SAN LUIS - Viernes 18 de Junio de 2021

SAN LUIS - Viernes 18 de Junio de 2021

EN VIVO

Cárcel para dos jóvenes que asaltaron y golpearon a un policía

Abordaron a la víctima con armas de fuego (una de ellas una "tumbera") cuando andaba en bicicleta. 

Por redacción
| 09 de mayo de 2021
Nuevo destino: la Penitenciaría. López y Godoy fueron trasladados por efectivos de la Comisaría 41ª.

Uno, Brandon Ezequiel López, fue detenido cerca del lugar donde hace 12 días ocurrió el delito del que lo acusan, el asalto a mano armada de un policía en inmediaciones a la Autopista de las Serranías Puntanas, a la altura del kilómetro 784. Mauro Godoy, el joven  señalado como su cómplice, fue aprehendido luego, en un allanamiento que los efectivos de la Comisaría 41ª hicieron en su casa, en el barrio Néstor Kirchner. Este domingo, con el peso de pruebas que los complican, fueron procesados con prisión preventiva por la jueza Penal 3, Virginia Palacios.

 

En la resolución, la magistrada hizo lugar parcialmente al cambio de calificación que habían solicitado los abogados que los asistieron. Fueron indagados por “Robo doblemente calificado”.  Pero la defensa consideró que el agravante de que el hecho fue en banda –es decir, con la intervención de al menos tres personas– quedó descartado con la declaración y ratificación del mismo damnificado, José Tello, quien refirió que dos jóvenes fueron quienes el miércoles 28 de abril a la mañana lo sorprendieron, golpearon e intimidaron con armas de fuego (siendo una de ellas de fabricación casera o “tumbera”, como se dice en la jerga callejera) para apropiarse de la bicicleta Venzo Skyline negra rodado 29  en la que se conducía y de otros efectos personales que llevaba en el rodado, como una riñonera con documentación. La jueza entendió que el hecho encuadraba en un “Robo calificado por el uso de arma de fuego”.

 

Tello, el denunciante, es un policía que está en situación de disponibilidad. El día del hecho había ido a la Seccional 34ª a notificarse de un oficio judicial. Al regresar tomó por la Autopista de las Serranías y a la altura del kilómetro 784 avanzó por un acceso posterior de tierra que permite entrar al barrio Mirador del Portezuelo. Allí, hay además de mucha arboleda, hay abundante maleza, y en ella estaban ocultos los dos jóvenes que lo sorprendieron a cara descubierta y lo golpearon con fines de robo, según asentó Tello en su presentación.

 

 

 

Entre los elementos probatorios que Palacios valoró se cuentan la denuncia y la ratificación de Tello y la declaración de los policías que, tras recibir esa mañana el alerta del hecho, localizaron a los sospechosos a bordo de la bicicleta sustraída. Al parecer, López la conducía y Godoy iba sentado en el caño, pero al ver a la Policía se bajó y siguió a pie.

 

Uno de los efectivos fue tras López y logró reducirlo a unos 300 metros del Motel Paraíso, con dirección al este.

 

Aprovechó que el imputado perdió la estabilidad y se cayó al tratar de subir a un cordón. El policía aseguró que el joven manipulaba un arma “tumbera” hecha con trozos de caños. La jueza consideró también las declaraciones de dos testigos de ese procedimiento policial.

 

El otro uniformado corrió tras Godoy. Explicó que no logró darle alcance ya que le llevaba mucha distancia, aunque pudo ver que ingresó en una casa de la manzana 233 del barrio Kirchner, a donde no entró. Después, con el aval de la Justicia, esa casa fue allanada.  Secuestraron documentación a nombre del damnificado, una cajas de balas calibre 22 con diez municiones y un arma de fuego calibre 22 cargada con seis municiones sin percutar.  Habría sido la usada en el asalto, refiere la resolución.

 

Por otro lado, a Tello le exhibieron y dijo que eran suyos la bicicleta Venzo secuestrada en el procedimiento (que tenía atada una bolsa de nylon de supermercado), la riñonera que estaba en el cuadro del rodado y un barbijo negro. También reconoció el arma “tumbera” que la Policía se incautó en el allanamiento y las prendas que vestía López. La remera, de color negro, tenía una singularidad: tenía escrito en la espalda Mbappe y el número 7 en letras blancas.

 

Comentá vos tambien...