eldiariodelarepublica.com
En Villa Mercedes, sólo hay 4 fuera del casco céntrico

Escuchanos EN VIVO!
X

En Villa Mercedes, sólo hay 4 fuera del casco céntrico

En sectores como La Ribera, hay uno para abastecer a dos mil familias. Los usuarios se quejan de las demoras y la falta de efectivo especialmente los fines de semana.

Para los villamercedinos, los problemas con los cajeros automáticos no pasan de moda, pero cada vez les provocan más dolores de cabeza a la hora de extraer dinero, sobre todo los fines de semana, feriados y fines de semana largos.

En un recorrido que realizó El Diario por las diferentes sucursales registró que, en la ciudad hay 15 cajeros de distintos bancos: siete “Supervielle”, dos “Santander Río” y “Nación” y uno, de los bancos: “Galicia”, “Francés”, “HSBC” y “Patagonia”.

De ese total, 11 están en el centro, dos en la zona estación, uno en el barrio La Ribera, en el predio de la Facultad de Ingeniería y en el edificio del Poder Judicial. Este último sólo se encuentra habilitado durante los días y horarios que funcionan los Tribunales. Algunas agencias tienen uno, dos y hasta cinco cajeros automáticos, pero no siempre funcionan todos.

A la hora de salir a buscar efectivo y recorrer varios lugares, cada ciudadano tiene una historia diferente para contar, pero ninguna opinión es positiva. El hecho de que la mayor cantidad de los cajeros estén instalados en un perímetro de cinco cuadras, en pleno centro, ya es una dificultad.

La ciudad cada vez se expande más, con la inauguración de los nuevos barrios y la ampliación de La Ribera y eso resulta un largo trayecto para llegar a una sucursal bancaria.

Desde el 1.000 y 500 Viviendas, ubicadas en el noreste mercedino, hay entre 10 y 15 kilómetros hasta el centro. Para los vecinos, la instalación de uno o más cajeros en la zona sería un gran alivio. En el barrio La Ribera, ubicado a 8 kilómetros del centro, hay un solo cajero que responde a más de dos mil familias. El inconveniente de siempre es que todos los días se queda sin dinero y los vecinos sufren cuando llega el fin de semana, y aun más cuando se suma algún feriado.

La comunidad de ese distrito, teniendo en cuenta el crecimiento turístico que genera durante el fin de semana el Complejo Parque La Pedrera con las distintas actividades deportivas, determinó que la solución no está solamente en agregar dinero, sino también tener en cuenta la infraestructura, la seguridad y ampliar la cantidad de cajeros. El espacio está ubicado en una esquina, al lado de la comisaría, es muy pequeño y no tiene iluminación exterior, eso también provoca que la gente se traslade hasta el centro para no correr peligro de robo a la salida del lugar.

Los usuarios de la red Link tienen complicaciones con la poca disponibilidad de lugares para extraer dinero. El Banco “Patagonia” y las dos dependencias del “Nación” son las únicas que les brindan ése sistema. La falta de plata los tiene sin cuidado. La incomodidad es la larga espera, en algunas ocasiones la demora supera la media hora.
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

En Villa Mercedes, sólo hay 4 fuera del casco céntrico

En sectores como La Ribera, hay uno para abastecer a dos mil familias. Los usuarios se quejan de las demoras y la falta de efectivo especialmente los fines de semana.

Una pesadilla. para los mercedinos y turistas, concurrir a los cajeros automáticos resulta cada vez más fastidioso. Foto: Juan Andrés Galli

Para los villamercedinos, los problemas con los cajeros automáticos no pasan de moda, pero cada vez les provocan más dolores de cabeza a la hora de extraer dinero, sobre todo los fines de semana, feriados y fines de semana largos.

En un recorrido que realizó El Diario por las diferentes sucursales registró que, en la ciudad hay 15 cajeros de distintos bancos: siete “Supervielle”, dos “Santander Río” y “Nación” y uno, de los bancos: “Galicia”, “Francés”, “HSBC” y “Patagonia”.

De ese total, 11 están en el centro, dos en la zona estación, uno en el barrio La Ribera, en el predio de la Facultad de Ingeniería y en el edificio del Poder Judicial. Este último sólo se encuentra habilitado durante los días y horarios que funcionan los Tribunales. Algunas agencias tienen uno, dos y hasta cinco cajeros automáticos, pero no siempre funcionan todos.

A la hora de salir a buscar efectivo y recorrer varios lugares, cada ciudadano tiene una historia diferente para contar, pero ninguna opinión es positiva. El hecho de que la mayor cantidad de los cajeros estén instalados en un perímetro de cinco cuadras, en pleno centro, ya es una dificultad.

La ciudad cada vez se expande más, con la inauguración de los nuevos barrios y la ampliación de La Ribera y eso resulta un largo trayecto para llegar a una sucursal bancaria.

Desde el 1.000 y 500 Viviendas, ubicadas en el noreste mercedino, hay entre 10 y 15 kilómetros hasta el centro. Para los vecinos, la instalación de uno o más cajeros en la zona sería un gran alivio. En el barrio La Ribera, ubicado a 8 kilómetros del centro, hay un solo cajero que responde a más de dos mil familias. El inconveniente de siempre es que todos los días se queda sin dinero y los vecinos sufren cuando llega el fin de semana, y aun más cuando se suma algún feriado.

La comunidad de ese distrito, teniendo en cuenta el crecimiento turístico que genera durante el fin de semana el Complejo Parque La Pedrera con las distintas actividades deportivas, determinó que la solución no está solamente en agregar dinero, sino también tener en cuenta la infraestructura, la seguridad y ampliar la cantidad de cajeros. El espacio está ubicado en una esquina, al lado de la comisaría, es muy pequeño y no tiene iluminación exterior, eso también provoca que la gente se traslade hasta el centro para no correr peligro de robo a la salida del lugar.

Los usuarios de la red Link tienen complicaciones con la poca disponibilidad de lugares para extraer dinero. El Banco “Patagonia” y las dos dependencias del “Nación” son las únicas que les brindan ése sistema. La falta de plata los tiene sin cuidado. La incomodidad es la larga espera, en algunas ocasiones la demora supera la media hora.
 

Logín