7.9°SAN LUIS - Miércoles 05 de Agosto de 2020

7.9°SAN LUIS - Miércoles 05 de Agosto de 2020

EN VIVO

Cárcel para sospechoso de robar 132 mil pesos de una camioneta

El sospechoso, de 24 años, se habría valido de un inhibidor de alarmas para sustraer los bienes.

Por redacción
| 15 de enero de 2020
Detenido. El juez Penal 1, Marcos Flores Leyes, procesó a Orozco por "Hurto calificado por el uso de llave falsa". Foto: Marianela Sánchez.

Durante 12 días, Ezequiel Ismael Orozco estuvo detenido en una comisaría como sospechoso del robo de 132 mil pesos, un celular y otros elementos del interior de una camioneta Toyota Hilux SW4. Ayer, finalmente, el juez Penal 1, Marcos Flores Leyes, lo procesó por “Hurto calificado por el uso de llave falsa u otro instrumento semejante” y le dictó prisión preventiva, por lo que fue trasladado al Servicio Penitenciario Provincial.

 

El hecho por el que Orozco, de 24 años y vecino del barrio Pucará, es investigado ocurrió el jueves 2 de enero en la avenida Juan Gilberto Funes, frente a la distribuidora de lácteos "La Paulina".

 

Según denunció la dueña de la pickup, llegó allí pasadas las 11, estacionó el vehículo y bajó a hacer unas compras. Dijo que dejó la Toyota con todas las medidas de seguridad. Cuando regresó a los 15 o 20 minutos subió y partió. A los pocos metros, al llegar a la Plazoleta de Los Halcones, comenzó a buscar su celular y no lo halló.  Buscó los 132 mil pesos que tenía y tampoco los encontró. Chequeó si las cerraduras o los cristales habían sido violentados y no vio nada extraño.

 

Luego regresó al comercio en el que había estado, y le ofrecieron ver las cámaras de seguridad. Una de ellas había registrado el momento en el que un Volkswagen Vento gris paró frente a la Toyota,  al otro lado del cantero central de la avenida.

 

Vieron que un hombre bajó de ese vehículo, cruzó el cantero, abrió una de las puertas de la camioneta de la mujer y sacó algunos bienes.

 

Por la manera en que fue perpetrado el delito, para los investigadores no había dudas de que los delincuentes se habían valido de algún dispositivo, como un inhibidor de alarmas, para sortear la seguridad de la Toyota y robar sin ejecutar violencia sobre ella.

 

Luego de ver las filmaciones, la mujer hizo la denuncia y policías de la División Investigaciones comenzaron a realizar averiguaciones para dar con el Vento y con los autores del hecho.

 

Pasadas las 23 de ese mismo día, lograron interceptar un auto con las mismas características en la avenida Santos Ortiz, a la altura del puente que cruza hacia el barrio Tibiletti. En él iban Orozco y su pareja, de 18 años. Ambos fueron detenidos, pero ella quedó en libertad al otro día.

 

 “Le hicimos señas de luces y el conductor aceleró. Solicitamos un apoyo policial unos kilómetros más adelante para lograr detenerlo, dado que era imposible realizar un seguimiento a esa velocidad”, dijo el director general de Investigaciones, comisario mayor Roberto Molina, en referencia a que el conductor tuvo la intención de huir.

 

Durante ese procedimiento, los agentes encontraron adentro del baúl del Volkswagen Vento $87.680, un celular y otros elementos personales.

 

Para el juez Penal 1, las pruebas que los investigadores lograron reunir bastaron para procesar a Orozco. “Entre ellos está el celular que le secuestraron y que fue reconocido por la damnificada y el dinero del cual no pudo justificar su procedencia. Es un monto elevado, al igual que el denunciado por la víctima”, detalló el magistrado.

 

Por último, señaló que uno de los motivos por los que determinó dictarle prisión preventiva al joven fue que consideró que existe un riesgo procesal, dado que intentó escapar cuando fue interceptado por la Policía.

 

Comentá vos tambien...