Escuchá acá la 90.9
X

Comenzó por tercera vez el juicio a Luchessi, por la muerte de su hijo

El debate fue suspendido por la discusión de si la acusada es imputable o no por sus condiciones psiquiátricas. Tiene un pedido a prisión perpetua.

Este jueves, después de casi un año y medio de ser suspendido por segunda vez, la Cámara Penal 1 de Villa Mercedes reanudó el debate oral contra Liliana Jacquelina Luchessi, acusada de haber asesinado a golpes a su hijo Jair, de tan solo un año y nueve meses de vida.

El juicio había sido postergado el 28 de mayo del año pasado. Fue porque el defensor, Pascual Celdrán, solicitó que las pericias neurológicas y psiquiátricas para establecer la incapacidad de la mujer de entender la criminalidad de sus actos, que había pedido en febrero de 2017, cuando comenzó el debate, fueran hechas como correspondía. Puesto que en lugar de examinar a su clienta con una junta médica, el psiquiatra judicial, Diego Mayor, se basó en estudios viejos que otros profesionales habían realizado en 2002 y 2008, por los cuales concluía que no era inimputable.

Esas pericias, después de un año y cinco meses, fueron efectuadas esta semana. Según explicó el defensor, a Luchessi le practicaron un angiograma y hace dos días la evaluó una junta médica, conformada por un psiquiatra del Poder Judicial, un psicólogo y otro médico, pero ningún neurólogo. De acuerdo a su valoración, la acusada está lúcida, pero para Celdrán los análisis no fueron concluyentes ni mucho menos estuvieron bien hechos.

"Los médicos dijeron que no tiene un angioma, cuando desde chica tiene uno. No le explicaron ni siquiera las condiciones de que dos días antes del estudio se tiene que lavar con jabón blanco", se quejó el abogado. "Después hicieron esa junta médica en la que no vieron los puntos graves de la pericia que habíamos pedido (...) Al final, los informes no son claros ni contundentes porque ninguno dice que no puede comprender el hecho", remarcó.

Por eso el juicio continuó este jueves, solo con la lectura de la acusación de la fiscal de instrucción, que pidió la condenen a prisión perpetua por "homicidio calificado por el vínculo".

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Comenzó por tercera vez el juicio a Luchessi, por la muerte de su hijo

El debate fue suspendido por la discusión de si la acusada es imputable o no por sus condiciones psiquiátricas. Tiene un pedido a prisión perpetua.

La acusada y su defensa. Ayer, cuando escuchaban la acusación fiscal. Foto: Juan Andrés Galli.

Este jueves, después de casi un año y medio de ser suspendido por segunda vez, la Cámara Penal 1 de Villa Mercedes reanudó el debate oral contra Liliana Jacquelina Luchessi, acusada de haber asesinado a golpes a su hijo Jair, de tan solo un año y nueve meses de vida.

El juicio había sido postergado el 28 de mayo del año pasado. Fue porque el defensor, Pascual Celdrán, solicitó que las pericias neurológicas y psiquiátricas para establecer la incapacidad de la mujer de entender la criminalidad de sus actos, que había pedido en febrero de 2017, cuando comenzó el debate, fueran hechas como correspondía. Puesto que en lugar de examinar a su clienta con una junta médica, el psiquiatra judicial, Diego Mayor, se basó en estudios viejos que otros profesionales habían realizado en 2002 y 2008, por los cuales concluía que no era inimputable.

Esas pericias, después de un año y cinco meses, fueron efectuadas esta semana. Según explicó el defensor, a Luchessi le practicaron un angiograma y hace dos días la evaluó una junta médica, conformada por un psiquiatra del Poder Judicial, un psicólogo y otro médico, pero ningún neurólogo. De acuerdo a su valoración, la acusada está lúcida, pero para Celdrán los análisis no fueron concluyentes ni mucho menos estuvieron bien hechos.

"Los médicos dijeron que no tiene un angioma, cuando desde chica tiene uno. No le explicaron ni siquiera las condiciones de que dos días antes del estudio se tiene que lavar con jabón blanco", se quejó el abogado. "Después hicieron esa junta médica en la que no vieron los puntos graves de la pericia que habíamos pedido (...) Al final, los informes no son claros ni contundentes porque ninguno dice que no puede comprender el hecho", remarcó.

Por eso el juicio continuó este jueves, solo con la lectura de la acusación de la fiscal de instrucción, que pidió la condenen a prisión perpetua por "homicidio calificado por el vínculo".

Logín