eldiariodelarepublica.com
Una ley para proteger lo que se sabe de nosotros

Escuchá acá la 90.9

Escuchá acá la 90.9
X

Una ley para proteger lo que se sabe de nosotros

Con una denuncia se puede saber qué datos tiene de una persona una entidad y cómo los obtuvo.

En ocasiones basta comenzar a gestionar un préstamo en un banco para que otras entidades comiencen a ofrecer sus productos.

¿Coincidencia? Puede ser. Pero lo que suele ocurrir es que hay instituciones o personas que comparten información que los usuarios sólo entregan a un destinatario.

Para regular esto, se creó la Dirección Nacional de Protección de Datos Personales (PDP). Es el órgano del Gobierno de la República Argentina encargado del control de la Ley de Protección de datos personales (Ley 25.326) sancionada en el 2000, reglamentada en el  2001.

Con una denuncia se pueden conocer los datos particulares que constan en una base y saber cómo los obtuvo su responsable.

El organismo tiene su sede en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Está a su cargo el Registro Nacional de las Bases de Datos, un instrumento que tiene como fin conocer y controlar las bases  que circulan en el país y que pertenecen a la órbita del Ministerio de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos.

Asesora y asiste a los titulares de datos personales, recibiendo las denuncias y reclamos efectuados contra los responsables de los registros, archivos, bancos o bases de datos por violar los derechos de información, acceso, rectificación, actualización, supresión y confidencialidad en el tratamiento de los datos.

Justamente para evitar la distribución de esta información en el sitio www.jus.gob.ar/datos-personales/ se detallan alcances y acciones del organismo.

Las acusaciones que se hagan pueden servir para revelar deficiencias o incumplimientos a las normas aplicables en el tratamiento de los datos que hagan los archivos, registros de bancos o bases de datos.

El organismo expone que "en caso que una base de datos no cumpla con los requisitos que establece la ley para la protección de sus datos personales, el titular puede denunciar el hecho ante la PDP". En caso de comprobarse  se pueden aplicar sanciones administrativas al registro, archivo, base o banco de datos.

La entidad destaca que es importante que las denuncias sirven para revelar deficiencias o incumplimientos a las normas que regulan los datos personales de quienes administran esta información.

Ello ayudará al ente de control de los registros a que verifique el cumplimiento de los derechos consagrados en la ley.

La mala noticia para las personas del interior es que la presentación se debe hacer ante la Dirección Nacional de Protección de Datos Personales. Deberá hacerse por escrito y debe contar con el lugar y fecha, nombres, apellido, indicación de identidad (DNI, CUIL, CUIT) y el domicilio real y constituido del interesado y, de así considerarlo, un número telefónico que facilite el contacto.

También, la relación de los hechos y, si lo considera pertinente, la norma en que el interesado funde su derecho. La petición concretada, en términos claros y precisos.

Además, se pueden adjuntar todas las pruebas que puedan corroborar los hechos denunciados y la firma del interesado o de su representante legal o apoderado.

La presentación debe hacerse por triplicado. Los interesados pueden comunicarse al (011) 28210047 o enviar un correo electrónico a datospersonales@aaip.gob.ar.

En público

La Ley 25.326 establece en su artículo 5 los datos que pueden ser publicados sin consentimiento del titular. Son nombre, DNI, identificación tributaria o previsional, ocupación, fecha de nacimiento y domicilio.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Una ley para proteger lo que se sabe de nosotros

Con una denuncia se puede saber qué datos tiene de una persona una entidad y cómo los obtuvo.

Online. El asesoramiento para los reclamos es por Internet, pero lo denuncia se hace con papeles. Foto: Dirección Nacional.

En ocasiones basta comenzar a gestionar un préstamo en un banco para que otras entidades comiencen a ofrecer sus productos.

¿Coincidencia? Puede ser. Pero lo que suele ocurrir es que hay instituciones o personas que comparten información que los usuarios sólo entregan a un destinatario.

Para regular esto, se creó la Dirección Nacional de Protección de Datos Personales (PDP). Es el órgano del Gobierno de la República Argentina encargado del control de la Ley de Protección de datos personales (Ley 25.326) sancionada en el 2000, reglamentada en el  2001.

Con una denuncia se pueden conocer los datos particulares que constan en una base y saber cómo los obtuvo su responsable.

El organismo tiene su sede en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Está a su cargo el Registro Nacional de las Bases de Datos, un instrumento que tiene como fin conocer y controlar las bases  que circulan en el país y que pertenecen a la órbita del Ministerio de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos.

Asesora y asiste a los titulares de datos personales, recibiendo las denuncias y reclamos efectuados contra los responsables de los registros, archivos, bancos o bases de datos por violar los derechos de información, acceso, rectificación, actualización, supresión y confidencialidad en el tratamiento de los datos.

Justamente para evitar la distribución de esta información en el sitio www.jus.gob.ar/datos-personales/ se detallan alcances y acciones del organismo.

Las acusaciones que se hagan pueden servir para revelar deficiencias o incumplimientos a las normas aplicables en el tratamiento de los datos que hagan los archivos, registros de bancos o bases de datos.

El organismo expone que "en caso que una base de datos no cumpla con los requisitos que establece la ley para la protección de sus datos personales, el titular puede denunciar el hecho ante la PDP". En caso de comprobarse  se pueden aplicar sanciones administrativas al registro, archivo, base o banco de datos.

La entidad destaca que es importante que las denuncias sirven para revelar deficiencias o incumplimientos a las normas que regulan los datos personales de quienes administran esta información.

Ello ayudará al ente de control de los registros a que verifique el cumplimiento de los derechos consagrados en la ley.

La mala noticia para las personas del interior es que la presentación se debe hacer ante la Dirección Nacional de Protección de Datos Personales. Deberá hacerse por escrito y debe contar con el lugar y fecha, nombres, apellido, indicación de identidad (DNI, CUIL, CUIT) y el domicilio real y constituido del interesado y, de así considerarlo, un número telefónico que facilite el contacto.

También, la relación de los hechos y, si lo considera pertinente, la norma en que el interesado funde su derecho. La petición concretada, en términos claros y precisos.

Además, se pueden adjuntar todas las pruebas que puedan corroborar los hechos denunciados y la firma del interesado o de su representante legal o apoderado.

La presentación debe hacerse por triplicado. Los interesados pueden comunicarse al (011) 28210047 o enviar un correo electrónico a datospersonales@aaip.gob.ar.

En público

La Ley 25.326 establece en su artículo 5 los datos que pueden ser publicados sin consentimiento del titular. Son nombre, DNI, identificación tributaria o previsional, ocupación, fecha de nacimiento y domicilio.

Logín