SAN LUIS - Martes 28 de Junio de 2022

SAN LUIS - Martes 28 de Junio de 2022

EN VIVO

Supermercado Municipal: detectaron un gran faltante de carne y echaron a los carniceros

Por redacción
| 06 de abril de 2016
Según funcionarios municipales, los obreros tenían distintos modos de robar. Foto: Martín Gómez

Las autoridades del Supermercado Municipal decidieron despedir a todo el personal que se desempeñaba en la carnicería, tras detectar un importante faltante de mercadería. La información fue confirmada ayer por el administrador general de Logística y Servicios Municipales, Sebastián Páez Segalá, quien adelantó que el monto de la estafa hacia el comercio alcanza los 250 mil pesos.
Hace dos semanas, los funcionarios municipales desarrollaron una auditoría en las distintas áreas del mercado. Todas funcionaban bien, salvo la carnicería donde, desde la inauguración del comercio, siempre se desempeñaron tres trabajadores. Allí detectaron ciertas anomalías y con el correr de los días decidieron seguir tirando del hilo.
El viernes pasado, gente de Logística y Servicios Municipales junto a la jefa del área Supermercados, Mariela Mortenssen, revisaron a fondo el sector sospechado y la revisión ocular en las cámaras frigoríficas selló el desfalco cometido bajo la modalidad "hormiga". El faltante en el stock de la carne vacuna era muy notorio y las maniobras de los empleados quedaron al descubierto con un simple  balance que realizaron en el momento.
Según Páez Segalá, uno de los manejos de los carniceros era darle a amigos o conocidos suyos carne de cortes costosos -como el lomo o el cuadril- y marcarlos a precios mucho más bajos como el puchero de osobuco.
Otra modalidad de estafa era darle a ese cliente-cómplice dos kilos de cualquier corte blando y sólo facturarle uno. Según el funcionario, la tercera vía de robo que  descubrieron estaría relacionada al fletero o abastero que bajaba las media res en el supermercado. Esa relación continuaría bajo la lupa de los encargados de manejar el comercio.
Además, según reveló Páez Segalá en diálogo con El Diario, existe en los escritorios de la Municipalidad una denuncia que reveló un vecino al 0-800-6666-751 en la que afirmó ver a un hombre, cuyas características coinciden con las de uno de los carniceros, entregar bolsas llenas de  carne a otra persona por encima del alambrado perimetral del comercio, todo en actitud sospechosa. "El faltante es muy grande, son alrededor de tres mil kilos desde enero a la fecha y el costo alcanza los doscientos cincuenta mil pesos. Hicimos una auditoría inicial que nos generó muchas dudas, seguimos trabajando y el viernes pasado confirmamos nuestras sospechas. Bajo esas circunstancias no podemos apercibirlos ni suspenderlos, sólo prescindir de sus servicios. Los tres trabajadores, que eran las personas en las que confiamos el manejo de la carnicería, fueron despedidos. Las pruebas están, existen y serán puestas a disposición. Fueron despedidos con causa porque cometieron una injuria laboral. El perjuicio económico sufrido es muy grande", expresó Páez Segalá.

 

Leé el texto completo de esta nota en la edición impresa. Suscríbete y recíbela todos los días en tu casa u oficina.
Comentá vos tambien...