18.3°SAN LUIS - Lunes 18 de Enero de 2021

18.3°SAN LUIS - Lunes 18 de Enero de 2021

EN VIVO

Diputados dio media sanción a la ley impositiva para el 2021

Sin incrementos respecto a los valores de este año, establece mayores descuentos para los contribuyentes.

Por redacción
| 26 de noviembre de 2020
Consideración. Podrán eximir a actividades afectadas por la pandemia. Foto: Carlos Braile.

La Cámara de Diputados dio media sanción por mayoría, por 29 votos a favor y 12 en contra, a la ley impositiva para el ejercicio fiscal 2021. La misma no tendrá un incremento en los valores de las alícuotas y sanciones de la ley vigente este año y contempla mayores beneficios para los contribuyentes, sobre todo aquellos afectados por la pandemia de coronavirus. Este jueves podría ser tratada en la Cámara de Senadores y convertirse en ley.

 

"Las medidas adoptadas desde el surgimiento de la pandemia han repercutido no solo en la vida social de los habitantes sino también en la economía, dado que muchas de las actividades que realizan los contribuyentes, responsables y obligados se han visto restringidas", sostiene el proyecto en sus fundamentos. La norma "se ha formulado considerando la realidad económica y social, el contexto actual así como las proyecciones futuras y tendiendo a una mayor generación de actividad económica y crecimiento de la provincia", remarca la iniciativa.

 

Por esto la norma aclara que "en términos generales, los valores, alícuotas y las sanciones que establece la presente norma se han mantenido respecto al ejercicio fiscal 2020".

 

A pesar de que fue aprobada sin modificaciones, hubo un despacho en minoría de la Comisión de Finanzas, Obras Públicas y Economía, firmado por los diputados Alberto Fara, del bloque unipersonal Raúl Alfonsín, y Bartolomé Abdala, del bloque unipersonal Institucionalidad. Marcaban la modificación del artículo 18 de la ley para cambiar el tope de ingresos anuales de las actividades que deberían ser incluidas para ser gravadas. La norma establece el límite de 29 millones de pesos y los diputados en disidencia proponían que fuera por 39.500.000. Finalmente la propuesta no prosperó.

 

"Verdaderamente estamos muy orgullosos, es una ley muy adecuada para el momento que estamos viviendo", sostuvo la presidenta de la Comisión de Finanzas, María Eva Morel, del Frente Unidad Justicialista. La legisladora fue la encargada de enumerar los principales puntos de la norma.

 

 

Los detalles de la iniciativa

 

Entre los beneficios que describió, para el impuesto inmobiliario, en la categoría urbano y suburbano habrá un descuento de hasta un 15% del pago al contado, superando el 5% de descuento previsto en años anteriores. A su vez, da la opción de pagar en 10 cuotas a partir de marzo. Los vencimientos en la categoría rural se mantendrán como los años anteriores, por solicitud del sector, con la opción de pago al contado y de cancelación de la primera cuota en mayo.

 

Sobre el impuesto al automotor, acoplados y motocicletas, se plantea "un nuevo cuadro de alícuotas y rangos, incorporando una alícuota más baja para los automóviles de menor valor". Además, mantiene la bonificación del 25% de la alícuota de autos que utilicen tecnología de motorización alternativa, como es el caso de los eléctricos. Por otro lado, se modificó la alícuota para motos: ya no se evaluará de acuerdo al año y su cilindrada, sino por su valor de mercado, como ocurre con los autos.

 

En este tipo de impuesto también se incorpora el descuento al contado de un 15% (a diferencia del 5% de años anteriores) o la opción de pagar en diez cuotas a partir de marzo.

 

El premio al buen contribuyente continúa con descuentos de entre un 10% y un 20%, ya sea para impuesto inmueble o automotor y para aquellos que no registren deudas al 31 de diciembre.

 

El impuesto a los ingresos brutos no será modificado respecto a este año. Y, además, incorpora el beneficio adicional que la Dirección Provincial de Ingresos Públicos, con previa autorización del Ministerio de Hacienda, podrá eximir del pago de los importes mínimos anuales a aquellas actividades que hayan sido afectadas "por disposiciones nacionales o provinciales en resguardo de la salud pública".

 

Una medida similar se aplicará para el impuesto al sello, que tampoco tendrá modificaciones y que establecerá una alícuota del 0% para todos los créditos, préstamos, subsidios y asistencias "que otorguen los gobiernos nacional y/o provincial, en el marco de la emergencia pública en materia sanitaria".

 

Los jubilados también tendrán un régimen especial. Para el impuesto inmobiliario, estarán exentos al 100% si ganan hasta 41 mil pesos; de un 50% si ganan entre 41 mil y 47 mil pesos y de un 25% si ganan entre 47 mil y hasta 56 mil pesos. La prórroga para el beneficio será automática y aquellos que necesiten adherirse por primera vez podrán hacerlo de manera online y hasta dispondrán de buzones para enviar la inscripción presencialmente.

 

Los planes de facilidades de pago serán prorrogados y se renovarán de manera automática todos los beneficios fiscales para viviendas sociales, los ya mencionados jubilados y pensionados, personas con discapacidad y excombatientes de Malvinas.

 

Por último, en cuanto a las tasas administrativas y del Poder Judicial, el proyecto indica que respetaron los valores solicitados por los organismos del Estado provincial, actualizándose en un 40%.

 

Comentá vos tambien...