eldiariodelarepublica.com
En una de las "saladitas" aseguran que la ropa que venden es de origen legal

Escuchanos EN VIVO!

Escuchanos EN VIVO!
X

En una de las "saladitas" aseguran que la ropa que venden es de origen legal

"Súper Ofertas 2" es uno de los cinco negocios cuestionados que acreditó la habilitación comercial.

La polémica por el funcionamiento de las "saladitas" en el centro puntano comenzó mostrar nuevas voces. Según el abogado de "Súper Ofertas 2", Jorge Sosa, el origen de la ropa que venden en esa feria es de origen legítimo. Dijo además que el local cuenta con todos la documentación en regla de la habilitación municipal, acreditada ante el Juzgado de Faltas a fines de la semana pasada.

"El negocio está habilitado con todos los trámites como corresponde, por eso se levantó la clausura. La supuesta compra en negro de la ropa son falsas denuncias, tenemos todo en orden, pero no manejo los detalles de cada punto en particular porque es algo que desconozco", afirmó Sosa consultado por El Diario de la República, en la primera aparición en los medios que tuvo un representante de las "saladitas", desde que hace más de un mes un grupo de unos cuarenta comerciantes "autoconvocados" denunció públicamente la "ilegalidad" de al menos cinco locales en los que venden la ropa la mitad de lo que cuesta en un negocio "tradicional".

A mediados de mayo, la Municipalidad de San Luis intimó sólo a tres de las ferias de indumentaria ("La Saladita" de Luis Martínez Castro ubicada en la calle Pringles 1053 y "Sasha" de Red Service SA, en sus dos direcciones de Chacabuco 747 y San Martín 557), a que informarán la procedencia de la mercadería de comercializan, como también los comprobantes de IVA de los últimos seis períodos, cargas sociales, regímenes de compra y venta, más la declaraciones juradas de convenios multilaterales o de ingresos brutos directos. Además de "Súper Ofertas 2", quedó fuera de esa exigencia "Desiré", otro de los comercios señalados que queda también sobre la calle Junín al 900.

Toda esa documentación debería estar acreditada en el informe que la Comuna entregó al Concejo Deliberante capitalino, en un pedido que el cuerpo legislativo realizó por el voto unánime de sus integrantes. Previo a su presentación en el recinto, el dossier será examinado en comisión.

Pese al manto de sospecha que recayó sobre las "saladitas", Sosa indicó que "todo lo que se compra tiene factura", al igual que el pago de los impuestos y tributos municipales, provinciales y nacionales.

"Supongo que las acusaciones son porque los otros negocios se ven afectados en las ventas y en realidad los locales sospechados deben tener proveedores más baratos, pero es algo que no puedo afirmar porque lo desconozco", explicó el defensor legal.

La denuncia original que los "autoconvocados" realizaron a principios del mes pasado, estaba basada principalmente en que existía una competencia desleal con las ferias, ya que en sus comercios -según afirmaron- las ventas habían caído hasta un 70 por ciento e inclusive al menos uno de los que integran el grupo debió cerrar uno de sus locales por la falta de compradores.

El abogado que representa a los denunciantes, Guillermo Strazza, aseguró a principios de esta semana que sólo uno de los comercios cuestionados, "La Saladita", factura casi 400 mil pesos diarios o 9 millones mensuales. Dijo que las cifras se desprenden del informe del Municipio. Sostuvo también que ese local tiene una deuda con la Intendencia de al menos un millón 800 mil pesos, en concepto del canon comercial.

Sin embargo, Sosa indicó que ese negocio tiene "todo en orden", en relación a los impuestos y tributos municipales, provinciales y nacionales.

"Todavía no hicimos la presentación en los organismos correspondientes, pero esta semana vamos a empezar trabajar en eso", señaló Sosa, quien insistió: "Todo tiene su factura, venga quien venga se lo podemos exhibir".

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

En una de las "saladitas" aseguran que la ropa que venden es de origen legal

"Súper Ofertas 2" es uno de los cinco negocios cuestionados que acreditó la habilitación comercial.

Recibos. El defensor del local de la calle Junín 766 dijo que tienen factura de toda la mercadería.

La polémica por el funcionamiento de las "saladitas" en el centro puntano comenzó mostrar nuevas voces. Según el abogado de "Súper Ofertas 2", Jorge Sosa, el origen de la ropa que venden en esa feria es de origen legítimo. Dijo además que el local cuenta con todos la documentación en regla de la habilitación municipal, acreditada ante el Juzgado de Faltas a fines de la semana pasada.

"El negocio está habilitado con todos los trámites como corresponde, por eso se levantó la clausura. La supuesta compra en negro de la ropa son falsas denuncias, tenemos todo en orden, pero no manejo los detalles de cada punto en particular porque es algo que desconozco", afirmó Sosa consultado por El Diario de la República, en la primera aparición en los medios que tuvo un representante de las "saladitas", desde que hace más de un mes un grupo de unos cuarenta comerciantes "autoconvocados" denunció públicamente la "ilegalidad" de al menos cinco locales en los que venden la ropa la mitad de lo que cuesta en un negocio "tradicional".

A mediados de mayo, la Municipalidad de San Luis intimó sólo a tres de las ferias de indumentaria ("La Saladita" de Luis Martínez Castro ubicada en la calle Pringles 1053 y "Sasha" de Red Service SA, en sus dos direcciones de Chacabuco 747 y San Martín 557), a que informarán la procedencia de la mercadería de comercializan, como también los comprobantes de IVA de los últimos seis períodos, cargas sociales, regímenes de compra y venta, más la declaraciones juradas de convenios multilaterales o de ingresos brutos directos. Además de "Súper Ofertas 2", quedó fuera de esa exigencia "Desiré", otro de los comercios señalados que queda también sobre la calle Junín al 900.

Toda esa documentación debería estar acreditada en el informe que la Comuna entregó al Concejo Deliberante capitalino, en un pedido que el cuerpo legislativo realizó por el voto unánime de sus integrantes. Previo a su presentación en el recinto, el dossier será examinado en comisión.

Pese al manto de sospecha que recayó sobre las "saladitas", Sosa indicó que "todo lo que se compra tiene factura", al igual que el pago de los impuestos y tributos municipales, provinciales y nacionales.

"Supongo que las acusaciones son porque los otros negocios se ven afectados en las ventas y en realidad los locales sospechados deben tener proveedores más baratos, pero es algo que no puedo afirmar porque lo desconozco", explicó el defensor legal.

La denuncia original que los "autoconvocados" realizaron a principios del mes pasado, estaba basada principalmente en que existía una competencia desleal con las ferias, ya que en sus comercios -según afirmaron- las ventas habían caído hasta un 70 por ciento e inclusive al menos uno de los que integran el grupo debió cerrar uno de sus locales por la falta de compradores.

El abogado que representa a los denunciantes, Guillermo Strazza, aseguró a principios de esta semana que sólo uno de los comercios cuestionados, "La Saladita", factura casi 400 mil pesos diarios o 9 millones mensuales. Dijo que las cifras se desprenden del informe del Municipio. Sostuvo también que ese local tiene una deuda con la Intendencia de al menos un millón 800 mil pesos, en concepto del canon comercial.

Sin embargo, Sosa indicó que ese negocio tiene "todo en orden", en relación a los impuestos y tributos municipales, provinciales y nacionales.

"Todavía no hicimos la presentación en los organismos correspondientes, pero esta semana vamos a empezar trabajar en eso", señaló Sosa, quien insistió: "Todo tiene su factura, venga quien venga se lo podemos exhibir".

Logín