Deportes

Francisca Chiessa Bachey, la joyita del mountain bike


Para mí el mountain bike es parte de mi vida, y la verdad que siento placer cuando me subo a la bici… Ningún deporte había podido despertar eso en mí”, le sintetizaba Francisca Chiessa Bachey a El Diario, una pasión que la llevó a convertirse con 16 años en subcampeona argentina de Rural Bike y en campeona sudamericana, dos logros que la invitan a seguir soñando en el 2017.


Si bien su amor por el mundo del MTB despertó hace 3 años, para ella subirse a la bici es una tradición familiar. Es que junto a sus seres queridos Francisca peregrina todos los 3 de mayo a Renca. Justamente, camino a la Fiesta del Señor de los Milagros fue cuando su tío Nicolás le contó sobre un grupo de entrenamiento a cargo de Daniel Nanfara, quien hoy es su entrenador.


“Me gustó la idea, aunque primero empezó mi hermano (Santiago) y a las pocas semanas me sumé yo. Al principio no competía, tuve un año practicando en forma recreativa hasta que a mediados de 2014 me animé, alcanzando mi primer título en Balcarce-Buenos Aires y luego el Campeonato Regional de Nuevo Cuyo”, recordó.


Tras ese arranque prometedor la joven villamercedina fue por más. Con el tiempo adquirió confianza, técnica y experiencia que le sirvieron para coronar lo que hasta el momento fue su mejor año. “Tuve una temporada muy buena. Empecé en marzo con el Panamericano de Catamarca (5º puesto), que fue ahí donde decidí ir al Sudamericano porque me di cuenta que no estaba lejos. Y después, participé en cuatro campeonatos argentinos (La Rioja, Mina Clavero, Río Cuarto y Río Ceballos) que me dejaron como Nº 1 del ranking nacional”, señaló la mayor de los hermanos.


No descansa


 Pese a que el calendario 2016 del MTB ya está finalizado, Francisca no para. Ella se encuentra afrontando una pretemporada exigente que incluye gimnasio, natación, running y a su entrañable amiga: sí, la bicicleta. Una rutina que la va hacer llegar afilada al 5 de febrero al Abierto del Centro, competencia que reúne a corredores de la zona centro del país en Córdoba, antesala al Panamericano de Bolivia en abril, primer objetivo del 2017 de la villamercedina.


“Para el año que viene cambio de categoría. Dejo de ser cadete y paso a junior, una divisional importante en donde si andás bien podés clasificar a un Mundial o a los Juegos Olímpicos. Sé que va a ser difícil al comienzo y que va a costar adaptarme pero esas metas hacen que valga la pena intentarlo”, comentó la promesa puntana del MTB.


Una familia del ciclismo


Además de Francisca y su hermano (ver: el menor de la familia), la mamá Karina sigue de cerca la pasión de sus hijos. Y no es sólo porque junto a Ezequiel, el papá, los acompañe a donde se presenten, sino también porque participa en la categoría damas master “B”. “Por suerte con Santiago hicimos que mi mamá se enganchara y está empezando a competir. A veces corremos los tres, es muy lindo. Eso nos incentiva muchísimo”, subrayó.


 El 2017 se encuentra a la vuelta de la esquina, y la subcampeona argentina de Rural Bike en Río Cuarto y sudamericana en San Bernardino, Paraguay, ya tiene la hoja de ruta dibujada. Y como más le gusta a ella y no puede ser de otra manera será con más desafíos, pruebas que dice ilusionarla.


Deportes Mountain BikeFrancisca Chiessa Bachey