Escuchá acá la 90.9

Escuchá acá la 90.9
X

Colón luchó hasta el final, pero perdió ante Independiente del Valle

Fue 3 a 1 en "La Nueva Olla" de Asunción del Paraguay. Sin volumen de juego, el 'Sabalero' cayó merecidamente ante los ecuatorianos. Luis León, bajo un diluvio, abrió la cuenta a los 25' del primer tiempo. Tras la reanudación, luego de que el partido estuviera demorado 30 minutos, Jhon Sánchez, a los 42', puso el 2 a 0. El elenco de Lavallén descontó de la mano de Emanuel Olivera a los 44' del complemento, pero no le alcanzó. Ya en tiempo agregado, Cristian Dájome puso el 3-1 final. A los 10' del segundo tiempo el 'Pulga' Rodríguez malogró un penal.

A pesar de mostrar amor propio hasta el último momento, Colón de Santa Fe no pudo ganar su primer título internacional al perder 3 a 1 frente a Independiente del Valle, que se consagró campeón de la Copa Sudamericana, en un partido disputado en "La Nueva Olla" de Asunción.

El juego decisivo se vio alterado por un verdadero diluvio que cayó sobre la capital paraguaya durante todo el primer tiempo, que en el arranque fue parejo y cerrado, aunque la gran cantidad de agua que caía anegó el campo de juego e impidió el normal desarrollo de las acciones.

Sin embargo, cuando el reloj marcaba los 25 minutos, un tiro libre fruto de una infracción innecesaria de Colón le dio una chance inmejorable a los ecuatorianos que no desaprovecharon: el envío llegó al corazón del área santafesina, el 'Sabalero' marcó muy mal y Luis Fernando León pudo cabecear muy cómodo para sorprender al arquero Leonardo Burián, a quien la pelota le pasó por entre las piernas. 

El 1 a 0 era inmerecido porque ante semejante aguacero nadie pudo hacer pie ni jugar al fútbol, al menos, de manera discreta. Sin embargo, Independiente del Valle aprovechó al máximo su oportunidad y cuando iban 30 minutos, el árbitro Raphael Claus decidió interrumpir el juego y tomarse media hora para ver si mejoraban las condiciones climáticas.

Tras ese tiempo, la tormenta disminuyó, el campo de juego de 'La Nueva Olla' drenó bien, el balón pudo rodar normalmente y el juego continuó.

Pero Colón no mejoró. No pudo hilvanar juego, no supo generar fútbol y comenzó a desesperarse, aunque llovía menos y la cancha rodaba casi normalmente, le costó mucho crear juego asociado y la figura del argentino Cristian Pellerano creció en el mediocampo ecuatoriano. El nerviosismo se apoderó de los santafesinos y eso generó más imprecisiones.  

Con la ventaja en su favor, los ecuatorianos esperaron la mejor ocasión para dar otro golpe y cuando el reloj marcaba los 42 minutos, una pelota recuperada en el mediocampo derivó en el veloz Jhon Sánchez, que picó hacia el área y definió a tres dedos ante la estirada desesperada de los centrales argentinos.  

En el complemento el panorama no cambió demasiado. Colón salió con todo el estadio a su favor en busca del descuento, pero sus propias limitaciones lo maniataron ante un Independiente del Valle que jugó con más aplomo al encontrarse con la ventaja. Los ecuatorianos, inteligentes, hicieron circular el balón, se agruparon bien en su campo y no cometieron faltas que derivaran en tiros libres peligrosos. Sin ideas de juego y con un 'Pulga' Rodríguez bien controlado, los santafesinos solo apelaron al pelotazo en ataque y a los centros al área.

Para peor, cuando iban 10' el 'Pulga' Rodríguez no pudo marcar el descuento de penal (el árbitro lo revisó con el VAR) que el arquero Pinos le contuvo tirándose a su derecha.   

Con más garra que fútbol y después de tanta búsqueda, los argentinos tuvieron su premio cuando el partido se iba: a los 44' del complemento, tras un centro, Emanuel Olivera empujó la pelota a la red. A partir de allí, todo fue atacar sin orden, y en el último minuto un mal pase en la salida de Colón quedó en los pies de Cristian Dájome, que marcó el 3-1 con Burián ya vencido. Fue el final para un Colón que no jugó bien el partido más importante de su historia, aunque cayó con al frente en alto.

 

 

 

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Colón luchó hasta el final, pero perdió ante Independiente del Valle

Fue 3 a 1 en "La Nueva Olla" de Asunción del Paraguay. Sin volumen de juego, el 'Sabalero' cayó merecidamente ante los ecuatorianos. Luis León, bajo un diluvio, abrió la cuenta a los 25' del primer tiempo. Tras la reanudación, luego de que el partido estuviera demorado 30 minutos, Jhon Sánchez, a los 42', puso el 2 a 0. El elenco de Lavallén descontó de la mano de Emanuel Olivera a los 44' del complemento, pero no le alcanzó. Ya en tiempo agregado, Cristian Dájome puso el 3-1 final. A los 10' del segundo tiempo el 'Pulga' Rodríguez malogró un penal.

A pesar de mostrar amor propio hasta el último momento, Colón de Santa Fe no pudo ganar su primer título internacional al perder 3 a 1 frente a Independiente del Valle, que se consagró campeón de la Copa Sudamericana, en un partido disputado en "La Nueva Olla" de Asunción.

El juego decisivo se vio alterado por un verdadero diluvio que cayó sobre la capital paraguaya durante todo el primer tiempo, que en el arranque fue parejo y cerrado, aunque la gran cantidad de agua que caía anegó el campo de juego e impidió el normal desarrollo de las acciones.

Sin embargo, cuando el reloj marcaba los 25 minutos, un tiro libre fruto de una infracción innecesaria de Colón le dio una chance inmejorable a los ecuatorianos que no desaprovecharon: el envío llegó al corazón del área santafesina, el 'Sabalero' marcó muy mal y Luis Fernando León pudo cabecear muy cómodo para sorprender al arquero Leonardo Burián, a quien la pelota le pasó por entre las piernas. 

El 1 a 0 era inmerecido porque ante semejante aguacero nadie pudo hacer pie ni jugar al fútbol, al menos, de manera discreta. Sin embargo, Independiente del Valle aprovechó al máximo su oportunidad y cuando iban 30 minutos, el árbitro Raphael Claus decidió interrumpir el juego y tomarse media hora para ver si mejoraban las condiciones climáticas.

Tras ese tiempo, la tormenta disminuyó, el campo de juego de 'La Nueva Olla' drenó bien, el balón pudo rodar normalmente y el juego continuó.

Pero Colón no mejoró. No pudo hilvanar juego, no supo generar fútbol y comenzó a desesperarse, aunque llovía menos y la cancha rodaba casi normalmente, le costó mucho crear juego asociado y la figura del argentino Cristian Pellerano creció en el mediocampo ecuatoriano. El nerviosismo se apoderó de los santafesinos y eso generó más imprecisiones.  

Con la ventaja en su favor, los ecuatorianos esperaron la mejor ocasión para dar otro golpe y cuando el reloj marcaba los 42 minutos, una pelota recuperada en el mediocampo derivó en el veloz Jhon Sánchez, que picó hacia el área y definió a tres dedos ante la estirada desesperada de los centrales argentinos.  

En el complemento el panorama no cambió demasiado. Colón salió con todo el estadio a su favor en busca del descuento, pero sus propias limitaciones lo maniataron ante un Independiente del Valle que jugó con más aplomo al encontrarse con la ventaja. Los ecuatorianos, inteligentes, hicieron circular el balón, se agruparon bien en su campo y no cometieron faltas que derivaran en tiros libres peligrosos. Sin ideas de juego y con un 'Pulga' Rodríguez bien controlado, los santafesinos solo apelaron al pelotazo en ataque y a los centros al área.

Para peor, cuando iban 10' el 'Pulga' Rodríguez no pudo marcar el descuento de penal (el árbitro lo revisó con el VAR) que el arquero Pinos le contuvo tirándose a su derecha.   

Con más garra que fútbol y después de tanta búsqueda, los argentinos tuvieron su premio cuando el partido se iba: a los 44' del complemento, tras un centro, Emanuel Olivera empujó la pelota a la red. A partir de allí, todo fue atacar sin orden, y en el último minuto un mal pase en la salida de Colón quedó en los pies de Cristian Dájome, que marcó el 3-1 con Burián ya vencido. Fue el final para un Colón que no jugó bien el partido más importante de su historia, aunque cayó con al frente en alto.

 

 

 

 

Logín