17.3°SAN LUIS - Martes 11 de Mayo de 2021

17.3°SAN LUIS - Martes 11 de Mayo de 2021

EN VIVO

Detectan entre 4 y 6 fiestas clandestinas por fin de semana

La mayoría es en casas y quintas. Aunque aclararon que bajaron los encuentros multitudinarios. Las denuncias llegan al sistema de reclamos de la Municipalidad y a la Policía.

Por redacción
| 09 de marzo de 2021
Sin fiesta. El sábado la Policía y la Municipalidad frenaron un encuentro en el que también participó Jean Carlos. Foto: Policía de la provincia.

La pandemia sigue más vigente que nunca y los casos diarios en la provincia oscilan los cien, aun así esto no parece ser un impedimento para quienes organizan fiestas clandestinas. Los inspectores de la Municipalidad detectan entre 4 y 6 encuentros por fin de semana, en los que participan más de 20 personas, límite establecido por el Comité de Crisis. La mayoría se da en casas particulares o en quintas ubicadas en la periferia de la ciudad, y los protagonistas suelen ser jóvenes entre 20 y 30 años, pero también registran reuniones familiares.

 

El jefe del Programa de Control Urbano de la Comuna, Elvio Sepúlveda, señaló que si bien el mayor porcentaje de este tipo de actividad ocurre los viernes y sábados, también suceden los jueves. Aunque aclaró que los festejos masivos que convocaban a cientos de individuos han bajado notablemente. E indicó que el número de denuncias que llegan al Sistema Único de Reclamos (107) o al 911 se mantiene desde hace unas semanas.

 

 

Las fiestas clandestinas no son necesariamente los grandes eventos, también lo son los encuentros familiares con más de 20 personas. Elvio Sepúlveda.

 

Uno de los casos más recientes sucedió este sábado a la madrugada. Los agentes policiales recibieron una alerta por ruidos molestos en el barrio Quintas de Betbeder, más precisamente en la intersección de Dante Bodo y Urquiza. Cuando llegaron se encontraron con más de 60 personas reunidas, entre las que estaba el cantante Jean Carlos, quien estaba dando un show privado. El artista fue imputado por incumplir la medida sanitaria, al igual que los dueños del lugar y quienes participaban. En el procedimiento hubo varios disturbios, incluso uno de los festejantes hirió a una inspectora cuando intentaba escapar del control de alcoholemia que realizaba la Policía Municipal. El conductor de la motocicleta dio 1,05 en el test y por el episodio, los agentes municipales hicieron una presentación en la Justicia.

 

Los propietarios de la vivienda ubicada en el oeste de la ciudad estaban en falta porque había más de 20 invitados y no contaban con el permiso del comité provincial, ni tampoco con la habilitación de la quinta para hacer cualquier tipo de reuniones masivas.

 

En ese sentido, Sepúlveda reclamó: "La comunidad debe entender que las fiestas clandestinas no son necesariamente aquellos eventos en los que se cobran entradas o venden bebidas alcohólicas. Estas pueden suceder de día y en un encuentro familiar, porque lo que están desobedeciendo es la cantidad de individuos establecida. El protocolo solo contempla tres situaciones: reuniones en casas particulares, siempre y cuando respeten el número de personas, los cumpleaños infantiles que pueden ser en salones y en los que pueden asistir hasta 20 adultos y 20 menores, y por último, las fiestas de hasta 150 invitados para las que son necesarios un permiso del Comité y los hisopados previos. Por fuera de eso, cualquier reunión social o evento que no encuadre en estas características no está permitido", precisó el jefe de Control Urbano.

 

En cuanto a los operativos contó que trabajan conjuntamente con la Policía de la Provincia, que es el organismo que tiene la facultad de iniciar las actas a los infractores. Mientras que por las sanciones señaló que suelen ser multas económicas, pero aclaró que la Justicia es la que determina montos.

 

 

Comentá vos tambien...