eldiariodelarepublica.com
"Cuchy" Barroso, el deportista que tiene el empuje de todo Tilisarao

Escuchá acá la 90.9
X

"Cuchy" Barroso, el deportista que tiene el empuje de todo Tilisarao

Julieta Franco

En la localidad le organizan rifas y lo contratan para fiestas. Kioscos, farmacias, lavaderos, remiserías son sus sponsors. La meta del joven es poder viajar al Mundial de Kick Boxing en España en el 2018.

Hace seis años Jorge Barroso salía de trabajar de su taller de motos, cuando escuchó el rumor de que a Tilisarao había llegado un profesor de Kick Boxing. Hasta entonces el pueblo no había tenido ninguno y no dudó en anotarse a las clases. Tenía 20 y quería cortar el trabajo con un hobby, que terminó cambiándole la vida. Ahora lo llaman “Cuchy, la maquinita Barroso”, es doble campeón argentino en la categoría súper pluma y quiere llegar al mundial de la disciplina en España. Para hacerlo viaja a otras provincias para competir y ganar puntos.  “Cuchy”, que es el mayor de nueve hermanos, no cuenta con la ayuda económica de su familia, pero sí de todo Tilisarao que con sponsors, rifas y fiestas populares, apoya su carrera. Todos sueñan con que su “niño” llegue a las grandes ligas.

“Empecé con las clases porque me gusta el deporte, después quise competir por entretenimiento y me enganché. Un día me desperté y en lo único que pensaba es en ser profesional y en tener un título. No me lo podía sacar de la cabeza”, contó Barroso, que en el transcurso de esos años pasó de ser el pibe que arreglaba motos, al experto de Kick Boxing que quería ser. En el camino hizo instructorados  y cursos para crecer en el deporte, pero nunca abandonó el oficio de mecánico.

“Tengo más de 35 peleas. Primero como amateur, luego como semipro, y el año pasado pasé a profesional. La gente comenzó reconocerme, cuando iba a otras localidades siempre había alguien de 'Tili' para gritarme ‘ánimo’. El pueblo es grande, pero nos conocemos todos. Somos como una gran familia”, contó con orgullo el joven.

Y como el mismo la nombró, su gran familia de Tilisarao decidió ayudarlo. Desde la Municipalidad, a los vecinos. “Cuchy” contó que lo contratan como seguridad en casamientos y fiestas de 15, para que pueda juntar plata y seguir viajando a otras provincias.

“Kioscos, lavaderos, remiserías, farmacias y hasta un supermercado son sus sponsors. Lo conocen desde chiquito, y quieren que llegue a Europa. Donde voy me preguntan por él, la gente te dice que no hace falta que gane, porque el ya ganó. Decidió darle la vuelta de tuerca a su vida y es un ejemplo para todos los niños de acá”, contó su entrenador y primer campeón del Valle de Conlara , Diego Garay de la academia Kiyoudai Team. También contó que hacen rifas con donaciones, que también apuntan a que otros chicos compitan en Buenos Aires.

Por estos días la vida de "Cuchy" sigue una rutina, que combina el taller, su entrenamiento y las clases que dicta a chicos y adultos. Es beneficiario de las becas "Soñamos Junto a Vos", de la Secretaría de la Juventud y ahora imparte la disciplina a gran parte de sus “fans”. Mientras tanto su cabeza está puesta en la última pelea de setiembre, en la capital nacional, que espera lo coloque en el equipo argentino.

La oportunidad la ofrece la WACO (World Association of  Kick Boxing Organization), que es la organización mundial que nuclea al deporte y que tiene referentes en todo el mundo. “Este año llevo ganadas cuatro de cinco peleas. En la última, de Oliva Córdoba, saqué  el titulo argentino. Con todo esto,  junto puntos, porque quiero quedar elegido para el seleccionado argentino del deporte y competir en el mundial de la WACO en España, que es el año que viene”, cerró Barroso.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

"Cuchy" Barroso, el deportista que tiene el empuje de todo Tilisarao

En la localidad le organizan rifas y lo contratan para fiestas. Kioscos, farmacias, lavaderos, remiserías son sus sponsors. La meta del joven es poder viajar al Mundial de Kick Boxing en España en el 2018.

En el ring. Barroso (izquierda) empezó a practicar a los veinte años. Foto: gentileza  Jorge Barroso.

Hace seis años Jorge Barroso salía de trabajar de su taller de motos, cuando escuchó el rumor de que a Tilisarao había llegado un profesor de Kick Boxing. Hasta entonces el pueblo no había tenido ninguno y no dudó en anotarse a las clases. Tenía 20 y quería cortar el trabajo con un hobby, que terminó cambiándole la vida. Ahora lo llaman “Cuchy, la maquinita Barroso”, es doble campeón argentino en la categoría súper pluma y quiere llegar al mundial de la disciplina en España. Para hacerlo viaja a otras provincias para competir y ganar puntos.  “Cuchy”, que es el mayor de nueve hermanos, no cuenta con la ayuda económica de su familia, pero sí de todo Tilisarao que con sponsors, rifas y fiestas populares, apoya su carrera. Todos sueñan con que su “niño” llegue a las grandes ligas.

“Empecé con las clases porque me gusta el deporte, después quise competir por entretenimiento y me enganché. Un día me desperté y en lo único que pensaba es en ser profesional y en tener un título. No me lo podía sacar de la cabeza”, contó Barroso, que en el transcurso de esos años pasó de ser el pibe que arreglaba motos, al experto de Kick Boxing que quería ser. En el camino hizo instructorados  y cursos para crecer en el deporte, pero nunca abandonó el oficio de mecánico.

“Tengo más de 35 peleas. Primero como amateur, luego como semipro, y el año pasado pasé a profesional. La gente comenzó reconocerme, cuando iba a otras localidades siempre había alguien de 'Tili' para gritarme ‘ánimo’. El pueblo es grande, pero nos conocemos todos. Somos como una gran familia”, contó con orgullo el joven.

Y como el mismo la nombró, su gran familia de Tilisarao decidió ayudarlo. Desde la Municipalidad, a los vecinos. “Cuchy” contó que lo contratan como seguridad en casamientos y fiestas de 15, para que pueda juntar plata y seguir viajando a otras provincias.

“Kioscos, lavaderos, remiserías, farmacias y hasta un supermercado son sus sponsors. Lo conocen desde chiquito, y quieren que llegue a Europa. Donde voy me preguntan por él, la gente te dice que no hace falta que gane, porque el ya ganó. Decidió darle la vuelta de tuerca a su vida y es un ejemplo para todos los niños de acá”, contó su entrenador y primer campeón del Valle de Conlara , Diego Garay de la academia Kiyoudai Team. También contó que hacen rifas con donaciones, que también apuntan a que otros chicos compitan en Buenos Aires.

Por estos días la vida de "Cuchy" sigue una rutina, que combina el taller, su entrenamiento y las clases que dicta a chicos y adultos. Es beneficiario de las becas "Soñamos Junto a Vos", de la Secretaría de la Juventud y ahora imparte la disciplina a gran parte de sus “fans”. Mientras tanto su cabeza está puesta en la última pelea de setiembre, en la capital nacional, que espera lo coloque en el equipo argentino.

La oportunidad la ofrece la WACO (World Association of  Kick Boxing Organization), que es la organización mundial que nuclea al deporte y que tiene referentes en todo el mundo. “Este año llevo ganadas cuatro de cinco peleas. En la última, de Oliva Córdoba, saqué  el titulo argentino. Con todo esto,  junto puntos, porque quiero quedar elegido para el seleccionado argentino del deporte y competir en el mundial de la WACO en España, que es el año que viene”, cerró Barroso.

Logín