Escuchá acá la 90.9

Escuchá acá la 90.9
X

El banco HSBC cerrará su única sucursal en la provincia

La medida afecta a diez empleados bancarios que trabajan en la sede de Belgrano 930, en la ciudad capital.

El banco "The Hong Kong and Shanghai Banking Corporation", más conocido como HSBC por sus siglas en inglés, anunció que cerrará la única sucursal que tiene actualmente en la ciudad de San Luis (hace dos años y medio clausuró también la de Villa Mercedes), ubicada en Belgrano 930. La medida (tomada para maximizar ganancias) se hará efectiva en enero o febrero de 2020 y afectará a diez empleados bancarios, que serán trasladados a otros puntos del país o recibirán la indemnización correspondiente.

"Nosotros tomamos muy mal esta noticia porque no estamos de acuerdo con esta decisión que ha tomado la empresa. Ahora veremos los pasos a seguir, pero estamos en alerta y movilización en defensa de los compañeros, no solamente de San Luis, porque también van a cerrar otras sucursales en el resto del país. Las decisiones están totalmente tomadas", aseguró Víctor Pérez, secretario general de La Bancaria San Luis.

Las autoridades del banco le transmitieron la mala noticia a los diez empleados bancarios de la sucursal puntana, el viernes pasado a la tarde. Entre los próximos sesenta y los noventa días, se concretará la clausura definitiva de la sucursal.

"HSBC le va a ofertar a cada personal, trasladarlo adónde quiera ir. Al que no acepte, la empresa lo indemnizará como corresponde. A los compañeros, que tienen una antigüedad de entre cinco y diez años, los van a empezar a llamar en este tiempo para hacerles el ofrecimiento", afirmó Pérez.

La medida no solo afectará a los empleados bancarios, ya que también en la sucursal trabaja personal de limpieza y seguridad, por ejemplo, que se quedará sin empleo.

Según les manifestaron desde la firma bancaria, tomaron la decisión argumentando que la sucursal no generó las ganancias que pretendían. Motivos económicos son los que también hicieron que se llegue a la misma conclusión con la sede de Villa Mercedes a mediados de 2017.

La Bancaria repudió el cierre de sucursales anunciado por HSBC y le manifestó su preocupación al ministro de Producción y Trabajo de Nación, Dante Sica. En el comunicado emitido el 7 de noviembre, afirma que "la Banca Extranjera ha obtenido ganancias siderales y que su achicamiento no responde a una crisis patrimonial, sino a maximizar rentabilidad y ganancias a costa del despido de trabajadores y cierre de sucursales". También le pidió al Ministerio intervenir, "antes de que la situación sea irreversible" e intimar a HSBC para que reubique a los trabajadores en caso de hacer efectiva la clausura, algo que por lo menos en San Luis ya está confirmado que sucederá.

 

La entidad baja la persiana en la Argentina

La sucursal de San Luis no es la única que cerrará sus puertas en el país, según anunciaron desde HSBC. La sede puntana se le sumará a otras en las provincias de Córdoba, Mendoza y Santiago del Estero.

"Estamos en alerta y movilización en defensa de los compañeros, no solamente de San Luis, porque también van a cerrar otras sucursales en el resto del país, como San Rafael, General Alvear, San Francisco y Santiago del Estero", afirmó Víctor Pérez.

En la localidad de Villa María, Córdoba, también bajarán las cortinas. Pablo Bertoglio, a cargo de La Bancaria Córdoba, manifestó que son siete los empleados que se quedarán sin trabajo por "no generar las ganancias necesarias", tal como pasó en San Luis, según manifestaron desde la entidad bancaria.

Cabe recordar que esta no es la primera vez que HSBC realiza una serie de cierres de sucursales. En 2017, junto con la de Villa Mercedes, también corrieron la misma suerte las sedes de Luján, Balcarce y Junín en Buenos Aires y Concepción del Uruguay en Entre Ríos.

En agosto pasado, la entidad bancaria había anunciado una reestructuración de su personal a nivel mundial. El plan era reducir un dos por ciento el total de sus efectivos, lo que implica cuatro mil puestos de trabajo menos.
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

El banco HSBC cerrará su única sucursal en la provincia

La medida afecta a diez empleados bancarios que trabajan en la sede de Belgrano 930, en la ciudad capital.

Salida. Con todos los cierres anunciados en el país, son más de cien los empleados que se quedarían sin empleo. Foto: Martín Gómez.

El banco "The Hong Kong and Shanghai Banking Corporation", más conocido como HSBC por sus siglas en inglés, anunció que cerrará la única sucursal que tiene actualmente en la ciudad de San Luis (hace dos años y medio clausuró también la de Villa Mercedes), ubicada en Belgrano 930. La medida (tomada para maximizar ganancias) se hará efectiva en enero o febrero de 2020 y afectará a diez empleados bancarios, que serán trasladados a otros puntos del país o recibirán la indemnización correspondiente.

"Nosotros tomamos muy mal esta noticia porque no estamos de acuerdo con esta decisión que ha tomado la empresa. Ahora veremos los pasos a seguir, pero estamos en alerta y movilización en defensa de los compañeros, no solamente de San Luis, porque también van a cerrar otras sucursales en el resto del país. Las decisiones están totalmente tomadas", aseguró Víctor Pérez, secretario general de La Bancaria San Luis.

Las autoridades del banco le transmitieron la mala noticia a los diez empleados bancarios de la sucursal puntana, el viernes pasado a la tarde. Entre los próximos sesenta y los noventa días, se concretará la clausura definitiva de la sucursal.

"HSBC le va a ofertar a cada personal, trasladarlo adónde quiera ir. Al que no acepte, la empresa lo indemnizará como corresponde. A los compañeros, que tienen una antigüedad de entre cinco y diez años, los van a empezar a llamar en este tiempo para hacerles el ofrecimiento", afirmó Pérez.

La medida no solo afectará a los empleados bancarios, ya que también en la sucursal trabaja personal de limpieza y seguridad, por ejemplo, que se quedará sin empleo.

Según les manifestaron desde la firma bancaria, tomaron la decisión argumentando que la sucursal no generó las ganancias que pretendían. Motivos económicos son los que también hicieron que se llegue a la misma conclusión con la sede de Villa Mercedes a mediados de 2017.

La Bancaria repudió el cierre de sucursales anunciado por HSBC y le manifestó su preocupación al ministro de Producción y Trabajo de Nación, Dante Sica. En el comunicado emitido el 7 de noviembre, afirma que "la Banca Extranjera ha obtenido ganancias siderales y que su achicamiento no responde a una crisis patrimonial, sino a maximizar rentabilidad y ganancias a costa del despido de trabajadores y cierre de sucursales". También le pidió al Ministerio intervenir, "antes de que la situación sea irreversible" e intimar a HSBC para que reubique a los trabajadores en caso de hacer efectiva la clausura, algo que por lo menos en San Luis ya está confirmado que sucederá.

 

La entidad baja la persiana en la Argentina

La sucursal de San Luis no es la única que cerrará sus puertas en el país, según anunciaron desde HSBC. La sede puntana se le sumará a otras en las provincias de Córdoba, Mendoza y Santiago del Estero.

"Estamos en alerta y movilización en defensa de los compañeros, no solamente de San Luis, porque también van a cerrar otras sucursales en el resto del país, como San Rafael, General Alvear, San Francisco y Santiago del Estero", afirmó Víctor Pérez.

En la localidad de Villa María, Córdoba, también bajarán las cortinas. Pablo Bertoglio, a cargo de La Bancaria Córdoba, manifestó que son siete los empleados que se quedarán sin trabajo por "no generar las ganancias necesarias", tal como pasó en San Luis, según manifestaron desde la entidad bancaria.

Cabe recordar que esta no es la primera vez que HSBC realiza una serie de cierres de sucursales. En 2017, junto con la de Villa Mercedes, también corrieron la misma suerte las sedes de Luján, Balcarce y Junín en Buenos Aires y Concepción del Uruguay en Entre Ríos.

En agosto pasado, la entidad bancaria había anunciado una reestructuración de su personal a nivel mundial. El plan era reducir un dos por ciento el total de sus efectivos, lo que implica cuatro mil puestos de trabajo menos.
 

Logín