18.7°SAN LUIS - Lunes 28 de Septiembre de 2020

18.7°SAN LUIS - Lunes 28 de Septiembre de 2020

EN VIVO

El lunes demolerán parte de la propiedad que sufrió un derrumbe

Personal municipal llevará adelante la tarea. La medida fue ordenada por un juez, ya que hay riesgo de que se desplomen algunas estructuras.

Por redacción
| 09 de agosto de 2020
Apuntalamiento. El día del hecho, los socorristas debieron afirmar la estructura para poder trabajar más seguros.

Por el peligro de que colapsen algunas estructuras que quedaron en pie tras el derrumbe de la propiedad de la familia Gitto, en Aristóbulo del Valle y San Juan, especialistas aconsejaron hacer demoliciones. Y esa tarea ya tiene fecha: será el lunes 10, informaron fuentes de la Comisaría 2ª, que trabajan en el sumario caratulado “Estrago seguido de muerte”. Dos personas fallecieron el martes 4: la dueña de la propiedad, Nélida Deolinda Romero de Gitto, y Javier Rodríguez, un joven albañil que trabajaba en la refacción del local ubicado en la esquina, en la que, según testimonios, pensaban instalar una concesionaria de autos. 

 

El oficial principal Gastón Crotto, de esa seccional, informó que el trabajo será llevado adelante por personal de la Municipalidad de San Luis. “Se hizo el petitorio (de la demolición) por el riesgo de derrumbe que había y ha participado un perito en la elaboración de un informe (NdP: se trata de un profesional del Colegio de Ingenieros). El juez (Penal 1, Marcos Flores Leyes) tomó la determinación de que se tiene que demoler la parte de la construcción que no está habitable”, indicó.

 

Aclaró que lo que se derribará es lo que sobrevivió de la planta alta, en tanto que el sector de la planta baja en el que actualmente funciona una panadería, por calle San Juan, no se tocará, ya que se ha determinado “que tiene buenos cimientos y está habitable”. Recordó que una parte de una propiedad lindante, ubicada por Aristóbulo del Valle, también ha quedado con importantes daños, por lo que también se ha sugerido echarla abajo. Se trata de un garaje que había sido acondicionado y era habitado.

 

Crotta indicó que el personal municipal intervino desde el primer momento. El intendente Sergio Tamayo puso a disposición personal, maquinaria y camiones para trasladar los escombros. “Los restos también fueron resguardados por ellos, para futuras pericias”, dijo.

 

El principal comentó, además, que el viernes un joven que alquilaba una habitación de la propiedad —es Gonzalo Di Michele—, con la autorización del magistrado, ingresó a sacar sus pertenencias, que habían quedado en el sector que corre riesgo de desplomarse. Entre los elementos que tenían adentro se cuentan una moto, una heladera, una cama, colchón, ropa y documentación. El propio magistrado estuvo en el lugar antes de dar el permiso, contó el policía.

 

Según lo que presume el principal, la demolición culminará el mismo lunes. Hasta tanto no se concrete, policías custodian la propiedad, que ha sido vallada, por un lado, para que no ingrese nadie y, por otro, para mayor seguridad de quienes transitan por las inmediaciones.

 

Sobre la instrucción de la causa, dijo que, si bien tienen un plazo de 30 días para trabajar las actuaciones, ya se han incorporado varias declaraciones testimoniales, informes, pericias, planos, expedientes municipales y vistas fotográficas. Consultado por El Diario de la República sobre si están acreditadas, por un lado, las modificaciones que se comenta ha habido en la propiedad de un tiempo a esta parte, y si estas contaban con la correspondiente autorización municipal, dijo que esto aún no ha sido informado, aunque aclaró que, por los testimonios que han tomado, no habría sido así. Será algo que, en todo caso, deberá ser justificado por los familiares.

 

 

Comentá vos tambien...