16°SAN LUIS - Lunes 29 de Noviembre de 2021

16°SAN LUIS - Lunes 29 de Noviembre de 2021

EN VIVO

Las trabajadoras del campo vienen conquistando espacios decisivos

El camino para achicar la brecha de género es empinado, aunque son muchas las impulsoras del cambio.

Por María José Rodríguez
| 15 de octubre de 2021
Yolanda Alcaraz. Es productora caprina en Villa de la Quebrada. Elabora quesos y comercializa sus animales.

Para reconocer y visibilizar el inmenso trabajo y aporte que realizan las mujeres del ámbito rural en todo el mundo, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) estableció en diciembre de 2007 fijar como fecha importante en el almanaque el 15 de octubre, declarándolo como el Día Internacional de las Mujeres Rurales. Aunque el camino es empinado en cuestiones de igualdad de género y la brecha aún persiste, son muchas las mujeres que a través de diferentes roles se abren paso y se hacen escuchar en un ámbito que ancestralmente estuvo ocupado exclusivamente por hombres.

 

Según el Indec, que recopila información a través del Censo Nacional Agropecuario en las explotaciones agropecuarias (EAP), tanto de tipo jurídico como de persona humana o sociedad de hecho no registrada, hasta el 2 junio existían en todo el país unos 222.060 productores, de los cuales solo el 21% son mujeres. Un dato alentador es que el 11% de ellas tiene menos de 40 años.

 

 

 

Otro dato que marca la brecha indica que en las EAP trabajaron en forma permanente 418.058 personas, de las que el 82% son varones.

 

Hay dos aspectos que todavía marcan una distancia tajante en cuanto a la actividad rural. Adela Nores es productora agropecuaria desde hace 40 años; fue directora de la Sociedad Rural Argentina (SRA) y desde allí se involucró con las realidades y necesidades de muchísimas mujeres del campo. En la actualidad forma parte de la Red Mujeres Rurales, creada en noviembre de 2018, año en el que publicó su primer libro: “Mujer Rural, nuevas voces”.

 

Durante su desempeño en la SRA elaboró un documento en el que especifica que el 48% de los profesionales del agro son mujeres, y que de ese total un 63% trabaja de forma operativa, el 60% se desempeña en el área contable, el 61% se dedica a manejar maquinaria o se enfoca en la toma de decisiones sobre la compra o venta de animales, el 54% opera equipos, el 15% cría a los animales, el 22% realiza otros tipos de trabajo como asesorías, veterinarias e ingeniería, y el 70% ordeña y además cría niños, entre otras actividades del hogar.

 

 

 

La conclusión que aporta Nores con su estudio es que es la disposición de las mujeres rurales a realizar el doble esfuerzo de trabajar, estudiar, cuidar el hogar y participar, lo que permite pensarlas como promotoras del cambio.

 

Esta afirmación se confirma con el aporte de las diferentes instituciones públicas y privadas, que en los últimos años se han enfocado en impulsar proyectos que las motive y las acompañe.

 

 

 

Jimena Pérez Epinal, licenciada en Trabajo Social y técnica extensionista en el INTA Villa Mercedes, contó que desde 2015 comienza a instalarse la problemática de las mujeres rurales en la provincia. “Desde hace un tiempo comenzaron a tener voz y a ser motores del desarrollo de sus localidades, porque se dedican a las tareas del hogar, a sus emprendimientos y al trabajo comercial. El principal obstáculo que tienen para desempeñarse es el acceso a la salud, las dificultades de conectividad y las distancias. Pero ellas no se conforman con la queja. Siempre buscan mejorar, se adaptan, modifican, resuelven e innovan para no quedarse atrás”, expresó.

 

 

 

Añadió que lo más importante para que las mujeres rurales continúen realizando su labor es que las instituciones las apoyen con talleres y capacitaciones que les permitan repensar su rol y generar propuestas en las que se posicionen como protagonistas.

 

Comentá vos tambien...