22°SAN LUIS - Domingo 03 de Marzo de 2024

22°SAN LUIS - Domingo 03 de Marzo de 2024

EN VIVO

Las canciones de la batalla cultural

En más de una ocasión, “La Renga” le pidió a Javier Milei que no usara en su campaña presidencial “Panic show”, la canción en la que el candidato cree reflejarse y con la que —con todo el desprecio del que es posible reunir— entró en su multitudinario cierre de campaña, el miércoles a la noche, en el Movistar Arena.

 

Con su melena prolijamente desprolija, el libertario agitó su figura leonina al ritmo frenético del tema que tiene un nombre que aporta a un desconcierto general y una letra que empuja al extremo. En la entonación (valga la palabra para una situación tan impensada) y en la actitud desbocada de Milei se rompe cualquier frontera ideológica y artística.

 

El personaje de la canción del trío de Mataderos se presenta como un león, en una coincidencia inquietante con el apodo que Javier eligió para construir su figura política. Pero lo más estrecho llega en la segunda estrofa: “Por favor, no huyan de mí/ yo soy el rey de un mundo perdido/ soy el rey y te destrozaré/ todos los cómplices son de mi apetito”.

 

El miércoles, el líder de las encuestas presidenciales cantó a su ingreso la estrofa, palabra por palabra, y luego se atrevió al micrófono a cambiarle la letra. Ambas versiones causaron un escalofrío que ni Martha Argerich consiguió en ninguno de sus conciertos por el mundo.

 

La utilización de canciones para campañas políticas no es nueva y casi siempre entran en colisión con los intereses o las ideas de los artistas que las componen.

 

El mismo miércoles, Leandro Santoro cerró en el Luna Park su campaña para jefe de Gobierno en la Ciudad de Buenos Aires. Lo hizo con música en vivo de la murga porteña estilo uruguayo “Esa te la debo” que tiene varios cuplés muy críticos a la gestión de Horacio Rodríguez Larreta, y con el grupo “Tsunami”, que versionó al ritmo de cumbia temas de “Los Redondos”, de “Soda Stereo” y de Charly García. Hubiera sido muy esclarecedor que en el repertorio estuvieran “Esa estrella era mi lujo”, “Cuando pase el temblor” o “Promesas sobre el bidet”. Pero no estuvieron.

 

Pero lo más llamativo fue la presencia de un sujeto —por llamarlo de alguna manera— disfrazado de toro, que acompañó durante toda la campaña al candidato de Unión por la Patria. Con playback, se escuchó “Arrancarmelo”, el tema de Wos que, durante en el Mundial de Fútbol se convirtió en himno para la Selección. Como Milei con “Panic show”, también el intérprete cambió la letra: “Y no tengo planeado bancar los negociados”, entonó (ahora sí) el mamífero cantor. La elección pudo resultar curiosa si se tiene en cuenta que Teresa Parodi es parte de la lista de Santoro como candidata al Parlasur, y en ese espacio político conjugan las ideas de artistas como Víctor Heredia y “Peteco” Carabajal.

 

Tal vez, la búsqueda de ingresar al voto de los jóvenes haya sido la clave.

 

Más allá de algún jingle esporádico, Sergio Massa y Patricia Bullrich no han seleccionado una canción que los represente o los presente ante sus posibles votantes. Puede entenderse que con su participación en el acto de Santoro, el actual ministro de Economía convalidara la dudosa elección musical de su compañero. En el caso de la representante de Juntos por el Cambio, puede que sea una señal de la prioridad que le dará a la música y a la cultura en el caso de ser gobierno.

 

De todos modos, siempre es mejor el silencio a emular a Mauricio Macri en su imposible de olvidar mímica de “We will rock you”.

 

LA MEJOR OPCIÓN PARA VER NUESTROS CONTENIDOS
Suscribite a El Diario de la República y tendrás acceso primero y mejor para leer online el PDF de cada edición papel del diario, a nuestros suplementos y a los clasificados web sin moverte de tu casa

Suscribite a El Diario y tendrás acceso a la versión digital de todos nuestros productos y contenido exclusivo