eldiariodelarepublica.com
No suspenderán medidas en la causa por abusos en un colegio

Escuchanos EN VIVO!
X

No suspenderán medidas en la causa por abusos en un colegio

Tras el relevo de fiscal Bazla, su reemplazante, Daniela Torres, pidió   intervenir en la investigación.

Después que el procurador general de la provincia, Fernando Estrada, designó a Daniela Torres para ponerse al frente de la investigación por abusos en el primer grado "B" del colegio San Buenaventura, la responsable de la Fiscalía Nº 2 le adelantó a El Diario que no suspenderá ninguna de las medidas ordenadas por Maximiliano Baz-la Cassina, removido del caso el jueves pasado.

La funcionaria indicó que aún no ha podido meterse de lleno en el expediente pero que ya remitió la resolución del Ministerio Público Fiscal al Juzgado de Instrucción Penal y Contravencional Nº 1,  a cargo de Alfredo Cuello, para poder tomar intervención. "Envié el escrito de la Procuración para que el juez tome conocimiento, que pueda darme participación en la causa y me faciliten el expediente; que me puedan vincular como parte y que me lleguen los DVDs de las cámaras Gesell que se hayan tomado", manifestó.

Como el expediente está reservado, es decir, que no puede accederse fácilmente vía Iurix online, no ha tenido contacto con las medidas ordenadas por Bazla, referidas a nuevas audiencias o cámaras Gesell, que podrían haberse pautado para la semana que viene. Sin embargo, Torres manifestó que no va a pedir la suspensión de ninguna. "No me parece oportuno por el tipo de hecho que se está investigando", adelantó.

Torres, nacida en San Luis capital, asumió como interina al frente de la Fiscalía Nº 2 el 5 de febrero pasado, pero tiene una vasta experiencia en materia penal. "Estudié en Córdoba, me formé allí y trabajé allá en la policía judicial. Vengo de trabajar en los juzgados penales Nº 1 y Nº 2 de San Luis donde me han tocado casos similares en los que he estado en cámaras Gesell y demás", relató.

Torres confesó que revisará el expediente durante el fin de semana para poder estar empapada  de todos los detalles de la causa. "Vengo de un juzgado penal en el que se trabaja día y noche. Me gusta, me apasiona el derecho penal y a la Fiscalía vengo todos los días desde que asumí. Si el expediente lo requiere, lo haré, la dedicación la tengo", aseguró.

Al conocer la noticia de que Baz-la Cassina había sido apartado de la investigación por los presuntos abusos en el colegio San Buenaventura, algunos papás de los menores del curso manifestaron las intenciones de conocer a la nueva fiscal. Pero Torres mantuvo cautela y se limitó a decir que lo hará si el expediente así lo requiere. "La semana pasada estuve trabajando con un homicidio calificado y me reuní con los familiares porque ya estaba en términos de acusación. No me ha tocado reunirme con gente cuando está en plena instrucción", dijo.

De acuerdo a lo que comunicó hace unos días el agente fiscal separado, el expediente contaba con más de setenta declaratorias, informes realizados por psicólogos, las pericias provistas por el personal de la sala de Delitos Complejos hechas a los elementos allanados en el establecimiento educativo y de los domicilios de los dos sospechosos de los abusos, los profesores de música y de catequesis, más las cámaras Gesell a cuatro de los niños del grado.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

No suspenderán medidas en la causa por abusos en un colegio

Tras el relevo de fiscal Bazla, su reemplazante, Daniela Torres, pidió   intervenir en la investigación.

5 de febrero de 2018. Ese día, Lilia Novillo, titular del superior tribunal, puso en funciones a Torres.

Después que el procurador general de la provincia, Fernando Estrada, designó a Daniela Torres para ponerse al frente de la investigación por abusos en el primer grado "B" del colegio San Buenaventura, la responsable de la Fiscalía Nº 2 le adelantó a El Diario que no suspenderá ninguna de las medidas ordenadas por Maximiliano Baz-la Cassina, removido del caso el jueves pasado.

La funcionaria indicó que aún no ha podido meterse de lleno en el expediente pero que ya remitió la resolución del Ministerio Público Fiscal al Juzgado de Instrucción Penal y Contravencional Nº 1,  a cargo de Alfredo Cuello, para poder tomar intervención. "Envié el escrito de la Procuración para que el juez tome conocimiento, que pueda darme participación en la causa y me faciliten el expediente; que me puedan vincular como parte y que me lleguen los DVDs de las cámaras Gesell que se hayan tomado", manifestó.

Como el expediente está reservado, es decir, que no puede accederse fácilmente vía Iurix online, no ha tenido contacto con las medidas ordenadas por Bazla, referidas a nuevas audiencias o cámaras Gesell, que podrían haberse pautado para la semana que viene. Sin embargo, Torres manifestó que no va a pedir la suspensión de ninguna. "No me parece oportuno por el tipo de hecho que se está investigando", adelantó.

Torres, nacida en San Luis capital, asumió como interina al frente de la Fiscalía Nº 2 el 5 de febrero pasado, pero tiene una vasta experiencia en materia penal. "Estudié en Córdoba, me formé allí y trabajé allá en la policía judicial. Vengo de trabajar en los juzgados penales Nº 1 y Nº 2 de San Luis donde me han tocado casos similares en los que he estado en cámaras Gesell y demás", relató.

Torres confesó que revisará el expediente durante el fin de semana para poder estar empapada  de todos los detalles de la causa. "Vengo de un juzgado penal en el que se trabaja día y noche. Me gusta, me apasiona el derecho penal y a la Fiscalía vengo todos los días desde que asumí. Si el expediente lo requiere, lo haré, la dedicación la tengo", aseguró.

Al conocer la noticia de que Baz-la Cassina había sido apartado de la investigación por los presuntos abusos en el colegio San Buenaventura, algunos papás de los menores del curso manifestaron las intenciones de conocer a la nueva fiscal. Pero Torres mantuvo cautela y se limitó a decir que lo hará si el expediente así lo requiere. "La semana pasada estuve trabajando con un homicidio calificado y me reuní con los familiares porque ya estaba en términos de acusación. No me ha tocado reunirme con gente cuando está en plena instrucción", dijo.

De acuerdo a lo que comunicó hace unos días el agente fiscal separado, el expediente contaba con más de setenta declaratorias, informes realizados por psicólogos, las pericias provistas por el personal de la sala de Delitos Complejos hechas a los elementos allanados en el establecimiento educativo y de los domicilios de los dos sospechosos de los abusos, los profesores de música y de catequesis, más las cámaras Gesell a cuatro de los niños del grado.

Logín