eldiariodelarepublica.com
Entró a robar mientras los dueños de casa dormían

Escuchá acá la 90.9
X

Entró a robar mientras los dueños de casa dormían

foto
video

Deambuló por la propiedad durante media hora, sin saber que todos sus pasos y su rostro quedaron grabados en las cámaras de seguridad.

Cerca de las 3:20 de este martes, un movimiento despertó a Javier Raddi, dueño de una vivienda ubicada en calle Balcarce al 1500. El jefe de familia se había quedado mirando televisión en el sillón del comedor, mientras su esposa y sus hijos descansaban en los cuartos. Un presentimiento extraño lo llevó a revisar la cocina y el pasillo, que lleva hacia las demás habitaciones del hogar.

Finalmente el ladrido de una de las mascotas puso en evidencia al intruso, quien salió corriendo, cargando una netbook y casi de rebote, una caja donde depositaban el dinero que usan a diario para la comida. El ladrón saltó por la ventana de la cocina y en pocos segundos se perdió en la oscuridad de la noche.

Para Raddi y su familia la escalofriante revelación se produjo momentos después cuando revisaron el sistema de seguridad donde todo el episodio quedó registrado.

El ladrón permaneció al menos 30 minutos deambulando por la vivienda. Incluso cuando el dueño de casa se levantó, se mantuvo oculto detrás de él y luego detrás de una barra. Revisó los muebles del living, el comedor y la cocina, pero afortunadamente cuando decidió a ingresar a las habitaciones fue descubierto.

 

 

En medios locales, el damnificado mencionó que el hombre ingresó a la casa por la ventana de la cocina y que permaneció a cara descubierta al menos unos diez minutos. Luego se acordó de ponerse una máscara, pero su rostro quedó claramente gravado en las cámaras de vigilancia.

Lo que más indignó al propietario es que para poder ingresar a la propiedad, el maleante debió cruzar al menos cuatro viviendas sin ser advertido. Lo que le hace sospechar que conocía los movimientos de sus vecinos y las dependencias de su casa. Además, lo que alarmó a toda su familia es que pudo haber dañado a alguno de sus hijos, o hacer cualquier otra cosa aprovechando el horario.

“No voy a parar hasta encontrarlo. Voy a publicar su foto en todas las redes sociales hasta que alguien lo reconozca, aunque tenga que pagar un servicio de búsqueda para ello”, sentenció Raddi.

También mencionó que la zona está muy desprotegida, ya que en el último mes se produjeron unos seis asaltos.

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Entró a robar mientras los dueños de casa dormían

Deambuló por la propiedad durante media hora, sin saber que todos sus pasos y su rostro quedaron grabados en las cámaras de seguridad.

Foto: Gentileza

Cerca de las 3:20 de este martes, un movimiento despertó a Javier Raddi, dueño de una vivienda ubicada en calle Balcarce al 1500. El jefe de familia se había quedado mirando televisión en el sillón del comedor, mientras su esposa y sus hijos descansaban en los cuartos. Un presentimiento extraño lo llevó a revisar la cocina y el pasillo, que lleva hacia las demás habitaciones del hogar.

Finalmente el ladrido de una de las mascotas puso en evidencia al intruso, quien salió corriendo, cargando una netbook y casi de rebote, una caja donde depositaban el dinero que usan a diario para la comida. El ladrón saltó por la ventana de la cocina y en pocos segundos se perdió en la oscuridad de la noche.

Para Raddi y su familia la escalofriante revelación se produjo momentos después cuando revisaron el sistema de seguridad donde todo el episodio quedó registrado.

El ladrón permaneció al menos 30 minutos deambulando por la vivienda. Incluso cuando el dueño de casa se levantó, se mantuvo oculto detrás de él y luego detrás de una barra. Revisó los muebles del living, el comedor y la cocina, pero afortunadamente cuando decidió a ingresar a las habitaciones fue descubierto.

 

 

En medios locales, el damnificado mencionó que el hombre ingresó a la casa por la ventana de la cocina y que permaneció a cara descubierta al menos unos diez minutos. Luego se acordó de ponerse una máscara, pero su rostro quedó claramente gravado en las cámaras de vigilancia.

Lo que más indignó al propietario es que para poder ingresar a la propiedad, el maleante debió cruzar al menos cuatro viviendas sin ser advertido. Lo que le hace sospechar que conocía los movimientos de sus vecinos y las dependencias de su casa. Además, lo que alarmó a toda su familia es que pudo haber dañado a alguno de sus hijos, o hacer cualquier otra cosa aprovechando el horario.

“No voy a parar hasta encontrarlo. Voy a publicar su foto en todas las redes sociales hasta que alguien lo reconozca, aunque tenga que pagar un servicio de búsqueda para ello”, sentenció Raddi.

También mencionó que la zona está muy desprotegida, ya que en el último mes se produjeron unos seis asaltos.

 

Logín