Escuchá acá la 90.9

Escuchá acá la 90.9
X

El Municipio de Villa Mercedes intimó a dueños de 46 terrenos abandonados


El Municipio avanza con su intención de revertir la situación actual de unos cien terrenos baldíos que existen en la ciudad y cuyos propietarios no aparecen. Mediante una herramienta que le otorgó una ordenanza del año pasado publicó 46 nuevos edictos de lotes que fueron objeto de actas de infracción por no estar en condiciones y ahora cada caso avanza hacia lo que podría ser una ejecución de las propiedades.


Una de los principales quejas de los vecinos que llaman al Sistema Único de Reclamos (línea 147) refiere a la presencia en su cuadra o barrio de algún baldío lleno de malezas, escombros, basura, animales, o punto de encuentro de personas de malvivir.


Las inspecciones que realizaba el Municipio y la correspondiente acta de infracción no podían avanzar porque en muchos casos no se lograba encontrar a los propietarios y notificarlos. Eso cambió con la implementación de los edictos.


“La ordenanza 592 del año pasado habilita a que en los casos donde es imposible notificar al propietario se pueda utilizar un edicto que se publica en el Boletín Oficial y en el diario de mayor tirada por una única vez. Cuando eso sucede, se lo toma como una notificación fehaciente y así podemos  cursar el acta al Tribunal de Faltas y la jueza tomar las medidas pertinentes”, señaló Viginia Scally, secretaria de Espacios Verdes.


En noviembre del año pasado utilizaron esta “nueva herramienta” con los primeros 28 terrenos, y ayer publicaron otros 46 baldíos. Las autoridades estiman que antes de fin de año publicarán al menos otros 26 del centenar con irregularidades que existen en la ciudad.


“Algunos terrenos suelen estar en sucesión y entonces nadie se hace cargo hasta que haya un dictamen, hay otros que tienen un nuevo dueño que no declaró su domicilio en el área de Catastro y no lo podemos encontrar. Son expedientes de larga data, es un proceso largo hasta llegar a publicar el edicto”, dijo la ingeniera.


El Municipio asegura que el objetivo es lograr que cada dueño de un terreno o baldío se haga responsable de la propiedad, la mantenga limpia, cerrada y sin posibilidad de que afecte la higiene o seguridad de otros vecinos. En los casos en los que después de publicado el edicto no se presenten los titulares, se da inicio a la vía de ejecución por vía judicial.


“Después de que se publican, las actas de infracción van al Juzgado de Faltas, de allí vienen a mí área y procedemos a ver el estado de deuda y hacemos juicios de apremio. Es un juicio ejecutivo para hacer el cobro de la deuda por tasas, más limpieza y todo lo que se haya hecho por parte del Municipio en el terreno”, señaló Mónica Limina, responsable del área Administración Legal y Recupero de Inmuebles Fiscales.


Los edictos indican el nombre del propietario que figura en los registros municipales y datos del lote como dirección, manzana, finca, parcela, superficie y la fecha y número de acta de infracción. Los 28 baldíos que fueron publicados el año pasado avanzan por un camino judicial que puede durar un año.


“Iniciamos el proceso judicial y luego saldrá a remate para que alguien lo adquiera y se haga responsable. Si en el remate no hay compradores, se puede compensar las deudas y el terreno queda para el Municipio que lo puede utilizar en beneficio del bien público, algo que requiera la sociedad”, concluyó Limina.


De la primera tanda de terrenos publicados en noviembre, hubo un "25 o 30 por ciento" de los propietarios que se acercó a responder ante las infracciones. Las personas que posean alguno de los terrenos publicados en los edictos deben dirigirse a las oficinas del Tribunal de Faltas Municipal, en San Juan y avenida Perón.


Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

El Municipio de Villa Mercedes intimó a dueños de 46 terrenos abandonados

De todo. Algunos terrenos además de las malezas, poseen escombros, ramas y residuos.

El Municipio avanza con su intención de revertir la situación actual de unos cien terrenos baldíos que existen en la ciudad y cuyos propietarios no aparecen. Mediante una herramienta que le otorgó una ordenanza del año pasado publicó 46 nuevos edictos de lotes que fueron objeto de actas de infracción por no estar en condiciones y ahora cada caso avanza hacia lo que podría ser una ejecución de las propiedades.


Una de los principales quejas de los vecinos que llaman al Sistema Único de Reclamos (línea 147) refiere a la presencia en su cuadra o barrio de algún baldío lleno de malezas, escombros, basura, animales, o punto de encuentro de personas de malvivir.


Las inspecciones que realizaba el Municipio y la correspondiente acta de infracción no podían avanzar porque en muchos casos no se lograba encontrar a los propietarios y notificarlos. Eso cambió con la implementación de los edictos.


“La ordenanza 592 del año pasado habilita a que en los casos donde es imposible notificar al propietario se pueda utilizar un edicto que se publica en el Boletín Oficial y en el diario de mayor tirada por una única vez. Cuando eso sucede, se lo toma como una notificación fehaciente y así podemos  cursar el acta al Tribunal de Faltas y la jueza tomar las medidas pertinentes”, señaló Viginia Scally, secretaria de Espacios Verdes.


En noviembre del año pasado utilizaron esta “nueva herramienta” con los primeros 28 terrenos, y ayer publicaron otros 46 baldíos. Las autoridades estiman que antes de fin de año publicarán al menos otros 26 del centenar con irregularidades que existen en la ciudad.


“Algunos terrenos suelen estar en sucesión y entonces nadie se hace cargo hasta que haya un dictamen, hay otros que tienen un nuevo dueño que no declaró su domicilio en el área de Catastro y no lo podemos encontrar. Son expedientes de larga data, es un proceso largo hasta llegar a publicar el edicto”, dijo la ingeniera.


El Municipio asegura que el objetivo es lograr que cada dueño de un terreno o baldío se haga responsable de la propiedad, la mantenga limpia, cerrada y sin posibilidad de que afecte la higiene o seguridad de otros vecinos. En los casos en los que después de publicado el edicto no se presenten los titulares, se da inicio a la vía de ejecución por vía judicial.


“Después de que se publican, las actas de infracción van al Juzgado de Faltas, de allí vienen a mí área y procedemos a ver el estado de deuda y hacemos juicios de apremio. Es un juicio ejecutivo para hacer el cobro de la deuda por tasas, más limpieza y todo lo que se haya hecho por parte del Municipio en el terreno”, señaló Mónica Limina, responsable del área Administración Legal y Recupero de Inmuebles Fiscales.


Los edictos indican el nombre del propietario que figura en los registros municipales y datos del lote como dirección, manzana, finca, parcela, superficie y la fecha y número de acta de infracción. Los 28 baldíos que fueron publicados el año pasado avanzan por un camino judicial que puede durar un año.


“Iniciamos el proceso judicial y luego saldrá a remate para que alguien lo adquiera y se haga responsable. Si en el remate no hay compradores, se puede compensar las deudas y el terreno queda para el Municipio que lo puede utilizar en beneficio del bien público, algo que requiera la sociedad”, concluyó Limina.


De la primera tanda de terrenos publicados en noviembre, hubo un "25 o 30 por ciento" de los propietarios que se acercó a responder ante las infracciones. Las personas que posean alguno de los terrenos publicados en los edictos deben dirigirse a las oficinas del Tribunal de Faltas Municipal, en San Juan y avenida Perón.


Logín