eldiariodelarepublica.com
Fuerte apoyo del Gobierno al Plan Apícola y al Plan Toro

Escuchá acá la 90.9
X

Fuerte apoyo del Gobierno al Plan Apícola y al Plan Toro

Están dirigidos a los pequeños productores, con menos de 360 colmenas para la miel, y un tope de 100 vacas.

El año pasado fue el Plan de Fomento Productivo Rural el que revolucionó al campo, con una influencia que se mantiene por estos días gracias a las capacitaciones y la entrega de kits remanentes en varias áreas de explotación. Pero el gobierno provincial fue por más la semana que pasó: relanzó con fuerza dos planes pensados para los pequeños productores y con la misma lógica que siempre guió a la actual gestión: de la periferia al centro. Se trata del Plan Apícola, que volverá a distribuir de forma gratuita las dosis de la vacuna contra la varroasis, la principal enfermada que afecta a las abejas; y el Plan Toro, que con su llegada simultánea a Pringles, San Martín, Chacabuco y Junín terminará de cubrir toda la geografía de San Luis haciendo raspajes en toros y reponiendo los que dan positivo por otros de mejor genética, sin costo para los criadores, ni siquiera el de los análisis, que se hacen en el Laboratorio del Campo.

El Plan Sanitario Apícola 2018 apunta derecho al corazón del problema que tienen los apiarios, la varroa, un ácaro que las mata. Por eso el Gobierno, por quinto año consecutivo, distribuirá de manera gratuita dosis de Aluen Cap, el mejor medicamento contra esta enfermedad que afecta significativamente la cantidad de miel que pueden extraer de las colmenas.

El objetivo principal es prevenir a nivel provincial focos de contagio de varroa, a través del control del ácaro. Pero también “incorporar a la formalidad a los productores apícolas, permitir el mejoramiento sanitario, evitar daños económicos, incrementar la productividad de los apiarios de la provincia y mantener la calidad de los productos obtenidos”, enumeró Freixes. 

Al igual que el Plan Toro, pretende beneficiar a los pequeños y medianos productores, que en este caso son aquellos que cuentan con hasta 360 colmenas, que en San Luis son unos cien. Deberán estar formalmente inscriptos, ya que se les exigirá el registro Renapa actualizado y vigente sin excepción y con carácter obligatorio. “Es otra ventaja complementaria, porque nos ayudará a saber cuántos son y regularizar varias situaciones, porque queremos llegar con las vacunas a todos los que la necesitan”, agregó el funcionario.

La Varroasis la produce un ácaro que ataca al insecto, disminuyendo su masa corporal (y por consiguiente el peso), lo que debilita a la abeja adulta y acorta su vida útil. En estado larval, el daño es más crítico debido a que los adultos nacen con menos del 30 % de peso de una abeja que no carga con el parásito.

Es la enfermedad que más daño produce a la apicultura por su universalidad y la falta de mecanismos de control eficientes. Actualmente hay planes de investigación en desarrollo para trabajar con líneas de abejas resistentes a la varroa, pero mientras tanto San Luis aporta con fondos propios a la erradicación a partir de la distribución gratuita de Aluen Cap.

Es un acaricida de origen natural, que no contamina la miel ni tiene restricciones ambientales y tampoco genera resistencia, lo que permite prescindir de la aplicación de productos sintéticos sin perder potencial productivo. Además, tiene un nulo impacto ambiental.

Toros sanos

El Plan Toro ya pasó con éxito por cinco departamentos provinciales (Dupuy, Pedernera, Pueyrredón, Belgrano y Ayacucho) y ahora cubrirá los cuatro que restan. Según los datos aportados por Senasa a partir de la última campaña de vacunación, estarían en condiciones de acceder al beneficio unos 2.043 productores, que tienen unos 4.457 toros.

Es un plan de control y erradicación de las enfermedades reproductivas, a partir de revisiones veterinarias y el posterior análisis de los sangrados en busca de casos positivos de tricomoniasis, campylobacteriosis y brucelosis en los animales pertenecientes a productores de menos de 100 vacas. A diferencia de otras provincias, que se limitan a detectar los toros enfermos, San Luis va más allá: los quita del rodeo para mandarlos a faena y los repone por toros de mejor genética, comprados siempre en la provincia, para cerrar un círculo comercial virtuoso.

“El desafío es enorme, porque es la primera vez que encaramos cuatro departamentos de manera simultánea. Decidimos hacerlo así porque comparten características productivas similares y predominan en gran medida (más de un 80%) los pequeños productores de cría. Las distancias a recorrer y las instalaciones con que cuentan los productores dificultan en gran medida el trabajo de los veterinarios, pero habrá tiempo, ya que decidimos extender por dos años el plazo del saneamiento”, acotó Freixes, nativo de Nueva Galia y conocedor del paño ganadero.

El plan busca principalmente aumentar el número de terneros nacidos, ya que se considera que estas enfermedades son responsables de que las vacas registren entre un 5% y un 10% menos de nacimientos por cada una. Es decir, que si en la provincia hay cerca de 700.000 vacas, eliminando estas enfermedades del rodeo se podrían producir unos 35.000 terneros más nacidos por año, que convertidos en novillos podrían representar unas 12.000 toneladas de carne más producida en la provincia por año.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Fuerte apoyo del Gobierno al Plan Apícola y al Plan Toro

Están dirigidos a los pequeños productores, con menos de 360 colmenas para la miel, y un tope de 100 vacas.

Potencial. El aluen cap, el medicamento elegido para los apicultores, tiene un 95% de efectividad. Foto: El Diario.

El año pasado fue el Plan de Fomento Productivo Rural el que revolucionó al campo, con una influencia que se mantiene por estos días gracias a las capacitaciones y la entrega de kits remanentes en varias áreas de explotación. Pero el gobierno provincial fue por más la semana que pasó: relanzó con fuerza dos planes pensados para los pequeños productores y con la misma lógica que siempre guió a la actual gestión: de la periferia al centro. Se trata del Plan Apícola, que volverá a distribuir de forma gratuita las dosis de la vacuna contra la varroasis, la principal enfermada que afecta a las abejas; y el Plan Toro, que con su llegada simultánea a Pringles, San Martín, Chacabuco y Junín terminará de cubrir toda la geografía de San Luis haciendo raspajes en toros y reponiendo los que dan positivo por otros de mejor genética, sin costo para los criadores, ni siquiera el de los análisis, que se hacen en el Laboratorio del Campo.

El Plan Sanitario Apícola 2018 apunta derecho al corazón del problema que tienen los apiarios, la varroa, un ácaro que las mata. Por eso el Gobierno, por quinto año consecutivo, distribuirá de manera gratuita dosis de Aluen Cap, el mejor medicamento contra esta enfermedad que afecta significativamente la cantidad de miel que pueden extraer de las colmenas.

El objetivo principal es prevenir a nivel provincial focos de contagio de varroa, a través del control del ácaro. Pero también “incorporar a la formalidad a los productores apícolas, permitir el mejoramiento sanitario, evitar daños económicos, incrementar la productividad de los apiarios de la provincia y mantener la calidad de los productos obtenidos”, enumeró Freixes. 

Al igual que el Plan Toro, pretende beneficiar a los pequeños y medianos productores, que en este caso son aquellos que cuentan con hasta 360 colmenas, que en San Luis son unos cien. Deberán estar formalmente inscriptos, ya que se les exigirá el registro Renapa actualizado y vigente sin excepción y con carácter obligatorio. “Es otra ventaja complementaria, porque nos ayudará a saber cuántos son y regularizar varias situaciones, porque queremos llegar con las vacunas a todos los que la necesitan”, agregó el funcionario.

La Varroasis la produce un ácaro que ataca al insecto, disminuyendo su masa corporal (y por consiguiente el peso), lo que debilita a la abeja adulta y acorta su vida útil. En estado larval, el daño es más crítico debido a que los adultos nacen con menos del 30 % de peso de una abeja que no carga con el parásito.

Es la enfermedad que más daño produce a la apicultura por su universalidad y la falta de mecanismos de control eficientes. Actualmente hay planes de investigación en desarrollo para trabajar con líneas de abejas resistentes a la varroa, pero mientras tanto San Luis aporta con fondos propios a la erradicación a partir de la distribución gratuita de Aluen Cap.

Es un acaricida de origen natural, que no contamina la miel ni tiene restricciones ambientales y tampoco genera resistencia, lo que permite prescindir de la aplicación de productos sintéticos sin perder potencial productivo. Además, tiene un nulo impacto ambiental.

Toros sanos

El Plan Toro ya pasó con éxito por cinco departamentos provinciales (Dupuy, Pedernera, Pueyrredón, Belgrano y Ayacucho) y ahora cubrirá los cuatro que restan. Según los datos aportados por Senasa a partir de la última campaña de vacunación, estarían en condiciones de acceder al beneficio unos 2.043 productores, que tienen unos 4.457 toros.

Es un plan de control y erradicación de las enfermedades reproductivas, a partir de revisiones veterinarias y el posterior análisis de los sangrados en busca de casos positivos de tricomoniasis, campylobacteriosis y brucelosis en los animales pertenecientes a productores de menos de 100 vacas. A diferencia de otras provincias, que se limitan a detectar los toros enfermos, San Luis va más allá: los quita del rodeo para mandarlos a faena y los repone por toros de mejor genética, comprados siempre en la provincia, para cerrar un círculo comercial virtuoso.

“El desafío es enorme, porque es la primera vez que encaramos cuatro departamentos de manera simultánea. Decidimos hacerlo así porque comparten características productivas similares y predominan en gran medida (más de un 80%) los pequeños productores de cría. Las distancias a recorrer y las instalaciones con que cuentan los productores dificultan en gran medida el trabajo de los veterinarios, pero habrá tiempo, ya que decidimos extender por dos años el plazo del saneamiento”, acotó Freixes, nativo de Nueva Galia y conocedor del paño ganadero.

El plan busca principalmente aumentar el número de terneros nacidos, ya que se considera que estas enfermedades son responsables de que las vacas registren entre un 5% y un 10% menos de nacimientos por cada una. Es decir, que si en la provincia hay cerca de 700.000 vacas, eliminando estas enfermedades del rodeo se podrían producir unos 35.000 terneros más nacidos por año, que convertidos en novillos podrían representar unas 12.000 toneladas de carne más producida en la provincia por año.

Logín