eldiariodelarepublica.com
"Tu Techo, Tu Tierra": acusan a la Comuna de sacar gente del plan

Escuchá acá la 90.9
X

"Tu Techo, Tu Tierra": acusan a la Comuna de sacar gente del plan

Los beneficiarios aseguran que ya hubo dos casos y temen que hayan más.

El conflicto de muy larga data entre la Municipalidad de San Luis y los beneficiarios del plan "Tu Techo, Tu Tierra" sumó otro capítulo, porque los inscriptos ahora denuncian que los están sacando del sistema, por motivos que consideraron "injustos" e "ilógicos". Aseguraron que ayer sucedieron dos casos puntuales, y hay un temor generalizado de que pueda haber más, ya que coinciden en especular que el Municipio piensa en los terrenos de Granja La Amalia, para otras finalidades. Hace menos de un mes, la Comuna anunció la entrega de adjudicaciones de lotes.

Durante esta semana, el Municipio empezó a comunicarse vía mensaje de texto con los inscriptos del grupo A (para tener su terreno en Granja La Amalia, tienen que pagar 60 cuotas de 4.800 pesos para la urbanización del predio) para convocarlos en grupos, dependiendo de la terminación de su DNI, a partir del lunes que viene. El fin es completar la adjudicación del lote, algo que anunciaron hace casi un mes, asegurando que en pocos días iban a recibir los certificados, algo que nunca pasó, según los beneficiarios. Cuando a algunos de ellos no les llegó el mensaje, se acercaron a la sede de la calle Bolívar para consultar, y ahí empezaron los problemas.

"Fui para comunicarles que cambié de número de celular, así me podían enviar el mensaje de texto que les habían mandado al resto. Me atendieron, les di mi número de documento, y me comunicó la chica de mesa de entradas, que yo no estoy más en sistema, que me habían sacado. Tampoco me dio alguna alternativa de algo que pueda hacer para estar. Yo nunca renuncié ni dije que no quería estar más", aseguró Franco Lucero, uno de los perjudicados, y luego agregó sobre los motivos que le dieron: "Le mostré la carpeta que nos dieron en Sociedad Española, y me dijo que era vieja, que no tenía validez. Averigüé con otros beneficiarios, y me dicen que la carpeta que tienen todos es esa, no hubo nunca un cambio".

Fanny Dolcemáscolo también se acercó porque no había recibido el mensaje, y al llegar, se topó con la mala noticia. "Ahí me dijeron que automáticamente me bajaron al grupo B (en esta clasificación están los beneficiarios para tener un terreno en el barrio La República), por mi sueldo, que cobró una pensión, pero nunca me dijeron eso. Aparentemente no es el sueldo suficiente para estar en Granja La Amalia", afirmó, notoriamente enojada.

Luego continuó: "Me dijeron que me iban a dar un lote, pero tampoco me especificaron dónde, querían que firme eso. La verdad que no sé qué hacer, pero quiero luchar por lo que me inscribí en un comienzo. Yo estaba en el plan para tener un terreno en Granja La Amalia desde el 2013. Siempre estuve luchando por eso, todos estos años".

Con estas situaciones puntuales de bajar gente del plan, por motivos que no consideran válidos, los beneficiarios manifestaron que hay un malestar y un temor generalizado entre todo el grupo, de que estos dos casos no vayan a ser los únicos.

"La Municipalidad no tiene buena voluntad para ayudarnos. Veo que nos quieren perjudicar. Esta gente no solo pierde el sueño de tener su terreno, sino también la cantidad de años que estuvieron esperando, la posibilidad de inscribirse en otros planes de vivienda. ¿Quién les va a devolver todo esto?", señaló Graciela Ibáñez, otra de las beneficiarias, a quien sí le llegó el mensaje de texto, pero expresó su solidaridad con los damnificados.

"Yo lo que veo es que la Municipalidad tiene un interés de por medio con Granja La Amalia. Son terrenos para los que seguro tienen otra finalidad. En un principio los iban a destinar a la gente más humilde, pero ahora se dieron cuenta que es una mina de oro. Entonces quieren cansar a la gente para que dejen de reclamar, se terminen bajando del plan y para que ellos puedan hacer lo que quieran ahí", opinó Lucero, quien no dudó en amenazar con judicializar el problema, si no lo vuelven a reincorporar.

Aún persisten las discrepancias dentro del grupo sobre qué hacer con el plan de financiación impuesto por el Municipio. Ibáñez señaló que "la situación económica de cada uno es distinta. Hay algunos que pueden pagar lo que pide la Municipalidad, otros no. Y dentro de estos últimos están los que quieren resolverlo judicialmente, y los que directamente se cansaron y quieren salirse del plan. Queremos ponernos de acuerdo entre todos, porque es una situación muy complicada".

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

"Tu Techo, Tu Tierra": acusan a la Comuna de sacar gente del plan

Los beneficiarios aseguran que ya hubo dos casos y temen que hayan más.

Protesta. La Intendencia anunció las adjudicaciones hace un mes, pero los beneficiarios tienen dudas.

El conflicto de muy larga data entre la Municipalidad de San Luis y los beneficiarios del plan "Tu Techo, Tu Tierra" sumó otro capítulo, porque los inscriptos ahora denuncian que los están sacando del sistema, por motivos que consideraron "injustos" e "ilógicos". Aseguraron que ayer sucedieron dos casos puntuales, y hay un temor generalizado de que pueda haber más, ya que coinciden en especular que el Municipio piensa en los terrenos de Granja La Amalia, para otras finalidades. Hace menos de un mes, la Comuna anunció la entrega de adjudicaciones de lotes.

Durante esta semana, el Municipio empezó a comunicarse vía mensaje de texto con los inscriptos del grupo A (para tener su terreno en Granja La Amalia, tienen que pagar 60 cuotas de 4.800 pesos para la urbanización del predio) para convocarlos en grupos, dependiendo de la terminación de su DNI, a partir del lunes que viene. El fin es completar la adjudicación del lote, algo que anunciaron hace casi un mes, asegurando que en pocos días iban a recibir los certificados, algo que nunca pasó, según los beneficiarios. Cuando a algunos de ellos no les llegó el mensaje, se acercaron a la sede de la calle Bolívar para consultar, y ahí empezaron los problemas.

"Fui para comunicarles que cambié de número de celular, así me podían enviar el mensaje de texto que les habían mandado al resto. Me atendieron, les di mi número de documento, y me comunicó la chica de mesa de entradas, que yo no estoy más en sistema, que me habían sacado. Tampoco me dio alguna alternativa de algo que pueda hacer para estar. Yo nunca renuncié ni dije que no quería estar más", aseguró Franco Lucero, uno de los perjudicados, y luego agregó sobre los motivos que le dieron: "Le mostré la carpeta que nos dieron en Sociedad Española, y me dijo que era vieja, que no tenía validez. Averigüé con otros beneficiarios, y me dicen que la carpeta que tienen todos es esa, no hubo nunca un cambio".

Fanny Dolcemáscolo también se acercó porque no había recibido el mensaje, y al llegar, se topó con la mala noticia. "Ahí me dijeron que automáticamente me bajaron al grupo B (en esta clasificación están los beneficiarios para tener un terreno en el barrio La República), por mi sueldo, que cobró una pensión, pero nunca me dijeron eso. Aparentemente no es el sueldo suficiente para estar en Granja La Amalia", afirmó, notoriamente enojada.

Luego continuó: "Me dijeron que me iban a dar un lote, pero tampoco me especificaron dónde, querían que firme eso. La verdad que no sé qué hacer, pero quiero luchar por lo que me inscribí en un comienzo. Yo estaba en el plan para tener un terreno en Granja La Amalia desde el 2013. Siempre estuve luchando por eso, todos estos años".

Con estas situaciones puntuales de bajar gente del plan, por motivos que no consideran válidos, los beneficiarios manifestaron que hay un malestar y un temor generalizado entre todo el grupo, de que estos dos casos no vayan a ser los únicos.

"La Municipalidad no tiene buena voluntad para ayudarnos. Veo que nos quieren perjudicar. Esta gente no solo pierde el sueño de tener su terreno, sino también la cantidad de años que estuvieron esperando, la posibilidad de inscribirse en otros planes de vivienda. ¿Quién les va a devolver todo esto?", señaló Graciela Ibáñez, otra de las beneficiarias, a quien sí le llegó el mensaje de texto, pero expresó su solidaridad con los damnificados.

"Yo lo que veo es que la Municipalidad tiene un interés de por medio con Granja La Amalia. Son terrenos para los que seguro tienen otra finalidad. En un principio los iban a destinar a la gente más humilde, pero ahora se dieron cuenta que es una mina de oro. Entonces quieren cansar a la gente para que dejen de reclamar, se terminen bajando del plan y para que ellos puedan hacer lo que quieran ahí", opinó Lucero, quien no dudó en amenazar con judicializar el problema, si no lo vuelven a reincorporar.

Aún persisten las discrepancias dentro del grupo sobre qué hacer con el plan de financiación impuesto por el Municipio. Ibáñez señaló que "la situación económica de cada uno es distinta. Hay algunos que pueden pagar lo que pide la Municipalidad, otros no. Y dentro de estos últimos están los que quieren resolverlo judicialmente, y los que directamente se cansaron y quieren salirse del plan. Queremos ponernos de acuerdo entre todos, porque es una situación muy complicada".

Logín