eldiariodelarepublica.com
"La Juntada Folk" se presentó en Terrazas del Portezuelo

Escuchá acá la 90.9
X

"La Juntada Folk" se presentó en Terrazas del Portezuelo


Con algunas nubes ya no tan amenazantes afuera, adentro del Salón Blanco de Terrazas del Portezuelo renació un ambiente de peña cuando el jueves por la tarde, La Juntada Folk le puso un notable acento folclórico a una edición más del ciclo de conciertos.


El público comenzó a llegar bien temprano, y algunos, ya habituales y muy entusiasmados, se sentaron en su lugar favorito. El gobernador de la provincia, Alberto Rodríguez Saá, y algunos funcionarios,  también fueron puntuales y testigos de una excelente velada.


Apenas pasadas las 17, los integrantes del grupo folclórico subieron al escenario de impecables camisas y jeans. Gustavo, la  voz líder, mantuvo firme su bombo y comenzó a tocar mientras entonaba la chacarera “A sólo un segundo”.


El grupo que está formado por músicos de Potrero de los Funes y Juana Koslay tiene un año de vida y ya cuenta con algunos premios como “Grupo revelación” en el Festival de Turismo Serrano, de Estancia Grande. Además, se presentaron en distintos festivales en San Luis, Villa Mercedes y también en Potrero.


En un escenario especial, con una máquina de humo que aparecía en los momentos exactos y las luces que acariciaban a todo el salón, los artistas, después del primer tema, se sintieron confiados para la siguiente interpretación.


La segunda canción trajo ritmos melancólicos y sentidos acordes, la conocida “Zamba para olvidar”, hizo que muchos de los presentes la entonaran, algunos más tímidos que otros.


El conjunto está integrado por artistas que pertenecieron a otras bandas. Dos de sus miembros tuvieron el honor de ser músicos de Juanón Lucero y algunos vienen de diferentes géneros como el tango o el rock. Los seis se unieron en este proyecto y la unión funciona a la perfección.


La Juntada Folk son Gustavo Quiroga, en voz y bombo; José Roble en guitarra y voz, “Migue” Aguilera en batería; Fabián Castillo en bajo; David González en primera guitarra, y Johnny Ojeda en teclados.


El show avanzaba y el cantante no quiso dejar de agradecer al Gobierno y a la organización. “Es un placer, un honor estar en este hermoso lugar. Queremos agradecerles por esta oportunidad que nos dan a nosotros, un grupo muy humilde”, dijo Gustavo.


Tras un fuerte aplauso, el cantante pidió que alguien se anime a bailar: “Acá hay bailarines de sobra, ¿se van a animar para una zamba?", arengó. Dos bailarines interpretaron “Luna de abril”.


Con mucho fervor comenzó un gatito norteño, e inmediatamente “Vuelve”. Luego de un paso por el norte de Argentina, interpretaron "algo bien cuyano". “Vamos a nuestras raíces”, dijo el cantante que entonó “Pa’ mi cuyana”.


La tarde tuvo un momento muy emotivo cuando Gustavo anunció el siguiente tema, “Las manos de mi madre”. “Quiero hacer algo muy particular para quienes han sufrido una pérdida, es un lindo homenaje recordarlas con este tema”, comentó. El silencio fue contundente y muchos balbucearon la canción con los ojos húmedos.


El siguiente tema fue una novedad, ya que el cantante salió del escenario y permitió a sus músicos interpretar un instrumental.  Después, la banda que se caracteriza por hacer folclore de proyección, incursionó en carnavalitos, lo que le devolvió la alegría al público.


Para la siguiente chacarera doble, los bailarines quisieron demostrar una vez más sus habilidades. Pero tomaron asiento apenas comenzó el carnaval cruceño "Sin ti no valgo nada".


El final llegó en forma de enganchados, y el público no quería abandonar el salón. La popular canción “La ley y la trampa”; “Puerto Tirol” y “La chaya riojana”, cerraron una hora y media  de  mucha fiesta folclórica.



Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

"La Juntada Folk" se presentó en Terrazas del Portezuelo

Primeros pasos. "La Juntada", músicos de diversos orígenes en plena vigencia.

Con algunas nubes ya no tan amenazantes afuera, adentro del Salón Blanco de Terrazas del Portezuelo renació un ambiente de peña cuando el jueves por la tarde, La Juntada Folk le puso un notable acento folclórico a una edición más del ciclo de conciertos.


El público comenzó a llegar bien temprano, y algunos, ya habituales y muy entusiasmados, se sentaron en su lugar favorito. El gobernador de la provincia, Alberto Rodríguez Saá, y algunos funcionarios,  también fueron puntuales y testigos de una excelente velada.


Apenas pasadas las 17, los integrantes del grupo folclórico subieron al escenario de impecables camisas y jeans. Gustavo, la  voz líder, mantuvo firme su bombo y comenzó a tocar mientras entonaba la chacarera “A sólo un segundo”.


El grupo que está formado por músicos de Potrero de los Funes y Juana Koslay tiene un año de vida y ya cuenta con algunos premios como “Grupo revelación” en el Festival de Turismo Serrano, de Estancia Grande. Además, se presentaron en distintos festivales en San Luis, Villa Mercedes y también en Potrero.


En un escenario especial, con una máquina de humo que aparecía en los momentos exactos y las luces que acariciaban a todo el salón, los artistas, después del primer tema, se sintieron confiados para la siguiente interpretación.


La segunda canción trajo ritmos melancólicos y sentidos acordes, la conocida “Zamba para olvidar”, hizo que muchos de los presentes la entonaran, algunos más tímidos que otros.


El conjunto está integrado por artistas que pertenecieron a otras bandas. Dos de sus miembros tuvieron el honor de ser músicos de Juanón Lucero y algunos vienen de diferentes géneros como el tango o el rock. Los seis se unieron en este proyecto y la unión funciona a la perfección.


La Juntada Folk son Gustavo Quiroga, en voz y bombo; José Roble en guitarra y voz, “Migue” Aguilera en batería; Fabián Castillo en bajo; David González en primera guitarra, y Johnny Ojeda en teclados.


El show avanzaba y el cantante no quiso dejar de agradecer al Gobierno y a la organización. “Es un placer, un honor estar en este hermoso lugar. Queremos agradecerles por esta oportunidad que nos dan a nosotros, un grupo muy humilde”, dijo Gustavo.


Tras un fuerte aplauso, el cantante pidió que alguien se anime a bailar: “Acá hay bailarines de sobra, ¿se van a animar para una zamba?", arengó. Dos bailarines interpretaron “Luna de abril”.


Con mucho fervor comenzó un gatito norteño, e inmediatamente “Vuelve”. Luego de un paso por el norte de Argentina, interpretaron "algo bien cuyano". “Vamos a nuestras raíces”, dijo el cantante que entonó “Pa’ mi cuyana”.


La tarde tuvo un momento muy emotivo cuando Gustavo anunció el siguiente tema, “Las manos de mi madre”. “Quiero hacer algo muy particular para quienes han sufrido una pérdida, es un lindo homenaje recordarlas con este tema”, comentó. El silencio fue contundente y muchos balbucearon la canción con los ojos húmedos.


El siguiente tema fue una novedad, ya que el cantante salió del escenario y permitió a sus músicos interpretar un instrumental.  Después, la banda que se caracteriza por hacer folclore de proyección, incursionó en carnavalitos, lo que le devolvió la alegría al público.


Para la siguiente chacarera doble, los bailarines quisieron demostrar una vez más sus habilidades. Pero tomaron asiento apenas comenzó el carnaval cruceño "Sin ti no valgo nada".


El final llegó en forma de enganchados, y el público no quería abandonar el salón. La popular canción “La ley y la trampa”; “Puerto Tirol” y “La chaya riojana”, cerraron una hora y media  de  mucha fiesta folclórica.



Logín