Según un perito, Vera cree que mató al demonio, no a su bebé | Policiales | El Diario de la República El Diario de la República
Policiales | 23-06-2012 | 09:37 | 0

Según un perito, Vera cree que mató al demonio, no a su bebé

Así lo consideró un psicólogo buscado por la defensa de la acusada. Aseguró que tiene alucinaciones.

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar
  • +-Texto
  • Compartir
  • Facebook

Carlos Gómez Casaña, el perito de parte contratado por la defensa de Edith del Carmen Vera, declaró ayer que la mujer acusada de provocar la muerte del bebé al que abortó cuando estaba en el noveno mes de gestación, en mayo de 2010, sufría estados alucinatorios, tiene un trastorno generalizado del desarrollo y es esquizofrénica.
“La paciente no tiene conciencia de la situación. No puede estar detrás de los barrotes de una cárcel. Desde un primer momento debería haber estado internada en un instituto de salud mental. Ella cree que mató al demonio, no a su bebé”, dijo Gómez Casaña.
El especialista planteó que el trastorno mental de Vera se debe a problemas que tuvo desde la infancia, tales como dificultades en el aprendizaje, las habilidades motoras, la comunicación y el lenguaje. También mencionó el desapego por parte de su madre. Gómez Casaña sostuvo que el abandono maternal que padeció hizo que la acusada no pudiera desarrollar una figura materna.
Vera, además de estar acusada por la muerte de su bebé, también fue imputada en otro hecho, que data de febrero de 2009. Es sospechosa de haber abortado un feto de cinco meses y arrojarlo en la terminal de ómnibus de Villa Mercedes. Allí fueron encontrados los restos. En rigor, la de ayer fue la quinta audiencia celebrada en la Cámara Penal Nº 2 de la Segunda Circunscripción Judicial. Estiman que el proceso concluirá el 28 de este mes.
Vera está acusada de homicidio calificado por el vínculo. Según la investigación, tras realizarse maniobras abortivas en su casa, el sábado 8 de mayo de 2010, Vera despidió a su bebé. Estaba en el noveno mes de embarazo. La criatura, que nació con signos vitales, fue arrojada por su madre en un balde de pintura de 20 litros. Allí murió por hipotermia.
En las primeras horas del domingo Vera fue al hospital con una hemorragia. Tenía restos de placenta y del cordón umbilical. Por eso descubrieron el destino del bebé. El tribunal que encabeza la jueza María Silvia del Castillo y está integrado por los jueces Guillermo Gatica y Aníbal Astudillo, ya escuchó las declaraciones de Rafael Gustavo Marta y Federico Ernesto Barrios, médicos del Policlínico Regional "Juan Domingo Perón" de Villa Mercedes. Fueron los primeros en dar testimonio. Los especialistas dieron cuenta "puntualmente de las revisaciones
clínicas que le hicieron a la paciente. Hablaron sobre la hemorragia, la placenta y el cordón umbilical. También se refirieron al estado de ánimo que tenía Vera mientras estuvo internada. Dijeron que la vieron tranquila”, contó el abogado de la acusada, Javier Quiroga. El mismo día que comparecieron los médicos, Vera se abstuvo de declarar.
La defensa de la enjuiciada apela al argumento de que ella padece de un problema mental severo, por lo que no habría sido consciente de que dejó morir a su bebé. Quiroga sostuvo eso con la declaración del perito de parte.
 


Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento



Mirá los comentarios
0

Se el primero en comentar