eldiariodelarepublica.com
La caravana migrante avanza por México en su intención de llegar a Estados Unidos

Escuchá acá la 90.9
X

La caravana migrante avanza por México en su intención de llegar a Estados Unidos

Cerca de cinco mil personas, la mayoría hondureños que escapan de la violencia entre pandillas en su país, llegaron este domingo a la ciudad mexicana de Tapachula.

La caravana de migrantes centroamericanos que procura llegar a Estados Unidos llegó este domingo a la ciudad mexicana de Tapachula, después de caminar unos 40 kilómetros desde la frontera con Guatemala.

El contingente está formado por miles de migrantes, unos 4.000 a 5.000, según estimaciones periodísticas, debido a que a los hondureños se les sumaron centroamericanos de otras nacionalidades.

"Somos 7.500 los que estaremos llegando a Tapachula", dijo el hondureño Denys Omar Contreras, que fue uno de los primeros en concluir el recorrido desde la mexicana Ciudad Hidalgo.

Esa ciudad está separada de Guatemala por el río Suchiate, por el que muchos de los migrantes decidieron cruzar en balsas o nadando sin atender el llamado de las autoridades mexicanas a pedir refugio por canales formales en el puente fronterizo.

"Venimos huyendo de la violencia de las pandillas (...) No venimos huyendo solo porque no tenemos trabajo, vivimos en un infierno", agregó Contreras.

Los migrantes se instalaron en la plaza central de la ciudad, después de una caminata bajo un fuerte sol, en la que muchos avanzan con niños cargados en los hombros o en brazos.

Algunos quieren pedir refugio en México, pero otros están decididos a llegar a Estados Unidos, a pesar de las advertencias del presidente Donald Trump.

Muchos descansaban a la sombra bajo los árboles o tendidos en el suelo con la cabeza apoyada sobre mochilas. La Policía Federal mexicana se apostó en el camino pero no interfirió en el avance de la caravana

"El Estado mexicano, a través del Instituto Nacional de Migración, los exhorta a regularizar su situación migratoria en el país", dijo este domingo el jefe regional de migración, Francisco Echevarría, en un mensaje en la carretera a la altura de Frontera Hidalgo. "No pueden continuar en territorio nacional de manera irregular".

La caravana empezó el recorrido hace una semana en San Pedro Sula, Honduras, con unas mil personas y se fue agrandando hasta llegar a la frontera entre México y Guatemala.

Una parte de los hondureños solicitó refugio formalmente en el puente fronterizo entre México y Guatemala. Los demás salieron hoy desde Ciudad Hidalgo hacia Tapachula.

Además de personal del Instituto Nacional de Migración, acompañan la caravana miembros de organismos civiles y de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Las autoridades les hicieron varios llamados a presentarse ante el Instituto Nacional de Migración para hacer una solicitud de refugio de manera formal, única vía por la que podrían permanecer en México. Sin embargo ese trámite, por el que muchas personas esperan todavía en el puente fronterizo su turno para entrar, ha ido fluyendo de manera muy lenta y además las personas quedan bajo custodia.

El comisionado general de la Policía Federal, Manelich Castilla, se aproximó al contingente y expresó que la instrucción del ministro del Interior, Alfonso Navarrete, es agotar el diálogo y no hacer uso de la fuerza.

"Que toda la gente que viene en esta caravana sepa que la presencia policial es para poder guiar su paso por zona segura a que sean atendidos en el albergue", dijo Castilla.

En tanto, más de dos mil hondureños que integraban la caravana que partió el 13 de octubre con la intención de llegar a Estados Unidos decidieron retornar a Honduras de manera voluntaria.

"Hasta el momento han retornado a Honduras más de 2.000 compatriotas desde Guatemala y la frontera con México, quienes han sido auxiliados y atendidas sus necesidades básicas, garantizando un regreso seguro y ordenado a sus comunidades de origen", dijo la vicecanciller hondureña, Nelly Jerez.

El presidente Donald Trump aseguró hoy que su Gobierno está haciendo "todos los esfuerzos posibles" para evitar que "la avalancha de extranjeros ilegales" crucen la frontera con México, y les advirtió que, de llegar, las autoridades migratorias no aceptarán su entrada.

"Las personas deben solicitar asilo en México primero, y si no lo hacen, EE.UU. los rechazará. ¡Los tribunales están pidiendo a EE.UU. que haga cosas que no son factibles!", afirmó Trump en la red Twitter.

NA

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

La caravana migrante avanza por México en su intención de llegar a Estados Unidos

Cerca de cinco mil personas, la mayoría hondureños que escapan de la violencia entre pandillas en su país, llegaron este domingo a la ciudad mexicana de Tapachula.

Se agranda. La caravana comenzó con poco mas de mil personas y ahora ronda los cinco mil. Foto: Télam.

La caravana de migrantes centroamericanos que procura llegar a Estados Unidos llegó este domingo a la ciudad mexicana de Tapachula, después de caminar unos 40 kilómetros desde la frontera con Guatemala.

El contingente está formado por miles de migrantes, unos 4.000 a 5.000, según estimaciones periodísticas, debido a que a los hondureños se les sumaron centroamericanos de otras nacionalidades.

"Somos 7.500 los que estaremos llegando a Tapachula", dijo el hondureño Denys Omar Contreras, que fue uno de los primeros en concluir el recorrido desde la mexicana Ciudad Hidalgo.

Esa ciudad está separada de Guatemala por el río Suchiate, por el que muchos de los migrantes decidieron cruzar en balsas o nadando sin atender el llamado de las autoridades mexicanas a pedir refugio por canales formales en el puente fronterizo.

"Venimos huyendo de la violencia de las pandillas (...) No venimos huyendo solo porque no tenemos trabajo, vivimos en un infierno", agregó Contreras.

Los migrantes se instalaron en la plaza central de la ciudad, después de una caminata bajo un fuerte sol, en la que muchos avanzan con niños cargados en los hombros o en brazos.

Algunos quieren pedir refugio en México, pero otros están decididos a llegar a Estados Unidos, a pesar de las advertencias del presidente Donald Trump.

Muchos descansaban a la sombra bajo los árboles o tendidos en el suelo con la cabeza apoyada sobre mochilas. La Policía Federal mexicana se apostó en el camino pero no interfirió en el avance de la caravana

"El Estado mexicano, a través del Instituto Nacional de Migración, los exhorta a regularizar su situación migratoria en el país", dijo este domingo el jefe regional de migración, Francisco Echevarría, en un mensaje en la carretera a la altura de Frontera Hidalgo. "No pueden continuar en territorio nacional de manera irregular".

La caravana empezó el recorrido hace una semana en San Pedro Sula, Honduras, con unas mil personas y se fue agrandando hasta llegar a la frontera entre México y Guatemala.

Una parte de los hondureños solicitó refugio formalmente en el puente fronterizo entre México y Guatemala. Los demás salieron hoy desde Ciudad Hidalgo hacia Tapachula.

Además de personal del Instituto Nacional de Migración, acompañan la caravana miembros de organismos civiles y de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Las autoridades les hicieron varios llamados a presentarse ante el Instituto Nacional de Migración para hacer una solicitud de refugio de manera formal, única vía por la que podrían permanecer en México. Sin embargo ese trámite, por el que muchas personas esperan todavía en el puente fronterizo su turno para entrar, ha ido fluyendo de manera muy lenta y además las personas quedan bajo custodia.

El comisionado general de la Policía Federal, Manelich Castilla, se aproximó al contingente y expresó que la instrucción del ministro del Interior, Alfonso Navarrete, es agotar el diálogo y no hacer uso de la fuerza.

"Que toda la gente que viene en esta caravana sepa que la presencia policial es para poder guiar su paso por zona segura a que sean atendidos en el albergue", dijo Castilla.

En tanto, más de dos mil hondureños que integraban la caravana que partió el 13 de octubre con la intención de llegar a Estados Unidos decidieron retornar a Honduras de manera voluntaria.

"Hasta el momento han retornado a Honduras más de 2.000 compatriotas desde Guatemala y la frontera con México, quienes han sido auxiliados y atendidas sus necesidades básicas, garantizando un regreso seguro y ordenado a sus comunidades de origen", dijo la vicecanciller hondureña, Nelly Jerez.

El presidente Donald Trump aseguró hoy que su Gobierno está haciendo "todos los esfuerzos posibles" para evitar que "la avalancha de extranjeros ilegales" crucen la frontera con México, y les advirtió que, de llegar, las autoridades migratorias no aceptarán su entrada.

"Las personas deben solicitar asilo en México primero, y si no lo hacen, EE.UU. los rechazará. ¡Los tribunales están pidiendo a EE.UU. que haga cosas que no son factibles!", afirmó Trump en la red Twitter.

NA

Logín