Escuchá acá la 96.3
X

En Buena Esperanza ya repararon 12 viviendas dañadas por el temporal

Dicen que quedan diez casas para arreglar. El servicio eléctrico y de provisión de agua ya está normalizado. 

La normalidad vuelve de a poco a Buena Esperanza tras el temporal que azotó la localidad hace unos días. Unas 12 viviendas ya tienen sus nuevos techos colocados, se restableció el servicio de energía eléctrica y de provisión de agua y la telefonía celular mejora su conectividad paulatinamente. 

Así lo aseguró a El Diario el intendente de la localidad del sur de la provincia Fernando Larroudé. “Deben quedar unas 10 casas por reparar, que calculo que en el correr de la semana van a estar listas”, apuntó el jefe comunal. Otra de las áreas que aún trabaja, y por lo menos lo hará durante 15 días, es la de limpieza, que debe recoger la gran cantidad de árboles tirados por todo el pueblo. 

 

Está volviendo todo a la normalidad. El momento crítico ya pasó. Se trabajó muy rápido, gracias al Gobierno" , dijo el intendente de Buena Esperanza, Fernando Larroudé.

 

En las tareas colaboró San Luis Solidario, el Municipio y también el Ministerio de Desarrollo Social. “Ya está volviendo todo a la normalidad. El momento crítico ya pasó. Se trabajó muy rápido en todo, gracias a la colaboración de todos los ministerios de Gobierno. Al ordenar el pueblo tan ágilmente y que volviera la energía, la gente se tranquilizó”, apuntó Larroudé.

La Comuna dispuso del Salón Municipal Cultural para los evacuados, que llegaron a 20 e incluyeron niños. Larroudé admitió que muchos prefirieron ir a casa de familiares o amigos. El intendente agregó que para hoy el salón ya estaría desocupado. “Se volaron techos completos y llovió mucho. Hemos tenido donaciones de muchísima gente y de pueblos vecinos”, describió.

En el salón también armaron un comedor comunitario donde ofrecen desayuno, almuerzo y cena a los damnificados y que seguirá funcionando durante la próxima semana. “Vamos a seguir una semana más en el comedor hasta que esa gente se acomode. Han perdido muebles, cocinas, heladeras”, enumeró. El intendente dijo que las donaciones son bienvenidas para las familias, aunque aclaró que en ropa y mercadería ya están cubiertos.

El Ministerio de Desarrollo Social informó que completó la colocación de techos y que se “están relevando las necesidades inmediatas como ropa para todas las edades, pañales y zapatillas”. A su vez recordó que en las tareas colaboró el Plan Solidario. 

Así la localidad del sur de la provincia se levanta de a poco tras el temporal del martes pasado a la noche, que causó graves destrozos y la muerte de un vecino por un ataque cardiaco, por el susto que le provocó la tempestad que en las primeras horas se calificó hasta de tornado. 
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

En Buena Esperanza ya repararon 12 viviendas dañadas por el temporal

Dicen que quedan diez casas para arreglar. El servicio eléctrico y de provisión de agua ya está normalizado. 

Asistencia. El Ministerio de Desarrollo Social colabora en la reparación. Foto: Prensa Ministerio de Desarrollo Social. 

La normalidad vuelve de a poco a Buena Esperanza tras el temporal que azotó la localidad hace unos días. Unas 12 viviendas ya tienen sus nuevos techos colocados, se restableció el servicio de energía eléctrica y de provisión de agua y la telefonía celular mejora su conectividad paulatinamente. 

Así lo aseguró a El Diario el intendente de la localidad del sur de la provincia Fernando Larroudé. “Deben quedar unas 10 casas por reparar, que calculo que en el correr de la semana van a estar listas”, apuntó el jefe comunal. Otra de las áreas que aún trabaja, y por lo menos lo hará durante 15 días, es la de limpieza, que debe recoger la gran cantidad de árboles tirados por todo el pueblo. 

 

Está volviendo todo a la normalidad. El momento crítico ya pasó. Se trabajó muy rápido, gracias al Gobierno" , dijo el intendente de Buena Esperanza, Fernando Larroudé.

 

En las tareas colaboró San Luis Solidario, el Municipio y también el Ministerio de Desarrollo Social. “Ya está volviendo todo a la normalidad. El momento crítico ya pasó. Se trabajó muy rápido en todo, gracias a la colaboración de todos los ministerios de Gobierno. Al ordenar el pueblo tan ágilmente y que volviera la energía, la gente se tranquilizó”, apuntó Larroudé.

La Comuna dispuso del Salón Municipal Cultural para los evacuados, que llegaron a 20 e incluyeron niños. Larroudé admitió que muchos prefirieron ir a casa de familiares o amigos. El intendente agregó que para hoy el salón ya estaría desocupado. “Se volaron techos completos y llovió mucho. Hemos tenido donaciones de muchísima gente y de pueblos vecinos”, describió.

En el salón también armaron un comedor comunitario donde ofrecen desayuno, almuerzo y cena a los damnificados y que seguirá funcionando durante la próxima semana. “Vamos a seguir una semana más en el comedor hasta que esa gente se acomode. Han perdido muebles, cocinas, heladeras”, enumeró. El intendente dijo que las donaciones son bienvenidas para las familias, aunque aclaró que en ropa y mercadería ya están cubiertos.

El Ministerio de Desarrollo Social informó que completó la colocación de techos y que se “están relevando las necesidades inmediatas como ropa para todas las edades, pañales y zapatillas”. A su vez recordó que en las tareas colaboró el Plan Solidario. 

Así la localidad del sur de la provincia se levanta de a poco tras el temporal del martes pasado a la noche, que causó graves destrozos y la muerte de un vecino por un ataque cardiaco, por el susto que le provocó la tempestad que en las primeras horas se calificó hasta de tornado. 
 

Logín