eldiariodelarepublica.com
Quejas en el barrio productivo por la aparición de serpientes

Escuchanos EN VIVO!
X

Quejas en el barrio productivo por la aparición de serpientes


Víboras, alacranes, arañas, ratas, sapos y mosquitos invaden las manzanas del barrio Viviendas Productivas. Los vecinos advierten que en las últimas semanas encontraron al menos cinco víboras dentro de las propiedades que lindan con los descampados. Las cuadras más afectadas son las que están cercanas al terreno del aeropuerto. Aseguran que los pastizales se elevan más de un metro y que cuando llueve, los animales e insectos se refugian en el barrio. Piden que desmonten, limpien e intimen a quienes no hacen mantenimiento de los predios.

“El problema es la basura, el agua estancada y la vegetación que crece sin freno" José Zinguero, vecino del barrio Viviendas Productivas.


“El problema es la basura desparramada, el agua que se acumula y la vegetación que crece sin freno”, afirmó José Zinguero. El vecino comentó que conviven con varias plagas desde que se inauguró el complejo, hace unos cinco años, y que a pesar de las reiteradas denuncias y visitas de distintos funcionarios, no obtuvieron una solución a las necesidades del barrio.


En una de las calle de la manzana 83 denuncian que hay un vehículo estacionado desde hace varios meses que facilita la acumulación de residuos. Aseguran que por esa zona hay muchas ratas que se pasean libremente por las veredas y patios de algunas viviendas.


“Hay mucha basura, un poco la arrastra el agua y otro tanto la acumula la gente a la orilla de los descampados. También cuando pasa el camión de recolección y juntan las bolsas en las esquinas, los perros las rompen y se desparraman los residuos por todos lados”, aseveró.


“Desde que vivo acá ya encontré tres víboras. El problema está en la parte de atrás del aeropuerto, donde nunca cortan las malezas. Y a unos doscientos o trescientos metros hacia adentro de ese terreno se formó una especie de laguna que permanece estancada y es un foco de infección donde se reproducen todo tipo de bichos”, afirmó Jessica Páez.


Hasta el momento, los reptiles no han picado a ninguna persona, pero el barrio está alarmado porque en las últimas semanas han encontrado serpientes de diversos tamaños dentro de las propiedades de varios vecinos.


“Tengo dos nenas de 9 y 12 años, y me preocupa que pueda pasarles algo. Les enseñamos que cada vez que vean un insecto o reptil no se acerquen y nos avisen de inmediato. No queremos generarles pánico pero sí que sepan que es peligroso. Hasta ahora no vino nadie a tratar de darnos una solución así que no nos queda otra que matarlas cuando las encontramos”, dijo.  


La vecina además sostuvo que hay muchos mosquitos y que las arañas son tan frecuentes que se acostumbraron a ellas. También contó que el verano anterior un alacrán apareció por la tubería del inodoro y asustó a toda su familia.


“No hubo una planificación para desviar el agua, que es uno de los principales causantes del deterioro. Todo drena hacia acá, desde la lluvia hasta los desagües cloacales de los  barrios aledaños”, dijo. También agregó que deben lidiar con los bancos de arena que se forman con el paso del agua y afirmó que el año pasado la entrada de su comercio fue noticia debido a que su vehículo quedó tapado por los sedimentos después de una tormenta.


Otros vecinos opinan que una solución sería que limpien toda la periferia del terreno del aeropuerto, y que construyan un canal de desagüe y una ciclovía que una al barrio con el parque lineal que se encuentra en la avenida Fuerza Área. Dicen que de esa manera mantendría a los insectos y reptiles alejados del barrio. “También nos beneficiaría en la parte comercial porque los vecinos de otros barrios no verían a los negocios de las Viviendas Productivas tan aislados e inaccesibles”, manifestó Cecilia Conti.  


Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Quejas en el barrio productivo por la aparición de serpientes

Preocupados y en alerta. Así están los vecinos de la zona norte ante la proliferación de reptiles. Temen que piquen a los niños.

Víboras, alacranes, arañas, ratas, sapos y mosquitos invaden las manzanas del barrio Viviendas Productivas. Los vecinos advierten que en las últimas semanas encontraron al menos cinco víboras dentro de las propiedades que lindan con los descampados. Las cuadras más afectadas son las que están cercanas al terreno del aeropuerto. Aseguran que los pastizales se elevan más de un metro y que cuando llueve, los animales e insectos se refugian en el barrio. Piden que desmonten, limpien e intimen a quienes no hacen mantenimiento de los predios.

“El problema es la basura, el agua estancada y la vegetación que crece sin freno" José Zinguero, vecino del barrio Viviendas Productivas.


“El problema es la basura desparramada, el agua que se acumula y la vegetación que crece sin freno”, afirmó José Zinguero. El vecino comentó que conviven con varias plagas desde que se inauguró el complejo, hace unos cinco años, y que a pesar de las reiteradas denuncias y visitas de distintos funcionarios, no obtuvieron una solución a las necesidades del barrio.


En una de las calle de la manzana 83 denuncian que hay un vehículo estacionado desde hace varios meses que facilita la acumulación de residuos. Aseguran que por esa zona hay muchas ratas que se pasean libremente por las veredas y patios de algunas viviendas.


“Hay mucha basura, un poco la arrastra el agua y otro tanto la acumula la gente a la orilla de los descampados. También cuando pasa el camión de recolección y juntan las bolsas en las esquinas, los perros las rompen y se desparraman los residuos por todos lados”, aseveró.


“Desde que vivo acá ya encontré tres víboras. El problema está en la parte de atrás del aeropuerto, donde nunca cortan las malezas. Y a unos doscientos o trescientos metros hacia adentro de ese terreno se formó una especie de laguna que permanece estancada y es un foco de infección donde se reproducen todo tipo de bichos”, afirmó Jessica Páez.


Hasta el momento, los reptiles no han picado a ninguna persona, pero el barrio está alarmado porque en las últimas semanas han encontrado serpientes de diversos tamaños dentro de las propiedades de varios vecinos.


“Tengo dos nenas de 9 y 12 años, y me preocupa que pueda pasarles algo. Les enseñamos que cada vez que vean un insecto o reptil no se acerquen y nos avisen de inmediato. No queremos generarles pánico pero sí que sepan que es peligroso. Hasta ahora no vino nadie a tratar de darnos una solución así que no nos queda otra que matarlas cuando las encontramos”, dijo.  


La vecina además sostuvo que hay muchos mosquitos y que las arañas son tan frecuentes que se acostumbraron a ellas. También contó que el verano anterior un alacrán apareció por la tubería del inodoro y asustó a toda su familia.


“No hubo una planificación para desviar el agua, que es uno de los principales causantes del deterioro. Todo drena hacia acá, desde la lluvia hasta los desagües cloacales de los  barrios aledaños”, dijo. También agregó que deben lidiar con los bancos de arena que se forman con el paso del agua y afirmó que el año pasado la entrada de su comercio fue noticia debido a que su vehículo quedó tapado por los sedimentos después de una tormenta.


Otros vecinos opinan que una solución sería que limpien toda la periferia del terreno del aeropuerto, y que construyan un canal de desagüe y una ciclovía que una al barrio con el parque lineal que se encuentra en la avenida Fuerza Área. Dicen que de esa manera mantendría a los insectos y reptiles alejados del barrio. “También nos beneficiaría en la parte comercial porque los vecinos de otros barrios no verían a los negocios de las Viviendas Productivas tan aislados e inaccesibles”, manifestó Cecilia Conti.  


Logín