10.2°SAN LUIS - Sabado 06 de Junio de 2020

10.2°SAN LUIS - Sabado 06 de Junio de 2020

EN VIVO

Preguntarán sobre la identidad de género en el censo

También consultarán el sexo de nacimiento. Se hará un miércoles que será decretado como feriado.

Por redacción
| 31 de agosto de 2019
Compartí la noticia:

A poco más de un año del próximo Censo Nacional que se realiza cada 10 años, la Dirección de Estadísticas y Censos comenzó a delinear los preparativos para relevar a los habitantes de todo el país. Anunciaron que será el 28 de octubre del 2020 y propusieron realizarlo un miércoles que se decretará feriado por el relevamiento para que la gente esté en sus casas. Entre las novedades hay tres preguntas que antes no se hacían: sexo de nacimiento e identidad de género, número de documento y si profesan alguna religión, la que habrá que detallar. Del mismo modo manifestaron que el 8 de setiembre se hará una encuesta piloto en la Ciudad Autónoma, en provincia de Buenos Aires y en una ciudad de Jujuy para probar y ver cómo resulta. En San Luis, en el censo de 2010 trabajaron unas 5.000 personas y es el número aproximado que estiman relevarán los datos el próximo año. El Director de Estadísticas y Censos de San Luis, Mariano Cozzolino, participó de las reuniones para organizar el gran relevamiento de datos y comentó las novedades. "En si tendrá la misma cantidad de preguntas que la última encuesta. Hay un cuestionario que se le llama 'ampliado' con 40 preguntas y otro que es el básico que tiene 20. El ampliado se hará en algunos lugares y será un muestreo", detalló.

Como el censo es parcialmente anónimo, preguntar el número de DNI fue algo que generó algunas dudas. Sin embargo, Cozzolino indicó que se evaluará en el censo piloto si vale la pena consultarlo o no en función del tiempo que demore a los encuestadores. "Esto serviría para hacer un mayor registro de información sobre las personas y los DNI. A mí no me termina de quedar del todo claro, que tan bueno es en función de lo malo que es el tiempo que lleva pedir los documentos a todos los integrantes de la familia, pero lo van a probar", expresó.

Agregó que la Secretaría de Culto de la Nación pidió que se pregunte qué religión profesa el encuestado y su familia, pero no saben para qué solicitaron ese dato.

Entre las consultas que se harán en el censo estarán las referidas a la vivienda. "Qué tipo de casa tienen, cuántos viven ahí, cuántas personas pasaron la noche, si alquilan o no, si está en venta, si poseen cloacas, cuántas paredes tiene, cómo es el material del techo, con qué cocinan, si tiene letrinas, cómo es el baño, el desagüe; todo eso en referencia al modo de vida de sus habitantes", señaló.

También preguntarán el nivel de educación alcanzado, si trabajan o trabajaron en el último tiempo, qué tipo de empleo tienen, en relación de dependencia o independiente. Si alguno de los integrantes de la familia tiene discapacidad entre otros interrogantes.

Si bien la propuesta de que sea el 28 de octubre está consensuada, aún falta concluir la parte técnica de la encuesta y la parte presupuestal. "Con la prueba piloto vamos a definir cómo funciona la estructura censal, que tiene que ver también con la capacitación de las personas que van a estar involucradas en el censo. Luego el Ejecutivo deberá hacer un decreto para destinar lo más importante, que son los recursos, sobre todo el dinero. Eso no tiene un tiempo específico, pero cuanto antes, mejor", indicó.

Cozzolino afirmó que a pesar de todas las tecnologías que existen para hacer más rápido la carga de los datos y analizarlos, muy probablemente tendrán recabar los datos en papel como hace diez años, ya que dar tablets a todos los encuestadores por un día supondría un alto costo. "Igualmente en algunos relevamientos más pequeños usamos esta tecnología que nos ayuda a procesar la información en menos tiempo", aseguró y estimó que tardarán aproximadamente entre cuatro y cinco meses en tener todo cargado.

Comentá vos tambien...