eldiariodelarepublica.com
Entre el humor y la denuncia

Escuchá acá la 90.9
X

Entre el humor y la denuncia

Las herramientas tecnológicas disponibles en el ámbito de la información y la comunicación, permiten una amplitud de ofertas para consumo, como nunca antes en la historia de los medios. Esa diversidad en la oferta, es favorecida por las redes sociales, cuyo alcance, es casi ilimitado.

La noticia “es compartida” en los formatos más disímiles, y el humor sarcástico funciona como denuncia, mediante el humor; aunque de humor haya poco en la realidad de lo que se expone al público: Instagram decidió mantener un video ultra realista en el que un falso Mark Zuckerberg, director ejecutivo de Facebook, se jacta de controlar miles de millones de datos personales “robados” a los usuarios de la red social.

“Imagínense lo siguiente: un hombre con el control total de datos robados a millones de personas, sus secretos, sus vidas, su futuro. Debo todo esto a Spectre. Spectre me mostró que aquel que controle los datos controla el futuro”, dice el “falso” Zuckerberg en este corto video posteado en Instagram por el artista británico Bill Posters como promoción de su proyecto “Spectre”, de denuncia de las derivas de los gigantes tecnológicos.

Según su sitio web, Bill Posters y Daniel Howe, otro artista, crearon junto a startups especializadas en inteligencia artificial videos “deepfake” que también hacen decir cosas absurdas a la modelo Kim Kardashian o al presidente de Estados Unidos, Donald Trump. El nombre “Spectre” alude además a la poderosa y maléfica organización secreta enemiga de James Bond.

“La cuestión reside en interrogarnos sobre el respeto de la vida privada y la vigilancia de nuestros datos”, dijo a la AFP, Posters, que reclamó que su verdadero nombre no sea revelado para preservar su anonimato.

“Queríamos generar una intervención artística en Internet para echar luz sobre Mark Zuckerberg y explorar la manera en que los datos son utilizados de maneras inesperadas por compañías opacas”, agregó.
Bill Posters saludó el hecho de que Instagram, filial de Facebook, haya decidido “no censurarlos al tratarse de artistas”.

“Trataremos este contenido de la misma manera que tratamos toda la de-sinformación en Instagram. Si los verificadores de información externos lo catalogan como falso, no aparecerá en las recomendaciones”, señaló la empresa en un correo electrónico enviado a las diferentes agencias de noticias.

El video de Zuckerberg altera una verdadera declaración del joven empresario multimillonario a la televisión de Estados Unidos y alude evidentemente a las controversias relacionadas con la gestión por Facebook de datos personales de sus usuarios, pero también a la proliferación de informaciones falsas y manipulaciones en la red social.

Los dos artistas no buscan engañar a los internautas, ya que los videos son acompañados de la palabra clave #deepfake, pero intentan desenmascarar este tipo de videos trucados, cada vez más realistas y fáciles de realizar gracias a los progresos de la inteligencia artificial y que abren la puerta a manipulaciones a gran escala y eficaces.

Si hubiera decidido suprimir el video de su jefe, Facebook se hubiera expuesto a una ola de ataques. A fines de mayo, la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, la demócrata Nancy Pelosi, fustigó a la red social porque se negó a suprimir un video manipulado en el cual parecía que tuviera dificultades para expresarse, como si estuviera ebria.

El manejo de los datos privados de los miles de millones de ciudadanos del mundo, que han colocado esa información en Internet, no es un tema para bromas. Pero quizás son los primeros pasos, para asegurar que esa información, no sea utilizada en perjuicio de los propios usuarios. Así de importante. 

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Entre el humor y la denuncia

Las herramientas tecnológicas disponibles en el ámbito de la información y la comunicación, permiten una amplitud de ofertas para consumo, como nunca antes en la historia de los medios. Esa diversidad en la oferta, es favorecida por las redes sociales, cuyo alcance, es casi ilimitado.

La noticia “es compartida” en los formatos más disímiles, y el humor sarcástico funciona como denuncia, mediante el humor; aunque de humor haya poco en la realidad de lo que se expone al público: Instagram decidió mantener un video ultra realista en el que un falso Mark Zuckerberg, director ejecutivo de Facebook, se jacta de controlar miles de millones de datos personales “robados” a los usuarios de la red social.

“Imagínense lo siguiente: un hombre con el control total de datos robados a millones de personas, sus secretos, sus vidas, su futuro. Debo todo esto a Spectre. Spectre me mostró que aquel que controle los datos controla el futuro”, dice el “falso” Zuckerberg en este corto video posteado en Instagram por el artista británico Bill Posters como promoción de su proyecto “Spectre”, de denuncia de las derivas de los gigantes tecnológicos.

Según su sitio web, Bill Posters y Daniel Howe, otro artista, crearon junto a startups especializadas en inteligencia artificial videos “deepfake” que también hacen decir cosas absurdas a la modelo Kim Kardashian o al presidente de Estados Unidos, Donald Trump. El nombre “Spectre” alude además a la poderosa y maléfica organización secreta enemiga de James Bond.

“La cuestión reside en interrogarnos sobre el respeto de la vida privada y la vigilancia de nuestros datos”, dijo a la AFP, Posters, que reclamó que su verdadero nombre no sea revelado para preservar su anonimato.

“Queríamos generar una intervención artística en Internet para echar luz sobre Mark Zuckerberg y explorar la manera en que los datos son utilizados de maneras inesperadas por compañías opacas”, agregó.
Bill Posters saludó el hecho de que Instagram, filial de Facebook, haya decidido “no censurarlos al tratarse de artistas”.

“Trataremos este contenido de la misma manera que tratamos toda la de-sinformación en Instagram. Si los verificadores de información externos lo catalogan como falso, no aparecerá en las recomendaciones”, señaló la empresa en un correo electrónico enviado a las diferentes agencias de noticias.

El video de Zuckerberg altera una verdadera declaración del joven empresario multimillonario a la televisión de Estados Unidos y alude evidentemente a las controversias relacionadas con la gestión por Facebook de datos personales de sus usuarios, pero también a la proliferación de informaciones falsas y manipulaciones en la red social.

Los dos artistas no buscan engañar a los internautas, ya que los videos son acompañados de la palabra clave #deepfake, pero intentan desenmascarar este tipo de videos trucados, cada vez más realistas y fáciles de realizar gracias a los progresos de la inteligencia artificial y que abren la puerta a manipulaciones a gran escala y eficaces.

Si hubiera decidido suprimir el video de su jefe, Facebook se hubiera expuesto a una ola de ataques. A fines de mayo, la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, la demócrata Nancy Pelosi, fustigó a la red social porque se negó a suprimir un video manipulado en el cual parecía que tuviera dificultades para expresarse, como si estuviera ebria.

El manejo de los datos privados de los miles de millones de ciudadanos del mundo, que han colocado esa información en Internet, no es un tema para bromas. Pero quizás son los primeros pasos, para asegurar que esa información, no sea utilizada en perjuicio de los propios usuarios. Así de importante. 

 

Logín