15°SAN LUIS - Lunes 29 de Noviembre de 2021

15°SAN LUIS - Lunes 29 de Noviembre de 2021

EN VIVO

Manoseó a una chica, intentó abusar y como se resistió, le cortó la cara

Por redacción
| 08 de noviembre de 2016
Cortes. A Sabrina le hicieron nueve puntos de sutura en total. Foto: gentileza.

Lo que le hicieron a Sabrina fue una atrocidad que le dejará marcas de por vida. El domingo a la madrugada, un chico la manoseó en un boliche y, enojado porque ella reaccionó mal, le rompió un vaso de vidrio en la cara, provocándole dos profundos cortes en la nariz y la frente. Miguel Otero, papá de la víctima, denunció el hecho en la Fiscalía Nº 1, criticó al local bailable por abandonar a su hija y pidió ayuda para encontrar al violento, de quien no saben nada.

 


Sabrina Aylén Otero tiene 18 años, estudia kinesiología en la Universidad Nacional de San Luis y como muchas chicas de su edad acostumbra a salir a bailar algunos fines de semana. Según comentó su papá, nunca sale sin su hermana melliza, Agostina, y este sábado se les sumaron dos amigas. “Hicieron la previa en la casa de una de esas chicas y llegaron al boliche entre las 2:30 y las 3, según estiman. Pasaron la noche ahí, ella (Sabrina) con su novio, pero tuvo la mala suerte de quedarse sola porque el chico tenía que devolverle el auto a su padre temprano y se fue antes que ocurriera todo, tipo 4:15”, relató Otero.

 


Según el relato de las chicas, rondaban las 5:30, “porque el boliche estaba pronto a cerrar”, cuando Sabrina se quedó sola en una de las pistas de "Jagger", en Falucho y avenida Illia, porque su hermana y sus amigas fueron a hacer cola para entrar al baño.

 


“Ahí fue cuando esta persona llegó, le tocó exageradamente la cola desde atrás y se le avalanzó como para besarla. Mi hija quiso sacárselo de encima, pero él hizo dos pasos para atrás, se enojó y le reventó en la cara el vaso que tenía”, describió.

 


A la joven se le nubló la vista por el dolor y la sangre, porque los cortes que sufrió en la parte superior de la nariz y encima de la ceja derecha sangraban profusamente.

 



Leé el texto completo de esta nota en la edición impresa. Suscríbete y recíbela todos los días en tu casa u oficina.
Comentá vos tambien...