eldiariodelarepublica.com
Alerta verde: desmontaron un bosque nativo sin permiso

Escuchá acá la 90.9
X

Alerta verde: desmontaron un bosque nativo sin permiso

Los árboles y las plantas autóctonas, con más de cien años, ocupaban una hectárea.

Parte del gran bosque nativo que costeaba la avenida Jorge Newbery desapareció y no fue por arte de magia. Plantas y árboles de la región con más de cien años de historia fueron arrancados sin permiso y se desconoce con qué propósito.  Hasta ayer a la tarde, la Secretaría de Medio Ambiente de la Provincia trataba de identificar a los autores.

El alerta llegó a la Policía Ambiental que de inmediato se presentó en el predio que está ubicado frente al Refugio de Contención Animal, y a pocos metros de la V Brigada Aérea. Allí, el oficial principal, Silvio Pereyra, informó que el desmonte alcanzó más de una hectárea, la dimensión necesaria para que el terreno sea considerado bosque nativo.

"Cuando llegamos al lugar observamos que habían abierto un callejón y para ello, levantaron toda la arbolada, entre la que se encontraban caldenes, talas y esquejes de diversas plantas. Ya iniciamos las tareas de investigación para dar con el responsable y constatar si esta persona o empresa tenía permiso para retirar los ejemplares", le dijo el policía a este matutino poco antes del mediodía.

Al cabo de unas horas, desde la secretaría informaron que, el autor o los autores, no contaban con  autorización, ya que no registran ningún permiso para desmontar en esa zona, y que esperaban tener más datos al finalizar la jornada. "Lo que podemos confirmar es que claramente se trata de una infracción, ya que no existe ningún permiso otorgado por este organismo para poder realizar una actividad de ese tipo en ese espacio", aseguró Dario Szklarek, jefe del Subprograma Biodiversidad.

"Una vez que tengamos toda la información del responsable, se harán todas las averiguaciones y luego se emitirá una notificación. En estos casos, la otra parte tiene derecho a la defensa y luego se procede a la multa", añadió Szklarek.

El funcionario destacó que la arboleda era considerada como "uno de los bosques más altos, y de los cuales necesita más protección", y que esta característica será la primera que tendrán en cuenta a la hora de ejercer la sanción.

Por otro lado, el responsable de Biodiversidad aclaró que, en cuanto a desmontes, la actividad no es ilegal en la provincia, pero sí, que es una actividad con limitaciones. "De acuerdo a la Ley Nacional de Bosques (26.331) estos están divididos en tres categorías: verde, amarillo y rojo, que definen qué actividades se pueden hacer o no. Los primeros tienen menor valor de conservación, pero no quiere decir que se pueda talar ni desmontar como si nada, sino que hay ciertos planos y estudios que se deben presentar y analizar para hacerlo, pero siempre se trata de dejar un espacio tal como está. Después tenemos los amarillos que son de mediana conservación, en esos no se pueden desmontar, pero sí hacer algo de mediano impacto, como por ejemplo turismo. Por último están los rojos, que son los de alto valor, por ejemplo los márgenes de río. A esos no se los puede tocar", explicó.

En cuanto al predio que costeaba la avenida, señaló que "hay un desfasaje de categoría". "Para establecer si son verdes, amarillos o rojos, antes es necesario tomar una fotografía satelital. En este caso, hubo un desfasaje y para saber a cuál pertenecía, habrá que hacer una corrección a través del sistema de información geográfico. Eso determinará también el tipo de sanción", añadió.

Además de abonar una multa, los responsables deberán volver a forestar para recuperar el ecosistema, según indicó el responsable de Biodiversidad. Por último, Szklarek dijo que realizar las tareas de investigación llevará algunos días, y que la próxima semana tendrán novedades del caso.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Alerta verde: desmontaron un bosque nativo sin permiso

Los árboles y las plantas autóctonas, con más de cien años, ocupaban una hectárea.

Los ejemplares quedaron a un costado del camino, el bosque es era uno de los espacios verdes protegidos por la ley nacional. Foto: Héctor Portela.

Parte del gran bosque nativo que costeaba la avenida Jorge Newbery desapareció y no fue por arte de magia. Plantas y árboles de la región con más de cien años de historia fueron arrancados sin permiso y se desconoce con qué propósito.  Hasta ayer a la tarde, la Secretaría de Medio Ambiente de la Provincia trataba de identificar a los autores.

El alerta llegó a la Policía Ambiental que de inmediato se presentó en el predio que está ubicado frente al Refugio de Contención Animal, y a pocos metros de la V Brigada Aérea. Allí, el oficial principal, Silvio Pereyra, informó que el desmonte alcanzó más de una hectárea, la dimensión necesaria para que el terreno sea considerado bosque nativo.

"Cuando llegamos al lugar observamos que habían abierto un callejón y para ello, levantaron toda la arbolada, entre la que se encontraban caldenes, talas y esquejes de diversas plantas. Ya iniciamos las tareas de investigación para dar con el responsable y constatar si esta persona o empresa tenía permiso para retirar los ejemplares", le dijo el policía a este matutino poco antes del mediodía.

Al cabo de unas horas, desde la secretaría informaron que, el autor o los autores, no contaban con  autorización, ya que no registran ningún permiso para desmontar en esa zona, y que esperaban tener más datos al finalizar la jornada. "Lo que podemos confirmar es que claramente se trata de una infracción, ya que no existe ningún permiso otorgado por este organismo para poder realizar una actividad de ese tipo en ese espacio", aseguró Dario Szklarek, jefe del Subprograma Biodiversidad.

"Una vez que tengamos toda la información del responsable, se harán todas las averiguaciones y luego se emitirá una notificación. En estos casos, la otra parte tiene derecho a la defensa y luego se procede a la multa", añadió Szklarek.

El funcionario destacó que la arboleda era considerada como "uno de los bosques más altos, y de los cuales necesita más protección", y que esta característica será la primera que tendrán en cuenta a la hora de ejercer la sanción.

Por otro lado, el responsable de Biodiversidad aclaró que, en cuanto a desmontes, la actividad no es ilegal en la provincia, pero sí, que es una actividad con limitaciones. "De acuerdo a la Ley Nacional de Bosques (26.331) estos están divididos en tres categorías: verde, amarillo y rojo, que definen qué actividades se pueden hacer o no. Los primeros tienen menor valor de conservación, pero no quiere decir que se pueda talar ni desmontar como si nada, sino que hay ciertos planos y estudios que se deben presentar y analizar para hacerlo, pero siempre se trata de dejar un espacio tal como está. Después tenemos los amarillos que son de mediana conservación, en esos no se pueden desmontar, pero sí hacer algo de mediano impacto, como por ejemplo turismo. Por último están los rojos, que son los de alto valor, por ejemplo los márgenes de río. A esos no se los puede tocar", explicó.

En cuanto al predio que costeaba la avenida, señaló que "hay un desfasaje de categoría". "Para establecer si son verdes, amarillos o rojos, antes es necesario tomar una fotografía satelital. En este caso, hubo un desfasaje y para saber a cuál pertenecía, habrá que hacer una corrección a través del sistema de información geográfico. Eso determinará también el tipo de sanción", añadió.

Además de abonar una multa, los responsables deberán volver a forestar para recuperar el ecosistema, según indicó el responsable de Biodiversidad. Por último, Szklarek dijo que realizar las tareas de investigación llevará algunos días, y que la próxima semana tendrán novedades del caso.

Logín