eldiariodelarepublica.com
Ejercicios físicos con el peso del propio cuerpo

Escuchanos EN VIVO!
X

Ejercicios físicos con el peso del propio cuerpo

Esta disciplina trabaja con los movimientos naturales como sentarse, pararse, correr o saltar.

En el último año una disciplina denominada CrossFit se hizo muy popular entre los deportistas amateurs que entrenan para participar de maratones y también entre los jóvenes que buscan tonificar sus cuerpos o simplemente se quieren mantener en forma. A diferencia de otras actividades física, en ésta se realiza una planificación porque es una disciplina deportiva  que cuenta con tres componentes: trabajo con cargas (barras, discos, mancuernas, pesas rusas); el gimnástico; que incluye ejercicios de gimnasia deportiva más el peso corporal; y el tercero es el acondicionamiento metabólico que contiene actividades aeróbicas como trote, remar o andar en bicicleta. Y los tres se combinan para que la persona realice las tres actividades en la misma rutina. 

Sebastián Borsani, profesor de Educación Física y coach Level 1 de esta disciplina desde hace un año, comentó que “la actividad es totalmente recomendable para cualquier persona porque no es una disciplina estética, sino que sirve para mejorar capacidades físicas. Acá viene gente que no ha hecho nunca nada y otros que están muy entrenados. Y las clases se adaptan para ambos públicos”. Según explicó la definición de CrossFit es “movimientos funcionales ejecutados a alta intensidad, variados constantemente y con diferentes componentes, que son los movimientos naturales como sentarse, agacharse, pararse, correr o saltar”.   

Además desestimó la idea de que el CrossFit es muy exigente, “porque la intensidad en esta actividad la marca el propio cuerpo. Para el cuidado de la salud nosotros tenemos en cuenta que actividades se pueden realizar y que otras cosas no. A nosotros nos gusta que venga gente que nunca haya hecho actividad física porque en ellos se ve más claramente nuestro trabajo y segundo porque esta actividad mejora las diez capacidades físicas del ser humano que son: fuerza, potencia, coordinación, velocidad, equilibrio, agilidad, precisión, flexibilidad, generar energía y la resistencia cardiovascular y muscular”.

El profesor de Educación Física dijo que los cuidados que hay que tener para evitar lesiones, “son los mismos que para cualquier otra actividad. Porque jugando al fútbol con tus amigos una vez por semana, podés pisar mal y te hacés un esguince de tobillo. Riesgos hay en toda actividad física pero con el CrossFit hasta ahora no tuvimos ningún caso de lesión”.

En cambio señaló que “sí se producen dolencias por debilidades. Por ejemplo, hay gente que tiene su COR, que es la parte del cuerpo que comprende desde el pliegue de los glúteos hasta los hombros, débil porque no han tenido entrenamiento. Así aparecen dolencias en la zona lumbar porque se trabaja con una cantidad de repeticiones que generan fatigas o estrés en esa zona. Por supuesto que hay que tenerlas en cuenta para que en los entrenamientos siguientes no persista, porque en esos casos sí se puede provocar una lesión”. 

Y agregó que “lo atrapante de esta actividad es que la persona nota los progresos muy rápido porque llevamos una planificación. No hacemos rutinas al azar. Nosotros destinamos dos días de la semana para que la gente venga, conozca, pruebe una clase y decida si quiere continuar”. 

Borsani opinó que "lo ideal es que ningún médico tuviera que mandar a nadie a ser gimnasia sino que cada persona debería evitar el sedentarismo, la obesidad y preocuparse más por su salud. Sería bueno que de manera voluntaria uno fuera a hacer alguna actividad. Convengamos que si un médico te lo indica es porque ya estás dentro de una patología y tu salud ya está afectada por algo que no hacés".

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Ejercicios físicos con el peso del propio cuerpo

Esta disciplina trabaja con los movimientos naturales como sentarse, pararse, correr o saltar.

Novedoso. El entrenamiento incluye trabajo con cargas, el gimnástico y el acondicionamiento. foto. Martín Gómez.

En el último año una disciplina denominada CrossFit se hizo muy popular entre los deportistas amateurs que entrenan para participar de maratones y también entre los jóvenes que buscan tonificar sus cuerpos o simplemente se quieren mantener en forma. A diferencia de otras actividades física, en ésta se realiza una planificación porque es una disciplina deportiva  que cuenta con tres componentes: trabajo con cargas (barras, discos, mancuernas, pesas rusas); el gimnástico; que incluye ejercicios de gimnasia deportiva más el peso corporal; y el tercero es el acondicionamiento metabólico que contiene actividades aeróbicas como trote, remar o andar en bicicleta. Y los tres se combinan para que la persona realice las tres actividades en la misma rutina. 

Sebastián Borsani, profesor de Educación Física y coach Level 1 de esta disciplina desde hace un año, comentó que “la actividad es totalmente recomendable para cualquier persona porque no es una disciplina estética, sino que sirve para mejorar capacidades físicas. Acá viene gente que no ha hecho nunca nada y otros que están muy entrenados. Y las clases se adaptan para ambos públicos”. Según explicó la definición de CrossFit es “movimientos funcionales ejecutados a alta intensidad, variados constantemente y con diferentes componentes, que son los movimientos naturales como sentarse, agacharse, pararse, correr o saltar”.   

Además desestimó la idea de que el CrossFit es muy exigente, “porque la intensidad en esta actividad la marca el propio cuerpo. Para el cuidado de la salud nosotros tenemos en cuenta que actividades se pueden realizar y que otras cosas no. A nosotros nos gusta que venga gente que nunca haya hecho actividad física porque en ellos se ve más claramente nuestro trabajo y segundo porque esta actividad mejora las diez capacidades físicas del ser humano que son: fuerza, potencia, coordinación, velocidad, equilibrio, agilidad, precisión, flexibilidad, generar energía y la resistencia cardiovascular y muscular”.

El profesor de Educación Física dijo que los cuidados que hay que tener para evitar lesiones, “son los mismos que para cualquier otra actividad. Porque jugando al fútbol con tus amigos una vez por semana, podés pisar mal y te hacés un esguince de tobillo. Riesgos hay en toda actividad física pero con el CrossFit hasta ahora no tuvimos ningún caso de lesión”.

En cambio señaló que “sí se producen dolencias por debilidades. Por ejemplo, hay gente que tiene su COR, que es la parte del cuerpo que comprende desde el pliegue de los glúteos hasta los hombros, débil porque no han tenido entrenamiento. Así aparecen dolencias en la zona lumbar porque se trabaja con una cantidad de repeticiones que generan fatigas o estrés en esa zona. Por supuesto que hay que tenerlas en cuenta para que en los entrenamientos siguientes no persista, porque en esos casos sí se puede provocar una lesión”. 

Y agregó que “lo atrapante de esta actividad es que la persona nota los progresos muy rápido porque llevamos una planificación. No hacemos rutinas al azar. Nosotros destinamos dos días de la semana para que la gente venga, conozca, pruebe una clase y decida si quiere continuar”. 

Borsani opinó que "lo ideal es que ningún médico tuviera que mandar a nadie a ser gimnasia sino que cada persona debería evitar el sedentarismo, la obesidad y preocuparse más por su salud. Sería bueno que de manera voluntaria uno fuera a hacer alguna actividad. Convengamos que si un médico te lo indica es porque ya estás dentro de una patología y tu salud ya está afectada por algo que no hacés".

Logín