eldiariodelarepublica.com
La Feria de los Productores vuelve a la ciudad de San Luis

Escuchá acá la 90.9

Escuchá acá la 90.9
X

La Feria de los Productores vuelve a la ciudad de San Luis

Ofrecerá mermeladas, escabeches, verduras, quesos, chacinados y artesanías. La entrada es libre y gratuita.

Social, productiva e innovadora. Así es la propuesta que el Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción ofrece a los hacedores de las materias primas, muchos de los cuales además le dan valor agregado (por ejemplo transforman la fruta en dulce o venden las nueces ya peladas), y que ahora pueden comercializar de manera directa a un público ávido por la mercadería artesanal.

Este sábado en el Parque de las Naciones, con entrada por la esquina de Riobamba y La Pampa, en la capital puntana, se hará la tercera edición de la Feria de Pequeños y Medianos Productores de San Luis. Comenzará a las 11 y se extenderá hasta las 18. Habrá cerca de 230 expositores que ofrecerán alimentos y productos locales relacionados con el arte.

La entrada será libre y gratuita. Las familias tendrán la oportunidad de realizar un paseo al aire libre y comprar productos frescos y de primera calidad a precios accesibles. Además, anticiparon los organizadores, habrá una peña folclórica bailable y números artísticos populares. Los visitantes podrán participar de sorteos con el número que recibirán en la entrada y además, los niños, disfrutar de los juegos que hay en los espacios verdes del parque. En uno de los costados del predio se instalarán los carromatos que ofician de restoranes, para que al mediodía nadie se quede sin almorzar en alguno de los famosos “food trucks” de moda.

El éxito de las dos ferias anteriores (una allí mismo y la otra en Villa Mercedes) seguramente radica en la necesidad imperante en ambos extremos del mostrador. Los consumidores buscan pagar montos justos por sus alimentos y además, que sean de buena calidad. Los productores, en tanto, necesitaban un espacio donde vender sus elaboraciones caseras y tener público a su disposición, ya que muchos viven en parajes alejados, de difícil acceso. Por algo siempre se dice que lo más difícil es la comercialización para los pequeños emprendimientos familiares.

La conjunción es perfecta y el Ministerio pudo aglutinar las necesidades de los actores de esa cadena comercial. Además los productores no deben hacer grandes erogaciones. Tienen un espacio disponible totalmente gratis con tan sólo inscribirse y el traslado, tanto de ellos como de la mercadería, corre por cuenta del gobierno provincial.

Quienes se acerquen a la feria podrán encontrar más de 200 puestos que ofrecerán mermeladas, pickles, escabeches, verduras, frutas, frutos secos, quesos de vaca y cabra, fiambres y chacinados. Además, habrá artesanos locales que trabajan el cuero, la lana y la piedra. El boom de la cerveza artesanal no escapará a esta oportunidad y son varios los fabricantes que venderán sus productos dentro del predio, con la condición de que la bebida no se consuma allí. Quien quiera acceder a cerveza casera podrá llevarse botellas cerradas y tomarlas en casa. Un consejo, dado lo que pasó en la primera edición, puede ser para los que quieran verduras y hortalizas frescas de Sol Puntano. Se recomienda que vayan temprano, porque se agotan rápido por el precio y la calidad de los productos.

El momento elegido  puede ser muy propicio, ya que San Luis se encuentra en pleno receso invernal y la afluencia de turistas es importante. Además ese día comienzan las vacaciones en provincias grandes como Buenos Aires. Por ese motivo, la organización espera tener un número mayor de visitantes que en las anteriores ferias. Se supo tras bambalinas que por esa razón los organizadores dudaron de hacerla en la Villa de Merlo, pero finalmente decidieron volver al Parque de las Naciones por un tema de proximidad o porque quizás es una plaza menos conocida para estas ferias, que las que se organizan al pie de los Comechingones  y de esta manera buscan darle impulso a los eventos de esta característica en San Luis.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

La Feria de los Productores vuelve a la ciudad de San Luis

Ofrecerá mermeladas, escabeches, verduras, quesos, chacinados y artesanías. La entrada es libre y gratuita.

La convocatoria. Por la época de receso invernal esperan recibir más turistas y subir las ventas. Foto: El Diario.

Social, productiva e innovadora. Así es la propuesta que el Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción ofrece a los hacedores de las materias primas, muchos de los cuales además le dan valor agregado (por ejemplo transforman la fruta en dulce o venden las nueces ya peladas), y que ahora pueden comercializar de manera directa a un público ávido por la mercadería artesanal.

Este sábado en el Parque de las Naciones, con entrada por la esquina de Riobamba y La Pampa, en la capital puntana, se hará la tercera edición de la Feria de Pequeños y Medianos Productores de San Luis. Comenzará a las 11 y se extenderá hasta las 18. Habrá cerca de 230 expositores que ofrecerán alimentos y productos locales relacionados con el arte.

La entrada será libre y gratuita. Las familias tendrán la oportunidad de realizar un paseo al aire libre y comprar productos frescos y de primera calidad a precios accesibles. Además, anticiparon los organizadores, habrá una peña folclórica bailable y números artísticos populares. Los visitantes podrán participar de sorteos con el número que recibirán en la entrada y además, los niños, disfrutar de los juegos que hay en los espacios verdes del parque. En uno de los costados del predio se instalarán los carromatos que ofician de restoranes, para que al mediodía nadie se quede sin almorzar en alguno de los famosos “food trucks” de moda.

El éxito de las dos ferias anteriores (una allí mismo y la otra en Villa Mercedes) seguramente radica en la necesidad imperante en ambos extremos del mostrador. Los consumidores buscan pagar montos justos por sus alimentos y además, que sean de buena calidad. Los productores, en tanto, necesitaban un espacio donde vender sus elaboraciones caseras y tener público a su disposición, ya que muchos viven en parajes alejados, de difícil acceso. Por algo siempre se dice que lo más difícil es la comercialización para los pequeños emprendimientos familiares.

La conjunción es perfecta y el Ministerio pudo aglutinar las necesidades de los actores de esa cadena comercial. Además los productores no deben hacer grandes erogaciones. Tienen un espacio disponible totalmente gratis con tan sólo inscribirse y el traslado, tanto de ellos como de la mercadería, corre por cuenta del gobierno provincial.

Quienes se acerquen a la feria podrán encontrar más de 200 puestos que ofrecerán mermeladas, pickles, escabeches, verduras, frutas, frutos secos, quesos de vaca y cabra, fiambres y chacinados. Además, habrá artesanos locales que trabajan el cuero, la lana y la piedra. El boom de la cerveza artesanal no escapará a esta oportunidad y son varios los fabricantes que venderán sus productos dentro del predio, con la condición de que la bebida no se consuma allí. Quien quiera acceder a cerveza casera podrá llevarse botellas cerradas y tomarlas en casa. Un consejo, dado lo que pasó en la primera edición, puede ser para los que quieran verduras y hortalizas frescas de Sol Puntano. Se recomienda que vayan temprano, porque se agotan rápido por el precio y la calidad de los productos.

El momento elegido  puede ser muy propicio, ya que San Luis se encuentra en pleno receso invernal y la afluencia de turistas es importante. Además ese día comienzan las vacaciones en provincias grandes como Buenos Aires. Por ese motivo, la organización espera tener un número mayor de visitantes que en las anteriores ferias. Se supo tras bambalinas que por esa razón los organizadores dudaron de hacerla en la Villa de Merlo, pero finalmente decidieron volver al Parque de las Naciones por un tema de proximidad o porque quizás es una plaza menos conocida para estas ferias, que las que se organizan al pie de los Comechingones  y de esta manera buscan darle impulso a los eventos de esta característica en San Luis.

Logín