eldiariodelarepublica.com
UNSL: los docentes inician su lucha con dos jornadas de protesta

Escuchanos EN VIVO!
X

UNSL: los docentes inician su lucha con dos jornadas de protesta

Uno de los gremios, ADU, confirmó que irá a un paro el miércoles y al igual que Sidiu, adherirá a una  movilización el 21 de febrero.

Antes de su regreso a las aulas, los docentes de la UNSL lanzaron un plan de lucha por adelantado para reclamar al gobierno nacional mejores sueldos, más presupuesto y en rechazo de los despidos masivos de distintos organismos públicos y privados. Los dos gremios de la casa de estudios, el Sindicato de Docentes e Investigadores Universitarios (Sidiu) y la Asociación de Docentes Universitarios (ADU), ya anunciaron que expresarán sus demandas a través una protesta general y, en el caso de ese último, un paro de actividades, que significará el primero del año.

El secretario general de ADU, Ernesto Elorza, confirmó que participarán el miércoles de la huelga convocada por la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) y la Federación Nacional de Docentes Universitarios (Conadu) histórica, a la que pertenecen como asociación de base. En San Luis, la cita es a las 18 en la esquina del correo (en el cruce de la calle San Martín y la avenida Illia).

"La consigna es por paritarias libres y como tema urgente es la tanda de despidos masivos del sector estatal, muchos de ellos están íntimamente relacionados a la universidad como, por ejemplo, el INTI (Instituto Nacional de Tecnología Industrial). Eso también incluye el rechazo del techo del 15 por ciento, que en principio es la cifra que pretende imponer el Gobierno en las dependencias del Estado nacional como acuerdo salarial y que nuestra federación reprobó de plano, pidiendo la inmediata apertura de la paritaria docente que vence el 28 de febrero", explicó Elorza.

Además, el gremialista dijo que la asociación que dirige también se plegará a la otra protesta nacional prevista para el 21 de febrero, en la que participarán centrales de trabajadores, sindicatos y movimientos sociales de todo el país.

El secretario de Prensa de Sidiu, Antonio Mangione, dijo que sólo adherirán a esa última convocatoria, en respuesta a lo resuelto por su federación de cabecera, Conadu.

"Además de la reivindicación sectorial, la idea es reclamar por una situación que es general. Lo correcto sería que nos convoquen a paritarias una vez que venza el acuerdo, Conadu ya solicitó que hagan el llamado y acordamos que vamos a solicitar un porcentaje por encima del índice de inflación (25 por ciento). El Gobierno ya está advertido de que los gremios están esperando a ser convocados", indicó Mangione.

Además, los representantes de los dos asociaciones docentes de la UNSL coincidieron en que será un año de negociación conflictiva con el Ejecutivo nacional, amparados en la experiencia que tuvieron el año pasado en el que el sector completó un acumulado de casi un mes de paros.

"Hay una política de ajuste generalizado que puede llegar a afectar a las universidades públicas, es una preocupación que venimos expresando hace tiempo. En algunos puntos del país ya hubo recortes del personal docente, como fue el caso de del Litoral, Comahue, Luján y Tucumán", sostuvo Elorza, quien reconoció que casi con seguridad las actividades programadas para el inicio de las clases en la casa de estudios, tendrán alteraciones debido a la implementación de un plan de lucha docente.

Derecho a huelga

El secretario general de ADU recordó que los afiliados están respaldados por el gremio para ausentarse de sus puestos y participar de las medidas de fuerza. A principio de mes, la UNSL comenzó a implementar el sistema de control de ingreso y salida de los educadores.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Un año de reclamos y paros usuales

El 2017 fue convulsionado para el sector de la educación superior. Durante el primer semestre, los docentes de la UNSL y de todo el país, realizaron unos 25 paros distribuidos en los distintos meses. Inclusive llegaron a amenazar que no iniciarían con sus actividades durante la segunda mitad del año, una medida que finalmente no prosperó porque finalmente el sector logró un acuerdo con el gobierno de Macri.

Similar a lo que esperan para el actual ciclo que iniciará en marzo, en el anterior el Ejecutivo había iniciado las paritarias con un ofrecimiento del 15 por ciento de aumento salarial, una cifra que los gremios rechazaron incondicionalmente. Luego de seis meses de negociaciones tensas, finalmente los educadores consiguieron cerrar un incremento que osciló entre el 25 y 26 por ciento (contra un piso exigido del 35 por ciento), lo que generó una pérdida del poder adquisitivo de entre el 8 y 10 por ciento, algo que los sindicatos continuarán reclamando durante este año.

Según un estudio realizado por Conadu sobre el ajuste en el presupuesto universitario, el Gobierno desfinanció al sistema con 10 mil millones de pesos.

UNSL: los docentes inician su lucha con dos jornadas de protesta

Uno de los gremios, ADU, confirmó que irá a un paro el miércoles y al igual que Sidiu, adherirá a una  movilización el 21 de febrero.

Gremios. Los docentes de la UNSL se anticiparon al inicio de las clases para expresar sus reclamos. Foto: archivo

Antes de su regreso a las aulas, los docentes de la UNSL lanzaron un plan de lucha por adelantado para reclamar al gobierno nacional mejores sueldos, más presupuesto y en rechazo de los despidos masivos de distintos organismos públicos y privados. Los dos gremios de la casa de estudios, el Sindicato de Docentes e Investigadores Universitarios (Sidiu) y la Asociación de Docentes Universitarios (ADU), ya anunciaron que expresarán sus demandas a través una protesta general y, en el caso de ese último, un paro de actividades, que significará el primero del año.

El secretario general de ADU, Ernesto Elorza, confirmó que participarán el miércoles de la huelga convocada por la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) y la Federación Nacional de Docentes Universitarios (Conadu) histórica, a la que pertenecen como asociación de base. En San Luis, la cita es a las 18 en la esquina del correo (en el cruce de la calle San Martín y la avenida Illia).

"La consigna es por paritarias libres y como tema urgente es la tanda de despidos masivos del sector estatal, muchos de ellos están íntimamente relacionados a la universidad como, por ejemplo, el INTI (Instituto Nacional de Tecnología Industrial). Eso también incluye el rechazo del techo del 15 por ciento, que en principio es la cifra que pretende imponer el Gobierno en las dependencias del Estado nacional como acuerdo salarial y que nuestra federación reprobó de plano, pidiendo la inmediata apertura de la paritaria docente que vence el 28 de febrero", explicó Elorza.

Además, el gremialista dijo que la asociación que dirige también se plegará a la otra protesta nacional prevista para el 21 de febrero, en la que participarán centrales de trabajadores, sindicatos y movimientos sociales de todo el país.

El secretario de Prensa de Sidiu, Antonio Mangione, dijo que sólo adherirán a esa última convocatoria, en respuesta a lo resuelto por su federación de cabecera, Conadu.

"Además de la reivindicación sectorial, la idea es reclamar por una situación que es general. Lo correcto sería que nos convoquen a paritarias una vez que venza el acuerdo, Conadu ya solicitó que hagan el llamado y acordamos que vamos a solicitar un porcentaje por encima del índice de inflación (25 por ciento). El Gobierno ya está advertido de que los gremios están esperando a ser convocados", indicó Mangione.

Además, los representantes de los dos asociaciones docentes de la UNSL coincidieron en que será un año de negociación conflictiva con el Ejecutivo nacional, amparados en la experiencia que tuvieron el año pasado en el que el sector completó un acumulado de casi un mes de paros.

"Hay una política de ajuste generalizado que puede llegar a afectar a las universidades públicas, es una preocupación que venimos expresando hace tiempo. En algunos puntos del país ya hubo recortes del personal docente, como fue el caso de del Litoral, Comahue, Luján y Tucumán", sostuvo Elorza, quien reconoció que casi con seguridad las actividades programadas para el inicio de las clases en la casa de estudios, tendrán alteraciones debido a la implementación de un plan de lucha docente.

Derecho a huelga

El secretario general de ADU recordó que los afiliados están respaldados por el gremio para ausentarse de sus puestos y participar de las medidas de fuerza. A principio de mes, la UNSL comenzó a implementar el sistema de control de ingreso y salida de los educadores.

Logín