Escuchá acá la 90.9
X

La Iglesia manifestó su preocupación por los incendios en el Amazonas

"El calentamiento global adquiere una gravedad inusitada", sostuvo el presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, Monseñor Oscar Ojea.

El Obispo de San Isidro y Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, Monseñor Oscar Ojea, expresó su preocupación por los incendios en el Amazonas, remarcando que "el calentamiento global adquiere una gravedad inusitada".

Monseñor Ojea se refirió a los incendios en la Amazonía, marcando la preocupación general de la iglesia por los últimos desastres ambientales.

"Nos encontramos justo en este momento ante el desastre del Amazonas y también de otros lugares de la tierra pero el del Amazonas adquiere una importancia ilimitada", dice el Obispo de San Isidro en el comienzo de su mensaje.

"El Río Amazonas aporta el 20% de reservas de agua dulce del mundo y tiene un porcentaje importante del carbono del mundo, por eso es un pulmón para la tierra y eso es lo que estamos depredando los seres humanos", agregó.

"Hemos abandonado lo que es el cuidado de la creación y sea por el extractivismo, sea por la tala indiscriminada de árboles, la contaminación del agua, estamos maltratando a nuestra tierra", describe con preocupación Ojea.

"Por eso -prosigue el Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina- el Papa Francisco fue un profeta al anunciar que rápidamente deberíamos ponernos de acuerdo y convocar a los gobiernos, convocar a las autoridades mundiales a que podamos detenernos un poquito y pensar lo que estamos haciendo con el planeta".

"El calentamiento global adquiere una gravedad inusitada. Se ha provocado estos incendios que han causado terror porque a futuro inmediato ya nos vemos con enormes problemas", subrayó Monseñor Ojea.

NA

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

La Iglesia manifestó su preocupación por los incendios en el Amazonas

"El calentamiento global adquiere una gravedad inusitada", sostuvo el presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, Monseñor Oscar Ojea.

Imagen aérea del Amazonas obtenida por la NASA. Foto: NA.

El Obispo de San Isidro y Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, Monseñor Oscar Ojea, expresó su preocupación por los incendios en el Amazonas, remarcando que "el calentamiento global adquiere una gravedad inusitada".

Monseñor Ojea se refirió a los incendios en la Amazonía, marcando la preocupación general de la iglesia por los últimos desastres ambientales.

"Nos encontramos justo en este momento ante el desastre del Amazonas y también de otros lugares de la tierra pero el del Amazonas adquiere una importancia ilimitada", dice el Obispo de San Isidro en el comienzo de su mensaje.

"El Río Amazonas aporta el 20% de reservas de agua dulce del mundo y tiene un porcentaje importante del carbono del mundo, por eso es un pulmón para la tierra y eso es lo que estamos depredando los seres humanos", agregó.

"Hemos abandonado lo que es el cuidado de la creación y sea por el extractivismo, sea por la tala indiscriminada de árboles, la contaminación del agua, estamos maltratando a nuestra tierra", describe con preocupación Ojea.

"Por eso -prosigue el Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina- el Papa Francisco fue un profeta al anunciar que rápidamente deberíamos ponernos de acuerdo y convocar a los gobiernos, convocar a las autoridades mundiales a que podamos detenernos un poquito y pensar lo que estamos haciendo con el planeta".

"El calentamiento global adquiere una gravedad inusitada. Se ha provocado estos incendios que han causado terror porque a futuro inmediato ya nos vemos con enormes problemas", subrayó Monseñor Ojea.

NA

Logín