20°SAN LUIS - Martes 04 de Octubre de 2022

20°SAN LUIS - Martes 04 de Octubre de 2022

EN VIVO

Abriendo camino en el árido mendocino

Por redacción
| 18 de septiembre de 2016
Fotos: Daniela Castro.

Una mezcla de tradición con innovación es lo que se pudo ver en la 17ª Jornada Ganadera que se hizo en La Paz, provincia de Mendoza. Desde hace siete años la firma puntana Ganadera del Sur acompaña la fiesta, a la que concurre todo el pueblo y expositores de las cercanías para contribuir con el desarrollo de la ganadería, que ahora se ha transformado en la actividad principal del este de la provincia vecina. Si bien presenta grandes desafíos, todos trabajan para mejorar cada día, también con la ayuda de San Luis.

 

Según indicaron los productores, la zona es favorable para criar terneros y aunque no hay cabañas, se puede conseguir calidad.


La actividad comenzó temprano en una mañana cálida, que bien podría haber sido de verano a juzgar por la fuerza del sol. Al llegar al centro ganadero ubicado en el kilómetro 900 de la ruta nacional Nº 7, la aridez y el polvo eran los que recibían a los visitantes. Un camión cisterna, que pasaba por los alrededores del predio, mitigaba la arenilla, pero no impedía los ojos achinados.

 


De un lado, la pista por la que desfilaría la hacienda; en el otro, la carpa en la que se reunirían los 'paceños' para escuchar las voces de los funcionarios mendocinos, quienes se acercaron para brindar todo su apoyo al sector ganadero más importante de Mendoza. Una de las oradoras fue la vicegobernadora Laura Montero, quien recordó como ingeniera agrónoma sus años de juventud, en los que pensar en la producción ganadera en el este provincial era un sueño lejano.

 


En el medio, puesteros de la zona ofrecían sus productos con la idea de mejorar la actividad. Un poco más allá, comederos de PVC, suplementos para el engorde de ganado y hasta la Subsecretaría de Agricultura y Ganadería mostrando sus planes en un stand. Sus promotores permanecieron hasta el final de la jornada con la idea de dar a conocer las alternativas que existen para hacer cría y recría.

 


El licenciado en Ciencias Agrarias y consultor en ganados y carnes, Víctor Tonelli, llevó a una de las carpas del predio toda sus sapiencia para comentar cómo es posible planificar dentro del sector. “Para concretar este trabajo primero hice un recorrido por la realidad económica que vive el país y cuáles podrían ser los posibles escenarios en los próximos meses. Además planteé la realidad mundial en la que se van a mover las exportaciones, principalmente de carne”, explicó el especialista, quien se jacta de su visión positiva sobre las inversiones en la producción ganadera.

 


“En San Luis la realidad es aún más favorable, yo que he recorrido todo el país puedo decir que lo que se ve allí no se encuentra en ningún lado. Y cuando hablo de lo que vi me refiero a la infraestructura, eso que no se hace de la noche a la mañana, que lleva planificación de años. Autopistas y acueductos, entre otros avances, presentan un panorama alentador para cualquier producción”, aseguró Tonelli sobre la realidad puntana, que conoce en profundidad.

 


Ganadera del Sur busca nuevos mercados con una idea que mezcla solidaridad y negocios. Musa Abdallah recordó el desembarco de la firma en La Paz, cuando nadie apostaba por Mendoza: “Llegamos hace siete años con la idea de contribuir a la zona, que hoy se encuentra en pleno desarrollo, con productores que están ávidos de aprender y  mejorar, sobre todo, su genética”.

 


Se presentaron 250 animales de las categorías terneros y vaquillonas, 50 de ellas con genética de San Luis. Algunos productores puntanos se acercaron a la localidad ubicada a unos 100 kilómetros de la ciudad capital para adquirir los animales de la zona, que por su rusticidad presentan muy buena adaptación. Tal fue el caso de Edgardo Ríos, quien tiene un establecimiento de cría y recría de las razas Hereford y Braford a 28 kilómetros de San Luis, camino a Balde. “Venimos todos los años al remate con la intención de aportar y apoyar a esta plaza ganadera.  Además, en los últimos tiempos ha mejorado mucho su genética a pesar de que se encuentra en pleno desarrollo. Considero hay que darles todo el apoyo a aquellos que están empezando en la ganadería y por eso estoy acá”, dijo.

 


Según el productor, no hay demasiadas diferencias entre los bovinos de San Luis y los de Mendoza. “En esta zona se ha mestizado mucho la hacienda para mejorarla, no sólo en el este, también en toda la provincia. En ese punto los remates que cada año se hacen en La Paz han contribuido trayendo la hacienda desde San Luis, con muy buena acogida de los productores locales”.

 


En otro entorno, sin acueductos, aunque con la promesa de construirlos que ya fue hecha por el nuevo gobierno provincial; Mendoza maneja con dificultades la producción de vacunos. Un productor de una localidad cercana llamada San Carlos, Néstor Gómez, participó del remate junto al técnico veterinario Diego Gómez. Juntos crían Aberdeen Angus Puros Controlados y contaron sobre la tarea que desempeñan a diario. “La producción es complicada por la aridez de la zona. Acá lo que es conveniente hacer son terneros porque nos manejamos con campos naturales. Mejorar la genética implica tener riego y ya son otros costos. Hay campos que tienen pozos y otros que dependen exclusivamente de las precipitaciones, lo que trae mayores complicaciones”, contó el veterinario haciendo la salvedad de que han tenido dos buenas temporadas de lluvia, pero que no suele ser lo habitual.

 


“La hacienda para feedlot es excelente. Se trata de un animal muy rústico y muy sufrido, lo que hace que cuando lo ponés a comer logra muy buena convertibilidad en carne en menos tiempo. En cuanto a los reproductores machos, puedo decir que por estar expuestos a temperaturas extremas, o mucho frío o calores intensos, el toro se adapta a cualquier zona. Además es un animal caminador”, describió Gómez.

 


La realidad del este mendocino presenta similitudes y diferencias con San Luis. “Mendoza ha crecido muchísimo y espero que siga así. Nos hemos hecho a los golpes ya que estamos muy lejos y todo te cuesta más. También estábamos muy abandonados por los gobiernos, pero ahora hemos podido acercarnos”.

 


“Ya hace varios años que los productores mendocinos apuestan a mejor genética. Antes los campos estaban llenos de vacas criollas, algo que hoy ya no se ve. Si bien no hay cabañas, se han ido cambiando los toros, algo que también se dio gracias al cambio de mentalidad de los dueños. Las mejoras también llegaron por los precios mejorados de los últimos meses”, contó el productor de San Carlos.

 


Al no tener cabañas, la hacienda para estos fines fue traída desde San Luis. “Hemos recibido el apoyo de los productores puntanos, quienes han aportado su genética a nuestra zona. Se han sumado otras como Córdoba o La Pampa”, dijo Néstor.

 


“En los últimos 4 años se empezaron a hacer inseminaciones, dejar las mejores madres y vender el descarte. Así logramos vender un poco más el ternero, cuando generalmente se sacaban novillos de dos o tres años. Ahora tenemos animales chicos para recriarlos bajo riego”, aseveró el productor.

 


Antes de terminar la conversación, la dupla mendocina enumeró algunas de las políticas que el Gobierno puso a disposición de los productores. “Aquí tenemos acceso al Plan Toro, que nos ayuda a detectar enfermedades venéreas, sobre todo la brucelosis, para que los productores puedan tomar las medidas de prevención necesarias. También hay un Plan Vaca, mediante el cual se les hace tacto y se determina qué animales son productivos”. Mendoza además desarrolla un Plan de genética a través de una fundación, que es la que  financia la inseminación de 20 animales por cada pequeño productor.

 


La consignataria puntana

 


Musa Abdallah fue el encargado de contar porqué están en la zona y qué expectativas le ponen al este mendocino. “El objetivo de nuestra firma Ganadera del Sur es participar en la reactivación de la zona y en el cambio de genética. Por eso estamos más en carácter de colaboración que en términos de negocios. En esta zona tenemos muchos clientes que son amigos. Queremos ayudar a desarrollar sus rodeos y a mejorar su genética. Eso es lo que nos motiva a estar aquí, un poco lejos de casa”.

 


“Esta es una zona con muy poca oferta forrajera por lo que se cree que no es posible traer hacienda de calidad. Sin embargo son estos los lugares más propicios para incorporar mayor cantidad de  genética. Acá desarrollamos Hereford, aunque el Aberdeen Angus anda muy bien también”, dijo con la convicción de que con buena predisposición todo es posible.

 


No es raro que los Abdallah hayan llegado a La Paz como consignataria de venta de hacienda. “La empresa tiene como política hacerle ver al productor la importancia de adquirir genética, lo que le va a permitir al final del proceso vender a un mejor precio y con mayor agilidad”.

 


“San Luis ya hace tiempo ha cambiado su cuadro genético en los rodeos al punto que se ha vuelto una provincia de punta. Hoy el productor puntano tiene una genética a la que todos quieren acceder. Me atrevo a decir que un porcentaje alto de la genética del país se produce en San Luis”, concluyó Abdallah, un hombre de mucha experiencia.

 


Asesor de lujo

 


Víctor Tonelli, quien visitó en varias oportunidades San Luis, estuvo en la jornada de La Paz. Allí trató de transmitirles a los productores su idea de cómo producir mejor con la planificación como una aliada. Al mediodía el sol ya pegaba de lleno, pero todos aceptaron el convite en donde luego se presentaría el remate. Escucharon atentos al productor ganadero de Buenos Aires.

 


Ante la pregunta de si era un buen momento para ingresar al negocio vacuno, el especialista contestó: “Si hay una categoría que está atrasada en el precio es la vaca, por lo tanto si hay alguien con intenciones de entrar a la actividad le digo: la vaca está de remate. Si la compara con una vaca gorda casi va a pagar lo mismo que una atrasada, si lo hace con un ternero es igual a un ternero y medio, relación que nunca existió. Por lo tanto mi recomendación es que si va entrar compre vaca preñada, por supuesto, previo a parir. Pero ojo, es una oportunidad que tiene fecha de vencimiento para los próximos seis meses”.

 


En referencia a San Luis, Tonelli, no tuvo más que halagos no sólo por el desarrollo ganadero, sino por la producción agropecuaria en general. “Lo que pasa en San Luis es espectacular. Eso no se hace ni en cinco ni en 10 años, es producto de 30 años de trabajo y perseverancia, con un plan bien trazado y ejecutado. Cuando uno ve que casi todos los establecimientos tienen agua de calidad para la hacienda es porque alguien pensó: dónde estaba el agua, cómo transportarla, todo eso sin perder eficiencia en el camino”.

 


“El negocio que viene en términos de modelo ganadero es totalmente diferente a los que hemos vivido en los últimos 15 años. Ahora el negocio de destete, encierro a corral y faena a los 90 días ya no me sirve por estar en plena fase de retención, donde el ternero está caro y sin el subsidio de la retención a las exportaciones de granos. Hoy necesito inexorablemente incorporar la etapa de la recría, ya sea con pasturas y suplementos o a corral, buscando hacer animales más pesados, los que llegarán a la exportación o se destinarán al mercado interno”, analizó Tonelli, ante una audiencia que lo escuchó con interés.

 


Comentá vos tambien...