27.9°SAN LUIS - Martes 26 de Enero de 2021

27.9°SAN LUIS - Martes 26 de Enero de 2021

EN VIVO

Fiesta clandestina: el dueño de la quinta se desvinculó del evento

Dijo que su cuñado, el organizador, le había pedido el predio para reunirse con unos pocos amigos.

Por redacción
| 24 de noviembre de 2020
Rutas 2 y 55. Allí tuvo lugar la fiesta de la que participaron cerca de 200 personas, el domingo a la madrugada. Foto: Unidad Regional II.

Mientras la Justicia todavía dispone medidas sobre quienes participaron de la fiesta clandestina organizada en una quinta ubicada entre las rutas provinciales 55 y 2, en las afueras de Villa Mercedes, el dueño del predio, Gerónimo Ledesma, quiso dejar en claro a través de su abogado, Emmanuel Correa Otazú, que él no tuvo nada que ver con el evento en cuestión. Y que lo único que hizo fue cederle el lugar a su cuñado, Sebastián Murgo, por la noche del sábado y la madrugada del domingo, para que se reuniera con unos amigos, sin saber que el hombre organizaría una fiesta con 200 personas.

 

Correa Otazú contó que unos días antes, Murgo le había pedido a Ledesma que le prestara la quinta para "juntarse a comer algo" y festejar un cumpleaños con unos amigos. "Le había dicho que iban a ser unas 10 personas, por supuesto dentro del marco de las medidas y respetando los protocolos", aseveró el abogado.

 

Entonces, pensando que su cuñado haría una reunión de pocas personas, le permitió usar el predio. "Mi cliente nunca pensó que lo iba a utilizar para hacer un evento tan grande, con 200 personas", aseguró Correa Otazú.

 

Ledesma, según su abogado, se enteró de la fiesta clandestina que había organizado Murgo a través de los medios de comunicación. "Esto le ha traído un gran disgusto a mi cliente porque ha ensuciado su nombre", refirió.

 

El letrado resaltó que, aunque su representado no organizó ni dio el consentimiento para la realización de semejante fiesta en su propiedad, está a disposición de la Justicia y cooperará con lo que haga falta porque es consciente de que lo que hizo su cuñado "estuvo muy mal".

 

Correa Otazú dijo que hasta hace un tiempo Ledesma y Murgo eran socios. "Tenían un contrato entre ellos con respecto a la quinta", señaló. Pero esa sociedad quedó disuelta en febrero pasado, después de que el predio fue clausurado por el Municipio, algo de lo que el abogado prefirió no hablar.

 

En tanto, ayer a la tarde, la jueza Contravencional y Correccional 2, María Antonella Panero Magnano, se reunió con el secretario de Gobierno, Diego Ochoa; el fiscal Municipal de Faltas, Martín Guiñazú; el jefe de la Policía Municipal, Daniel Bravo; y el jefe de la Comisaría 29ª, César Aguilar, para coordinar las medidas a tomar respecto a esta fiesta masiva y a eventos del mismo tipo que puedan darse a futuro.

 

Comentá vos tambien...