de El Trapiche que desde hace cinco meses no está funcionando, según las inspecciones que el Ministerio de Medio Ambiente  realizó el 13 de diciembre del año pasado.

Este proyecto dota de una herramienta fundamental al Estado provincial para realizar los debidos controles en el tratamiento de los Municipios.


La semana anterior el gobernador Claudio Poggi le había solicitado a la ministra de Medio Ambiente, Daiana Hissa, que diera los detalles de esta nueva ley, que implicará la obligación por parte de las intendencias y los comisionados municipales de trabajar bajo un nuevo concepto de administración de estas plantas. “Contemplará contar con un plan de gestión anual con nuevos estándares de calidad, toma de muestras periódicas y el nombramiento de un responsable técnico. Además, el Estado provincial tendrá la potestad de descontarle en forma directa, de la coparticipación, las sanciones derivadas por incumplimientos de parte de los municipios”, anticipó la ministra.


A partir de la aprobación de la nueva ley se le pedirá a los municipios muestras una vez por mes o una vez por semana que tendrán carácter de declaración jurada.


“Si los controles no coinciden con estas medidas, las sanciones serán tan graves como las que se aplican hoy a las industrias. Con esta disposición se va a poder sancionar no cuando se contamine el dique, sino cuando no funcione la planta. Y con esto evitaremos situaciones caóticas porque nos permitirá tomar medidas a tiempo”, señaló Hissa, quien fue la encargada de hacer la exposición ante sus pares del Gabinete en la habitual reunión de los lunes en Terrazas del Portezuelo. 


A la tarde, fue hasta la Cámara de Senadores para presentar el proyecto de ley ante los legisladores. La funcionaria solicitó en el Congreso provincial que el tratamiento de este tema sea una prioridad. Además, aclaró que “a todos los intendentes les pareció bien esta la ley” y confirmó que “el proceso de confección del proyecto comenzó a mediados del año pasado”.


Otro punto que contempla el borrador es que “no podrán construirse plantas de tratamiento de efluentes cloacales en las márgenes de cauces o espejos de agua, salvo causal excepcional, la cual deberá establecerse en el correspondiente estudio de impacto ambiental, adoptándose todas las medidas de seguridad tendientes a prevenir eventuales contaminaciones”.


Hissa destacó que “el proyecto busca modernizar la gestión municipal en este tema y entablar un trabajo más cercano entre el Gobierno y las intendencias en cuanto al asesoramiento de los procesos de tratamiento que se realizan hoy en las plantas de efluentes”. Y garantizó que se resguardarán las competencias y autonomías municipales originarias en materia de administración, gestión, provisión y mantenimiento de este servicio.


Según el nuevo proyecto, Medio Ambiente será la autoridad de aplicación lo que le permitirá efectuar las tareas de fiscalización y control sobre todas las plantas de tratamiento que se encuentren emplazadas en el territorio provincial. Podrá solicitar los estudios que estime necesarios y requerir el auxilio de la fuerza pública para efectuar los controles en cada una de las plantas.


Logín