eldiariodelarepublica.com
Advierten embestida por dos universidades

Escuchanos EN VIVO!
X

Advierten embestida por dos universidades


Ciertos dirigentes llevan la marca de Caín. Es el caso del diputado nacional José Luis Riccardo. A su tiempo, se opuso a la creación de nuevas universidades en la Provincia de San Luis con argumentos que ahora olvida. Sus ideas, parece, son volátiles.


Entonces ahora sueña con copar la Universidad Nacional de Villa Mercedes y la Universidad Nacional de los Comechingones, en Villa de Merlo. Hasta habría propuesto nombres para tomar el control de ambas instituciones, que están en pleno proceso de organización conducidas por el doctor Roberto Schwartz y la magister Agustina Rodríguez Saá.


¿Por qué el súbito interés por copar esas universidades? Porque Riccardo, exrector de la Universidad Nacional de San Luis, siente que lo cubre un eclipse cuando lo comparan con su sucesor Félix Nieto Quintas, figura de amplio consenso en la vida académica. Además, porque piensa que con esa movida podría mejorar sus chances electorales y la de su socio político, el diputado nacional Claudio Poggi. Los dos, representantes del macrismo en San Luis.


Los rumores sobre la embestida de Riccardo, sostenida en su rol de presidente de la Comisión de Educación y en el vínculo que lo une con el secretario de Políticas Universitarias Albor Cantard, crecieron en las últimas semanas, al punto que funcionarios de los niveles técnicos de la burocracia universitaria ya plantearon sus objeciones: "El solo hecho de pensar ahora en un cambio de rectores organizadores es una verdadera lesión a la vida académica", dijo una fuente de la Comisión Nacional de Evaluación y Acreditación Universitaria (Coneau). 


A propósito, el rol del ministro Esteban Bullrich en esta operación todavía es una incógnita. Fuentes de su entorno reconocieron que podría apoyar la postura del tándem Riccardo - Poggi. Según un portal periodístico en internet que blanqueó este rumor la semana pasada, hasta existe un plazo para la remoción de los actuales rectores organizadores.


Ese plazo está fijado en dos meses. "No creo que se animen a esa locura", aseguró una fuente del macrismo en San Luis, que prefiere mantener la coherencia por encima de las ambiciones partidarias.Todas estas cosas suceden justo cuando gran parte de las universidades nacionales están en estado de alerta luego del ingreso violento de la Policía en la Universidad Nacional de Jujuy. 


Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Advierten embestida por dos universidades


Ciertos dirigentes llevan la marca de Caín. Es el caso del diputado nacional José Luis Riccardo. A su tiempo, se opuso a la creación de nuevas universidades en la Provincia de San Luis con argumentos que ahora olvida. Sus ideas, parece, son volátiles.


Entonces ahora sueña con copar la Universidad Nacional de Villa Mercedes y la Universidad Nacional de los Comechingones, en Villa de Merlo. Hasta habría propuesto nombres para tomar el control de ambas instituciones, que están en pleno proceso de organización conducidas por el doctor Roberto Schwartz y la magister Agustina Rodríguez Saá.


¿Por qué el súbito interés por copar esas universidades? Porque Riccardo, exrector de la Universidad Nacional de San Luis, siente que lo cubre un eclipse cuando lo comparan con su sucesor Félix Nieto Quintas, figura de amplio consenso en la vida académica. Además, porque piensa que con esa movida podría mejorar sus chances electorales y la de su socio político, el diputado nacional Claudio Poggi. Los dos, representantes del macrismo en San Luis.


Los rumores sobre la embestida de Riccardo, sostenida en su rol de presidente de la Comisión de Educación y en el vínculo que lo une con el secretario de Políticas Universitarias Albor Cantard, crecieron en las últimas semanas, al punto que funcionarios de los niveles técnicos de la burocracia universitaria ya plantearon sus objeciones: "El solo hecho de pensar ahora en un cambio de rectores organizadores es una verdadera lesión a la vida académica", dijo una fuente de la Comisión Nacional de Evaluación y Acreditación Universitaria (Coneau). 


A propósito, el rol del ministro Esteban Bullrich en esta operación todavía es una incógnita. Fuentes de su entorno reconocieron que podría apoyar la postura del tándem Riccardo - Poggi. Según un portal periodístico en internet que blanqueó este rumor la semana pasada, hasta existe un plazo para la remoción de los actuales rectores organizadores.


Ese plazo está fijado en dos meses. "No creo que se animen a esa locura", aseguró una fuente del macrismo en San Luis, que prefiere mantener la coherencia por encima de las ambiciones partidarias.Todas estas cosas suceden justo cuando gran parte de las universidades nacionales están en estado de alerta luego del ingreso violento de la Policía en la Universidad Nacional de Jujuy. 


Logín