24.2°SAN LUIS - Viernes 30 de Octubre de 2020

24.2°SAN LUIS - Viernes 30 de Octubre de 2020

EN VIVO

El arte y el dolor, en los ojos de Chavela Vargas

Este mes, Netflix estrenó “Chavela”, un documental realizado en 2017 que narra la vida de la artista de rancheras, que logró imponerse en un mundo de hombres. 

Por Raquel Wolansky
| 18 de julio de 2020
La cantante de rancheras se tuvo que abrir paso en un México hipermachista y patriarcal.

“Yo soñaba con ese paraíso que se llamaba México y México me enseñó a ser lo que soy… pero no con besos y abrazos, sino a patadas y manotazos. México me agarró y me dijo: 'Te voy a hacer mujer, te voy a criar en tierra de hombres'”. Así define Chavela Vargas su amor por el arte, por la música y por ese país que no le hizo las cosas fáciles, como a cualquier mujer que en los años 50 no encuadraba en las normas y que osaba vestir pantalones.

 

Este mes, Netflix estrenó “Chavela”, un documental realizado en 2017 por Catherine Gund y Daresha Kyi, quienes accedieron a una entrevista con la estrella de las rancheras en 1991, cuando ella ya promediaba los 70 años, con un largo camino transitado: “Yo abrí surcos, abrí caminos. Pero sufrí mucho, mucho dolor, muchas ofensas…”

 

El documental narra su historia, contada por ella desde la adultez, sabia. Habla de sus primeros años en Costa Rica, donde nació, de una infancia rebelde y solitaria en la que no “encuadraba”. Pero su obsesión por cantar la sacó a flote y la llevó a cumplir su sueño de llegar a México: “Yo nací cantando”, dice.

 

 

 

Chavela y Frida, un amor que trascendió el tiempo. 

 

 

Cuenta cómo tuvo que ir sacando su verdadera personalidad en los escenarios de forma paulatina para ser aceptada en ese México hipermachista y patriarcal. Aunque en sus primeras presentaciones trató de cumplir con los estereotipos de la “feminidad”, fracasó: “Vestida de mujer parecía travesti y la verdad ni fu, ni fa. Pero me puse los pantalones y ahí el público me escuchó y se quedó callado”.

 

Chavela tuvo que abrirse espacios es ese México macho y misógino, en donde una lesbiana solo tenía lugar en tabernas. Recién pudo llegar a un teatro en el final de su carrera. En este contexto, tuvo que mostrarse más fuerte, mas hombruna y más borracha que cualquiera de los cantores de su alrededor.

 

Chavela fraseó cada una de las palabras, les dio vida, las personificó haciendo más creíble todo lo que canta la canción mexicana. Tomó el género, lo desarmó, lo rearmó y en ese ejercicio dejó de lado los adornos, los maquillajes y construyó una canción esencial en donde todo giró en torno de como suele morir el amor y a veces, de cómo sobrevive.

 

 

Comentá vos tambien...