23.5°SAN LUIS - Miércoles 24 de Febrero de 2021

23.5°SAN LUIS - Miércoles 24 de Febrero de 2021

EN VIVO

Feria de emprendedores, la opción para comprar productos puntanos

Pan casero, choripanes, cuchillos, conservas, productos de herrería y cervezas son algunas de las ofertas.

Por redacción
| 24 de enero de 2021
Tarde compartida. Cientos de personas participan del encuentro que se realiza en el Centro Cultural José La Vía; está pensado para toda la familia. Fotos: Nicolás Varvara.

Me encanta este evento. A la feria pasada también vinimos. Ahora vamos a recorrer los dos días, incluso ya reservé algunos productos. Esperaremos con muchas ganas la próxima edición; ya le dije a mi hija que venga con la familia”, afirmó Teresita Chaer, una vecina de 77 años que recorrió ayer la Feria Creativa de Emprendimientos Puntanos, junto a su esposo, Nicolás Aparicio.

 

El encuentro de productores es una iniciativa que nació el año pasado, cuando la concejala Julieta Ponce organizó una feria que se desarrolló poco antes de la Navidad. Esta vez se trata de dos jornadas; hoy es el último día y se extiende de 17 a 21.

 

Los puntanos que visitan la feria pueden adquirir productos de diverso tipo, que van desde la gastronomía, hasta creaciones en herrería, mosaiquismo, macramé, entre otros. Para esta edición se sumaron 16 emprendimientos que por primera vez mostraron sus productos. Se trata de beneficiarios del banco de maquinarias, herramientas y materiales, que la Municipalidad de San Luis puso en marcha gracias a un convenio que firmó con el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.

 

 

 

“Estamos muy contentos. Las entregas terminaron en diciembre, unos días antes de las Fiestas de fin de año. Los emprendedores trabajan con esta ayuda que les permitió arrancar sus sueños, los sueños que tenían desde hace tiempo. Hoy están presentes algunos de ellos, tenemos el rubro textil, embutidos, gastronomía, plantas, todos productos elaborados en su casa. Es la primera vez que se presentan en una feria, estos proyectos se entregaron para una fuente de trabajo genuina, es una visión en la que nuestro intendente, Sergio Tamayo, nos acompaña”, sostuvo la directora de Abordaje Territorial de la Municipalidad de San Luis, Micaela Rodríguez.

 

“La pandemia nos pegó a todos muy fuerte, también a ellos. Hay personas que se superaron, que sufrieron violencia de género, discapacidades, hay mujeres solas, padres de familia, chicos muy jóvenes. El banco de herramientas de la Municipalidad forma parte de todos”, manifestó.

 

i bien la gama de productos es muy diversa, todos los emprendedores tienen en común la pasión por lo que hacen. Algunos tuvieron que invertir mucho sacrificio, lágrimas y superación, otros encontraron en lo artesanal un modo de manifestar sentimientos; lo cierto es que a todos los atraviesan historias, con lo que el producto pasa a tener un valor que va más allá de lo monetario.

 

 

 

“Venía muy mal económicamente, se me rompieron las herramientas y en los últimos tiempos trabajaba con máquinas prestadas. Ahora que adquirí el equipamiento necesario, se me facilitó el trabajo”, expresó Gregorio Alcaraz, del emprendimiento Herrería Chicho. Su esposa, Silvia Peirone, lo acompaña en cada evento, al igual que en la vida. “Siempre estamos juntos en todo”, afirmó.

 

Cada oferta que se encuentra en la feria posee buenos precios, especialmente si se tiene en cuenta el proceso de producción; los clientes certifican en cada compra su satisfacción.

 

“Yo vine a vivir a San Luis hace un año y medio desde Córdoba. A los 8 años empecé a vender pastelitos, en su tiempo mi mamá nos crió así, éramos siete hermanos. Recientemente tuve una muy mala experiencia de violencia de género. Tengo tres hijos. Vender mis pasteles es una posibilidad que nunca pensé encontrar. Con el programa de la Municipalidad pude adquirir las herramientas necesarias: antes fritaba en una lata de dulce de batata al fuego y amasaba con un palo de escoba”, expresó Yanina Acosta, del emprendimiento Mi Sueño.

 

 

 

Clara Ahumada, de Confecciones Zoe, ofrece diferentes productos de blanquería que cose con nuevas máquinas que adquirió con el banco de herramientas. “Todo surgió por unas amigas que me avisaron del beneficio y me anoté. Por suerte hago muchas costuras, que antes las desarrollaba con la maquinita familiar. Ahora me he dedicado a la blanquería, pero hago todo tipo de arreglos. Como a todos, estos últimos tiempos me han resultado difíciles. Soy pensionada y no alcanza, pero gracias a esta ayuda puedo salir adelante y luchar”, sostuvo.

 

Más allá de las ventas, las familias que recorren la feria pueden pasar un momento al aire libre, acompañadas con música. Algunos puestos gastronómicos tienen opciones para compartir el mate e incluso la cerveza, dado que también hay puestos de bebidas.

 

Además de comprar, se puede aprender e intercambiar conocimientos con los emprendedores, porque muchos de ellos saben aplicar técnicas ancestrales para crear sus ofertas.

 

Graciela Boni comparte sus productos de trecandís catalán y mosaiquismo. Las obras remontan a los romanos, a los bizantinos y a las diferentes técnicas que confluyeron en el modernismo.

 

"Los trabajos que hago devienen de una técnica que la hizo, en el modernismo, Antonio Gaudí, con botellas y un montón de cosas. Yo estudié arquitectura y me fui al modernismo, me instalé en el mosaico. Hago baños, casas, hago de todo, trato de dar el curso a mujeres que quieren aprender a trabajar este tipo de cosas como bachas, jaboneras y muebles de jardín”, explicó.

 

 

 

Detalló que en su puesto se pueden encontrar artículos confeccionados bajo el estilo romano, que va de la mano con la frase “todos los caminos conducen a Roma”, es decir, se trata de cuadrados que forman líneas que, por más que giren sobre diferentes sectores, siempre confluyen en el mismo lugar. También ofrece otros estilos, como el que rememora a los bizantinos, quienes buscaban la luz. Trabaja con materiales de otros países e incluso maneja pastas japonesas que simulan la porcelana, pero que al caer no se rompen. Una de las opciones más buscadas son las bachas que diseña exclusivamente para casas de barrio.

 

Los visitantes también pueden encontrar la cuchillería artesanal. Pablo Banovsky ofrece todo tipo de cuchillos tradicionales, que se hacen con el acero de los discos de arado. Junto a su hijo, Maximiliano, desarrollan un proceso en el que calientan el metal, lo templan, lo prensan para enderezarlo, le dan forma al cuchillo, lo cortan y lo vuelven a templar para darle dureza y luego el filo. Una vez que le colocan el cabo, lo atornillan, con lo que no se desajusta. Pueden hacer decoraciones de distinto tipo y trabajan los metales minuciosamente para que no pierdan milímetros; se trata de un trabajo muy artesanal que lleva tiempo y esfuerzo, pero que da resultados óptimos.

 

Comentá vos tambien...