5.1°SAN LUIS - Jueves 13 de Agosto de 2020

5.1°SAN LUIS - Jueves 13 de Agosto de 2020

EN VIVO

Victoria Straiger Fernández, la chica con alas

Una adolescente tomó la decisión de cambiar su viaje a Disney por un seminario en Nueva York y no se arrepiente.

Por redacción
| 13 de septiembre de 2018
Un salto hacia el triunfo. Victoria en un momento crucial de su vida. Foto: Gentileza Martina Ferreyra.

El viaje a Disney era un sueño casi concretado para Victoria Straiger Fernández y sus amigas que luego de festejar sus 15 años decidieron conocer el parque temático más famoso del mundo. Pero todo cambió. La chica, bailarina de una academia de la provincia, recibió la noticia que quedó seleccionada para realizar el curso intensivo de verano en la academia del "American Ballet" de Nueva York y no le tembló el pulso. Decidió postergar el viaje a Orlando para embarcarse sola a la aventura de tutús y zapatillas de ballet.

 

Straiger pertenece a la academia "L'art Ballet", de Carla Celi. La bailarina llegó hace un año al estudio y al instante comenzó a prepararse para audicionar en las convocatorias que el bailarín Andrei Vassiliev realizó durante el 2017 en San Luis.

 

"Cuando entré a la academia mis compañeras se preparaban para los seminarios. Sin pensarlo yo también comencé a entrenar a la par y cuando llegó el día audicioné. La selección no me la esperaba porque era un estilo de danza diferente al que yo no estaba acostumbrada, era muy exigente, pero tuve la suerte de quedar", expresó Victoria.

 

El siguiente paso era contarles a sus padres que el viaje a Disney no iba a ser posible. Un nuevo destino esperaba a la jovencita, que tenía decidido no dar marcha atrás. "Cuando me enteré de la noticia esperé a que mi papá me pasara a buscar por la academia y le conté todo. Le dije que Nueva York me esperaba y durante un mes y medio estaría fuera de casa. Prioricé la danza y fue la mejor decisión que tomé", aseguró con un convencimiento más acorde a una mujer que a una jovencita.

 

El momento crucial para Victoria fue dejar a su familia, más que nada a su hermano mellizo, por un largo tiempo. "Fue complicado porque voy junto a ellos para todos lados, somos muy unidos.  Mi familia es la que más me apoya en todas las decisiones que tomo, pero estar tan lejos de ellos fue difícil. El reencuentro fue fuerte y emocionante", recordó, ya de regreso.

 

Straiger viajó a Nueva York el 11 de junio en compañía de su papá. Durante una semana recorrió de punta a punta la ciudad porque sabía que los próximos días no tendría tiempo de visitar tantos lugares. "El 17 me interné en el campus de la academia, justo se celebraba el Día del Padre entonces decidí que mi papá me acompañara hasta la puerta. Ahí sentí que comenzaba la aventura", expresó Victoria.

 

Durante su estadía estadounidense la bailarina aprendió los conocimientos más importantes de la danza clásica y no paró de bailar ni un instante. "Conocí muchas cosas que me sirvieron para seguir perfeccionándome ahora que estoy de regreso. Además bailábamos todos los días, todo el día. Fue una experiencia muy gratificante", agregó satisfecha.

 

No solo la danza fue lo primordial para Victoria en sus días neoyorquinos. La chica cosechó muchos amigos durante una estadía inolvidable. "Conocí a un grupo de chicos de todas las edades y de diferentes culturas. En la academia hay becados de diferentes partes del mundo y muchos argentinos, algo que me dejó sorprendida", recordó Victoria, quien tuvo, en medio de toda esa vorágine, otra revelación.

 

"Me encontré con un puntano y una mercedina con los que seguimos en contacto", contó la bailarina que compartió clases y salidas con chicos brasileros, americanos, israelitas, entre otros que espera volver a ver pronto.

 

Victoria regresó a San Luis con la cabeza repleta de conocimientos y el cuerpo listo para seguir bailando. "Volvería mil veces a Nueva York o a cualquier academia que me dé la posibilidad de perfeccionarme. Esta fue mi primera prueba, la que me impulsó a seguir en un futuro con la carrera de bailarina", concluyó.

 

Comentá vos tambien...