Escuchá acá la 96.3
X

La ensalada, un lujo: subió el tomate y el kilo cuesta casi $80

Es el precio en algunos locales de la capital. Afirman que el alza es por la inestabilidad económica. 

A la hora de hacer una ensalada un ingrediente que no puede faltar es el tomate. Sin embargo, los puntanos deberán tener un plan B, ya que en las últimas semanas el precio "se fue por las nubes". El Diario de la República realizó un sondeo por las verdulerías y comprobó que subió un 60 por ciento, con un kilo que llega casi a los 80 pesos. En los comercios afirman que el ajuste se debe a la inestabilidad económica que atraviesa el país y aseguran que casi todos los días deben cambiar los precios de las pizarras. 

Sandro Paiz, dueño de "El Paraíso", manifestó que todos los lunes y jueves viaja a Mendoza a buscar mercadería para reponer, pero que esta vez se encontró con  una sorpresa: el cajón de tomate pasó de 550 a 750 pesos, lo que, aseguró, lo obligó a poner el kilo del perita a 73 pesos y el redondo a 77.  

"Nadie da una explicación lógica del aumento, pero el movimiento del dólar en los últimos días repercutió considerablemente. De todas formas la verdura no es exportada, sino que viene del norte del país", expresó Paiz, quien precisó que tratan de absorber un porcentaje del ajuste para poder vender. "Si a los gastos de traslado le sumamos el combustible, más la desinfección en Mendoza y bromatología en San Luis, el precio debería ser mucho más, pero corro el riesgo de que nadie compre", dijo.

En el local de Juana Torrontegui, "La Huerta", la tendencia se repite. Su dueña manifestó que el cajón de tomate pasó de 750 pesos a 870 en tan solo una semana y precisó que el valor del kilo de perita y redondo hoy es de 75. "Los pequeños comercios somos los que pagamos los platos rotos.  Los proveedores no dan explicaciones, simplemente traen y uno tiene que pagar en el momento", expresó y resaltó que no puede no dejar esta mercadería en su comercio, porque es uno de los alimentos que más se consume. 

Torrontegui aseguró que los precios de casi todas las verduras se modifican constantemente y que siempre tratan de equilibrar los valores. "Buscamos la manera de acomodarnos. En algunos casos sacamos unos pesos de un producto y se los pasamos a otro. Es la única manera que encontramos para que la gente compre", precisó. Además detalló que armó un bolsón de verduras a 220 pesos para atraer nuevos clientes. El mismo incluye: 2 kilos de papa, medio kilo de cebolla, 1 kilo de zanahoria, medio kilo de zapallo inglés, medio kilo de lechuga, un atado de acelga, medio kilo de batata, una cebollita de verdeo, un limón y medio kilo de repollo. 

La misma situación se repite en la proveeduría "El Señor de la Quebrada". Su dueña aseguró que por la inestabilidad económica y la suba del dólar el cajón de tomate aumentó considerablemente, ya que pasó de 400 pesos a 900. 

Precisó que frente a este panorama se vieron obligados a comprar en menor cantidad. "Si traíamos cincuenta cajones, hoy adquirimos la mitad, porque el que llevaba dos kilos ahora pide uno solo. Lo que no se vende se pudre y para nosotros representa  una pérdida", aseguró y agregó que la semana pasada ofreció dos kilos de tomate a 50 pesos.

"Cuando vamos a Mendoza buscamos precios, pero sobre todo calidad. Si traemos un tomate más económico terminamos tirando la mayor parte", destacó la dueña de "El Señor de la Quebrada", quien señaló que tratan de rotar los precios para poder vender. Agregó que otra de las verduras que subió fue la papa y el zapallo zucchini. 

 

Sol Puntano, una alternativa para el bolsillo

El stand móvil de Sol Puntano recorre los barrios de la ciudad capital para darle a los ciudadanos la oportunidad de comprar productos de primera necesidad a precios muy convenientes. Ayer la feria llegó a ruta 147 y Esteban Adaro, mientras que mañana estará de 9 a 14 en el predio ubicado en la Autopista de las Serranías Puntanas, kilómetro 797  (camino a Mendoza). 
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

La ensalada, un lujo: subió el tomate y el kilo cuesta casi $80

Es el precio en algunos locales de la capital. Afirman que el alza es por la inestabilidad económica. 

Economía. En los locales aseguran que absorben costos para no trasladárselos a los clientes. Otras verduras que subieron fueron la papa y el zapallo. Foto: El Diario.

A la hora de hacer una ensalada un ingrediente que no puede faltar es el tomate. Sin embargo, los puntanos deberán tener un plan B, ya que en las últimas semanas el precio "se fue por las nubes". El Diario de la República realizó un sondeo por las verdulerías y comprobó que subió un 60 por ciento, con un kilo que llega casi a los 80 pesos. En los comercios afirman que el ajuste se debe a la inestabilidad económica que atraviesa el país y aseguran que casi todos los días deben cambiar los precios de las pizarras. 

Sandro Paiz, dueño de "El Paraíso", manifestó que todos los lunes y jueves viaja a Mendoza a buscar mercadería para reponer, pero que esta vez se encontró con  una sorpresa: el cajón de tomate pasó de 550 a 750 pesos, lo que, aseguró, lo obligó a poner el kilo del perita a 73 pesos y el redondo a 77.  

"Nadie da una explicación lógica del aumento, pero el movimiento del dólar en los últimos días repercutió considerablemente. De todas formas la verdura no es exportada, sino que viene del norte del país", expresó Paiz, quien precisó que tratan de absorber un porcentaje del ajuste para poder vender. "Si a los gastos de traslado le sumamos el combustible, más la desinfección en Mendoza y bromatología en San Luis, el precio debería ser mucho más, pero corro el riesgo de que nadie compre", dijo.

En el local de Juana Torrontegui, "La Huerta", la tendencia se repite. Su dueña manifestó que el cajón de tomate pasó de 750 pesos a 870 en tan solo una semana y precisó que el valor del kilo de perita y redondo hoy es de 75. "Los pequeños comercios somos los que pagamos los platos rotos.  Los proveedores no dan explicaciones, simplemente traen y uno tiene que pagar en el momento", expresó y resaltó que no puede no dejar esta mercadería en su comercio, porque es uno de los alimentos que más se consume. 

Torrontegui aseguró que los precios de casi todas las verduras se modifican constantemente y que siempre tratan de equilibrar los valores. "Buscamos la manera de acomodarnos. En algunos casos sacamos unos pesos de un producto y se los pasamos a otro. Es la única manera que encontramos para que la gente compre", precisó. Además detalló que armó un bolsón de verduras a 220 pesos para atraer nuevos clientes. El mismo incluye: 2 kilos de papa, medio kilo de cebolla, 1 kilo de zanahoria, medio kilo de zapallo inglés, medio kilo de lechuga, un atado de acelga, medio kilo de batata, una cebollita de verdeo, un limón y medio kilo de repollo. 

La misma situación se repite en la proveeduría "El Señor de la Quebrada". Su dueña aseguró que por la inestabilidad económica y la suba del dólar el cajón de tomate aumentó considerablemente, ya que pasó de 400 pesos a 900. 

Precisó que frente a este panorama se vieron obligados a comprar en menor cantidad. "Si traíamos cincuenta cajones, hoy adquirimos la mitad, porque el que llevaba dos kilos ahora pide uno solo. Lo que no se vende se pudre y para nosotros representa  una pérdida", aseguró y agregó que la semana pasada ofreció dos kilos de tomate a 50 pesos.

"Cuando vamos a Mendoza buscamos precios, pero sobre todo calidad. Si traemos un tomate más económico terminamos tirando la mayor parte", destacó la dueña de "El Señor de la Quebrada", quien señaló que tratan de rotar los precios para poder vender. Agregó que otra de las verduras que subió fue la papa y el zapallo zucchini. 

 

Sol Puntano, una alternativa para el bolsillo

El stand móvil de Sol Puntano recorre los barrios de la ciudad capital para darle a los ciudadanos la oportunidad de comprar productos de primera necesidad a precios muy convenientes. Ayer la feria llegó a ruta 147 y Esteban Adaro, mientras que mañana estará de 9 a 14 en el predio ubicado en la Autopista de las Serranías Puntanas, kilómetro 797  (camino a Mendoza). 
 

Logín