10°SAN LUIS - Miércoles 15 de Julio de 2020

10°SAN LUIS - Miércoles 15 de Julio de 2020

EN VIVO

El rol de las mujeres en las historietas, siempre fue de víctimas o compañeras

El rol femenino en los comics siempre estuvo determinado por su relación con el hombre: o era la víctima indefensa, o era la acompañante o contraparte del superhéroe principal.

Por Florencia Espinosa
| 14 de octubre de 2019
Siempre sexualizada y estereotipada. Los personajes femeninos en los cómics no surgieron como protagonistas principales.

El papel de la mujer en los cómics ha estado siempre muy definido por dos aspectos: o es “compañera” de un superhéroe, o es la víctima indefensa a la que hay que rescatar. Su rol está, histórica - mente, definido por el del protagonista varón. Es difícil pensar en un personaje femenino que haya surgido independiente - mente del hombre. Para ellos, las historietas reflejan la exageración de los atributos de una masculinidad “tóxica”: violencia, robustez e insensibilidad.

 

“Al principio la mujer era un mero adorno, no había mujeres protagonistas. En el caso de que apareciera, siempre lo hace muy sexualizada con el cuerpo hegemónico o estando en peligro, siempre víctima, el hombre debía llegar a salvarla y la mostraban como torpe y chusma, puros estereotipos”, explicó Lucía Arce, una de las organizadoras de la Comicon San Luis, dibujante y maestra de Artes Plásticas. “Siempre las víctimas eran mujeres. Incluso Lois Lane, el personaje femenino en Superman, era una víctima por su propia curiosidad. Ella tiene esa cosa de ‘yo quiero saber, hacer, yo puedo’, pero Superman y todo el entorno de la historieta le demuestra que no, que no puede porque es mujer”, detalló.

 

 

Lois Lane

 

• La eterna enamorada de Superman. Su rol siempre estuvo definido por su relación con él. • La muestran como una víctima por su propia curiosidad. • Superman y todo el entorno de la historieta le demuestran su debilidad. • El volumen 2 de Lois Lane, que salió este año, la tiene como protagonista. Cuenta las aventuras de la periodista en un mundo conspirativo en el que ella es la clave para la investigación.

 

 

 

El panorama a la inversa es muy diferente: no hay muchos personajes de hombres así y si los hay les dan características feminizadas y aparecen como “el muchachito frágil”, que muestran como algo negativo y muchas veces objeto de burlas. “Se lo quita de esa masculinidad tóxica que se muestra siempre y cae en el lugar de hombre sensible”, explicó Arce.

 

Mariano Medina, columnista de "Cooltura" y periodista especializado en cómics y fandom, coincidió en que Lois Lane tuvo un rol protagónico no de lo mejor. “Comenzó como la enamorada de Superman y teniendo un rol protagónico, pero en el peor sentido: debía ser rescatada de las amenazas de los villanos. De a poco, el personaje se fue modificando y se convirtió en una mujer que dividía su corazón entre el periodismo y Superman. Primero enterró a su enamorado en 1992 y luego se casó en 1996. Eso fue todo”. Y explicó que tuvo su evolución gracias a la nueva perspectiva que nos atraviesa: “Sin embargo, el movimiento feminista permitió que en la actualidad tenga otra oportunidad, esta vez más activa. El volumen 2 de Lois Lane, que salió este año, cuenta las aventuras de la periodista en un mundo conspirativo en el que ella es la clave para la investigación y dar a luz la información”.

 

Cuando aparecieron los primeros personajes femeninos fueron como una “continuación” del masculino, como Batichica, Gatúbela, SuperGirl o la Mujer Maravilla. “Aparece esta cuestión de la mujer como heroína pero con poderes muy básicos y poco reales y es como muy místico su origen”, detalló la ilustradora.

 

Además siempre luchan “acompañando” y con trajes diminutos que poco sirven para protegerlas en los ataques. Medina explicó que Capitana Marvel, por ejemplo, apareció por primera vez en 1968 para ser una versión femenina del hombre que portaba el mismo nombre.

 

“El personaje pasó por diversas apariencias intentando buscar un rol dentro del variopinto universo Marvel: Binaria, Ms. Marvel y Ave de Guerra. En la década del 2000, con el nombre de Ms. Marvel, se posicionó entre los personajes más interesantes y la catapultaron hasta el estrellato en Hollywood. Fue la líder de los Vengadores, es modelo de referencia en la galaxia pero su carácter la llevó a cometer errores por lo que fue considerada una convicta y debió desaparecer del mapa. Hasta que ahora volvió con toda la gloria del pasado”.

 

Los cómics fueron consumidos por generaciones de niños y adolescentes que crecieron con esa idea de masculinidad y aprendieron ese rol de mujer.

 

Los personajes femeninos surgieron para intentar cautivar a un público que no era muy adepto a los cómics, pero sí quería ver mujeres en revistas. “La industria incorporó así la imagen de la mujer ya que era una manera de atraer a un grupo de varones a los que no les gustaba específicamente la lucha, la guerra o las aventuras, sino púberes que querían ver mujeres”, comentó Lucía.

 

La lectura entre líneas, además, deja un mensaje claro: la mujer libre o que se hace valer por sí misma antepuesta a la mujer “de familia”. “Contraponen generalmente esas dos vidas antagónicas: un mujer sumisa, calladita, con la mujer libre y poderosa cuando sale convertida en superhéroe. Juega con eso, pero es una bajada de línea: la mujer que puede hacer cosas o que se anima a hacer cosas, está loca. Es permanente ese mensaje. Recién ahora hay un cambio pero no ha salido un personaje femenino fuerte”, expresó la dibujante. Además explicó que las mujeres superhéroes hacen esa vida mientras son solteras, cuando se casan suelen abandonar todo: “Pareciera que con tener la familia ya está todo logrado. Como con la Señora Increíble, que le agarran los niños de rehén y ahora tiene que pensar dos veces todo, lo muestran como una debilidad también”.

 

 

Capitana Marvel

 

• Surgió como la versión femenina de Capitán Marvel. • En la década del 2000, con el nombre de Ms. Marvel, se posicionó entre los personajes más interesantes y la catapultaron hasta el estrellato en Hollywood. • Fue líder de Avengers.

 

 

Para cambiar el paradigma, las editoriales han reformulado sus personajes, pero en base a lo ya creado. No han aparecido personajes fuertes femeninos ni disidencias, pero sí han “convertido” a algunos. “Las empresas no sacan un personaje importante, quieren cumplir con las nuevas corrientes adaptándose así, pasando un personaje a mujer o convirtiéndolo a negro. Y así se creen que ya está. Por ejemplo en los 'Caballeros del Zodíaco' uno ahora es mujer, en vez de ser un muchacho con masculinidad no tóxica directamente lo convirtieron en mujer. Era un personaje que era el más delicado de todos, el más sensible. También convirtieron a Starfire en negra, y así van cumpliendo con lo que ellos creen que es inclusión”, detalló.

 

A la hora de mostrar nuevos mensajes, las producciones independientes están a la cabeza, aunque tienen menos reconocimiento. Desde el interior del ambiente se pide y reclama un cambio de mirada desde hace varios años, además de ya no tolerar chistes machistas o roles estereotipados. “Ahora cambió el paradigma. Incluso en Frozen, la película, se cuestiona esto de casarse para siempre con alguien que la protagonista había visto una vez, como pasa siempre. Y se decía que una de las hermanas podía ser lesbiana porque vive sola y feliz. La sociedad no entiende que una mujer puede vivir así. Y trata de buscar una explicación a por qué no se enamoró, se casó y tuvo hijos”.

 

 

 

La Mujer Maravilla

 

• Es uno de los pocos personajes que tuvo autonomía. • Es la embajadora de las Amazonas, un grupo de mujeres que vive en Isla Paraíso y donde no existe rastro de los hombres. • En el 2000 se volvió más guerrera y violenta, portando un escudo y muchas veces una espada.

 

Comentá vos tambien...