Escuchá acá la 90.9

Escuchá acá la 90.9
X

Más de 200.000 mujeres y disidentes sexuales marcharon en La Plata

Mujeres, indígenas, trans, travestis y lesbianas marcharon en La Plata, bajo la consigna de 'Aborto legal y seguro y medidas urgentes que frenen los femicidios'. Fue en el cierre del 34º Encuentro Nacional de Mujeres.

En una manifestación multitudinaria, mujeres, integrantes de los pueblos originarios, trans, travestis y lesbianas marcharon este domingo por el centro de La Plata, bajo la consigna de Aborto Legal y Seguro, el reclamo de medidas que frenen los femicidios y por un feminismo plurinacional, en el marco de los actos de cierre del 34º Encuentro Nacional de Mujeres que se celebró desde el sábado en la capital de la provincia de Buenos Aires.

 

 

"No queremos más femicidios, ni trata ni explotación" y "aborto legal, en el hospital" fueron los cánticos más escuchados en una marcha de más de tres kilómetros de largo en la que participaron agrupaciones feministas, ramas de mujeres políticas, sindicales y universitarias de distintas provincias, centros estudiantiles secundarios, trans, travestis y mujeres autoconvocadas.

 

 

La tradicional marcha, que simboliza el cierre del encuentro, partió pasadas las 18 de las calles 1 y 60 de la ciudad de La Plata, cerca de la estación de servicio donde fue vista por última vez Johana Ramallo -víctima de trata y femicidio- y justamente una de las columnas que movilizó fue la del Movimiento Abolicionista, que lucha para abolir la prostitución como forma de erradicar la trata de personas.

Nora Pulido (67), integrante de la campaña abolicionista, expresó: "queremos que ni una mujer más sea víctima de la prostitución. No estamos en contra de las personas en prostitución, consideramos que son nuestras compañeras y están sufriendo una doble y triple discriminación por pobres y por el patriarcado", expresó.

 

 

"Y mirá todas las jóvenes que nos acompañan, porque jóvenes y adolescentes están hartas de la cosificación, la pornografía y del uso violento del cuerpo por los machos. La prostitución es el pilar del patriarcado. Queremos un mundo sin opresores, sin explotados y sin mujeres oprimidas por la prostitución. Ése es el mundo del futuro", afirmó.

 

 

Cata (16) oía con admiración a la mujer que hablaba así y asentía ante cada palabra para luego contar que "lo mejor que me pasó en la vida es participar de este encuentro, conocer chicas de todo el país, ver que nos pasa lo mismo, me da más fuerza para luchar por el aborto y para que no nos sigan matando", remarcó.

 

 

"Esta marea verde ya no la puede parar nadie, el aborto será ley, me conmueve ver todo lo que se logró y ver a chicas tan jovencitas y a la vez tan seguras de que el aborto debe ser legal, seguro y gratuito", expresó Elena (56) que, sin pertenecer a agrupación alguna, se sumó a la marcha cuando ésta pasó cerca de la entrada a su edificio.

 

 

La marcha de mujeres pasó frente a la Casa de Gobierno de la provincia de Buenos Aires, frente a la cual cantaron consignas que repudiaban el recorte de partidas destinadas a erradicar la violencia de género.

 

 

También estuvieron presentes familiares de víctimas de femicidio, entre ellas Marta Montero, madre de Lucía Pérez, la adolescente de 16 años violada y asesinada hace dos años en Mar del Plata, quien expresó, mientras sostenía una foto de su hija: "queremos a nuestras hijas vivas y plenas".

Tania (45), que marchaba con la columna de ATE, afirmó con emoción que esta marcha "muestra el empoderamiento femenino y los logros que estamos obteniendo".

 

 

Mariela (44), quien viajó desde Chubut, destacó que "del encuentro me llevo mucha fuerza, energía, y la esperanza de que las mujeres vamos a lograr lo que nos proponemos", destacó.

 

Toda Latinoamérica representada

 

Unas treinta cuadras de personas era lo que ocupaba la Marcha Plurinacional, sin embargo allí estaba representada toda América Latina. Sin policías que cortaran el tránsito, solo con vallados cerca de las instituciones gubernamentables, las propias manifestantes cortaron las calles y dirigían la marcha que ocupó una sola mano de la avenida principal de la ciudad de La Plata, la diagonal 74, dejando lugar al paso de los autos.

 

 

Tomadas de las manos, las participantes formaron vallas humanas para que nadie resultara herido. Como siempre y una vez más, las mujeres se cuidaron entre ellas ante un Estado ausente.

 

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Más de 200.000 mujeres y disidentes sexuales marcharon en La Plata

Mujeres, indígenas, trans, travestis y lesbianas marcharon en La Plata, bajo la consigna de 'Aborto legal y seguro y medidas urgentes que frenen los femicidios'. Fue en el cierre del 34º Encuentro Nacional de Mujeres.

Fotos: Marianela Sánchez - NA.

En una manifestación multitudinaria, mujeres, integrantes de los pueblos originarios, trans, travestis y lesbianas marcharon este domingo por el centro de La Plata, bajo la consigna de Aborto Legal y Seguro, el reclamo de medidas que frenen los femicidios y por un feminismo plurinacional, en el marco de los actos de cierre del 34º Encuentro Nacional de Mujeres que se celebró desde el sábado en la capital de la provincia de Buenos Aires.

 

 

"No queremos más femicidios, ni trata ni explotación" y "aborto legal, en el hospital" fueron los cánticos más escuchados en una marcha de más de tres kilómetros de largo en la que participaron agrupaciones feministas, ramas de mujeres políticas, sindicales y universitarias de distintas provincias, centros estudiantiles secundarios, trans, travestis y mujeres autoconvocadas.

 

 

La tradicional marcha, que simboliza el cierre del encuentro, partió pasadas las 18 de las calles 1 y 60 de la ciudad de La Plata, cerca de la estación de servicio donde fue vista por última vez Johana Ramallo -víctima de trata y femicidio- y justamente una de las columnas que movilizó fue la del Movimiento Abolicionista, que lucha para abolir la prostitución como forma de erradicar la trata de personas.

Nora Pulido (67), integrante de la campaña abolicionista, expresó: "queremos que ni una mujer más sea víctima de la prostitución. No estamos en contra de las personas en prostitución, consideramos que son nuestras compañeras y están sufriendo una doble y triple discriminación por pobres y por el patriarcado", expresó.

 

 

"Y mirá todas las jóvenes que nos acompañan, porque jóvenes y adolescentes están hartas de la cosificación, la pornografía y del uso violento del cuerpo por los machos. La prostitución es el pilar del patriarcado. Queremos un mundo sin opresores, sin explotados y sin mujeres oprimidas por la prostitución. Ése es el mundo del futuro", afirmó.

 

 

Cata (16) oía con admiración a la mujer que hablaba así y asentía ante cada palabra para luego contar que "lo mejor que me pasó en la vida es participar de este encuentro, conocer chicas de todo el país, ver que nos pasa lo mismo, me da más fuerza para luchar por el aborto y para que no nos sigan matando", remarcó.

 

 

"Esta marea verde ya no la puede parar nadie, el aborto será ley, me conmueve ver todo lo que se logró y ver a chicas tan jovencitas y a la vez tan seguras de que el aborto debe ser legal, seguro y gratuito", expresó Elena (56) que, sin pertenecer a agrupación alguna, se sumó a la marcha cuando ésta pasó cerca de la entrada a su edificio.

 

 

La marcha de mujeres pasó frente a la Casa de Gobierno de la provincia de Buenos Aires, frente a la cual cantaron consignas que repudiaban el recorte de partidas destinadas a erradicar la violencia de género.

 

 

También estuvieron presentes familiares de víctimas de femicidio, entre ellas Marta Montero, madre de Lucía Pérez, la adolescente de 16 años violada y asesinada hace dos años en Mar del Plata, quien expresó, mientras sostenía una foto de su hija: "queremos a nuestras hijas vivas y plenas".

Tania (45), que marchaba con la columna de ATE, afirmó con emoción que esta marcha "muestra el empoderamiento femenino y los logros que estamos obteniendo".

 

 

Mariela (44), quien viajó desde Chubut, destacó que "del encuentro me llevo mucha fuerza, energía, y la esperanza de que las mujeres vamos a lograr lo que nos proponemos", destacó.

 

Toda Latinoamérica representada

 

Unas treinta cuadras de personas era lo que ocupaba la Marcha Plurinacional, sin embargo allí estaba representada toda América Latina. Sin policías que cortaran el tránsito, solo con vallados cerca de las instituciones gubernamentables, las propias manifestantes cortaron las calles y dirigían la marcha que ocupó una sola mano de la avenida principal de la ciudad de La Plata, la diagonal 74, dejando lugar al paso de los autos.

 

 

Tomadas de las manos, las participantes formaron vallas humanas para que nadie resultara herido. Como siempre y una vez más, las mujeres se cuidaron entre ellas ante un Estado ausente.

 

 

Logín